Navigation – Plan du site
El pasado presente - n°2
Marisa Lazzari

El pasado-presente como espacio social vivido: identidades y materialidades en Sudamérica y más allá

[16/10/2013]

Texte intégral

1En esta actualización del dossier continuamos con el desarrollo de los temas centrales que caracterizaron la discusión de los talleres interdisciplinarios realizados en 2010 en el marco del proyecto “Identidades como redes socio-materiales: perspectivas desde Sudamérica y más allá” (http://identities.exeter.ac.uk/​), financiado por Arts and Humanities Research Council (Gran Bretaña), con el apoyo del Instituto de Arqueología y Museo, Universidad Nacional de Tucumán, el Departamento de Arqueología, Universidad de Exeter y el Instituto de Estudios Sociales Superiores (ISES, CONICET, Tucumán). Cabe recordar que los artículos incluidos en este dossier y su actualización constituyen trabajos originales que si bien están basados en las ponencia presentadas en el taller, expanden, profundizan y reelaboran los casos y perspectivas discutidas a la luz de los intercambios intelectuales que tuvieron lugar en aquel marco de encuentro interdisciplinario.

2Las consignas de reflexión propuestas por el mencionado proyecto consideraron los siguientes ejes temáticos: (a) materialidad e identidad; (b) el pasado-presente como espacio vivido; (c) la trans- o (post) disciplinariedad. Los nuevos casos que se suman a los artículos ya incluidos ofrecen nuevas evidencias y perspectivas sobre la inutilidad de la distinción modernista entre pasado y presente y a la necesidad de reconsiderar esta diferenciación a partir de la experiencia vivida de los actores sociales que se encuentran en medio de luchas culturales.

  • 1 Para perspectivas críticas sobre la interdisciplinariedad, ver entre otros John Evans, Ideational b (...)

3El eje de materialidad e identidad(es) planteó la necesidad de reconceptualizar a la identidad como íntimamente ligada a los órdenes materiales en los que se manifiesta, entendiendo a la materialidad como un orden de la experiencia individual y social inseparable (pero no sujeta) a los órdenes discursivos y semánticos. Asimismo se buscó que las muy útiles re-evaluaciones académicas de la identidad de la últimas décadas, aquellas que han reconocido su fluidez y versatilidad y enfatizan la relacionalidad, se transfieran a la práctica académica no sólo en términos de modelos conceptuales sino también en metodologías de estudio y de vinculación con las comunidades nativas. De esta manera, los trabajos exploran los límites impuestos por la identidad de la propia disciplina, intentando involucrar al “otro” de la misma—es decir intentando incorporar aproximaciones metodológicas, objetos de estudio y recortes diferentes—en el propio trabajo, más allá de los préstamos conceptuales (muchas veces fallidos) y/o las colaboraciones episódicas1.

  • 2 Thomas Csordas, Embodiment and Experience: The Existential Ground of Culture and Self. Cambridge Un (...)

4Esta segunda parte continúa entonces con la exploración de estas ideas y con la propuesta central de que los objetos y los lugares implicados en prácticas de patrimonio pertenecen a un orden material pre-discursivo (pero no pre-cultural) de la existencia social.2 Los artículos que se agregan a este dossier exploran diversas manifestaciones del campo complejo en el cual las significancias sociales de las cosas y los lugares emergen de un largo proceso de mutualidad constitutiva entre las personas y los paisajes que éstas habitan. Estas formas de mutualidad alcanzan nuevas dimensiones bajo coyunturas históricas particulares, las cuales son aceleradas por el poder gravitacional de artefactos y lugares de densidad cultural e histórica particulares que los transforman en inalienables. La manifestación fenomenológica de esta inalienabilidad es indagada en profundidad por Escolar, cuyo texto persigue las luces, visiones y apariciones que transforman a sitios arqueológicos en lugares de sabiduría ancestral (y peligro), simultáneamente salamancas indígenas y fetiches científicos. Se suma así al trabajo de Axel Lazzari que abrió el dossier, explorando el poder gravitacional de objetos y lugares para activar procesos de sentido presentes con larga profundidad histórica. Las lagunas pampeanas y las salamancas cuyanas operan como espacios donde el pasado se revela como cuerpo vivo. Las alternancia entre visibilidad e invisibilidad de estos rasgos del paisaje y sus manifestaciones asociadas ofrecen una intrigante analogía con la alternancia entre el hallazgo (o emergencia) y la desaparición de la “prueba” material (el archivo, el artefacto) sobre el vínculo territorial y la continuidad étnica. Las oscilaciones son de alguna manera sintomáticas de los procesos de identidad a los que le dan anclaje, los cuales a su vez ordenan los límites del universo en el que esos esas vivencias cobran sentido.

  • 3 Néstor García Canclini, Diferentes, Desiguales y Desconectados. Mapas de Interculturalidad, Barcelo (...)

5El pasado-presente es un espacio social único, el cual se hace posible (se habita) a partir de ciertos ordenes materiales, objetos que re-emergen en el imaginario colectivo y establecen nuevas relaciones físicas y de sentido. Como demuestra el trabajo de Andrew Canessa en Bolivia, la mirada de antropólogos a quienes el trabajo etnográfico los ha confrontado de manera ineludible con la fisicalidad de los objetos y lugares y su capacidad densa de crear nuevos órdenes sociales ofrece un correctivo importante a la tendencia a privilegiar las estrategias discursivas que suelen caracterizar a los estudios culturales de identidad y patrimonialidad indígena. Los sitios arqueológicos son agentes activos de las nuevas formas de la política identitaria porque tienen historias particulares que involucran tanto su rol protagónico en luchas culturales recordadas como sus asociaciones ancestrales distantes. El trabajo de Korstanje, García Azcarate y Arenas aborda el mismo problema de la mirada disciplinaria desde otro ángulo, sumando a la discusión una reflexión sobre la relación intersubjetiva establecida entre los profesionales de diferentes disciplinas explorando un mismo caso de estudio. Continúan así con lo expuesto por Becerra et al en el numero anterior sobre el caso de Quilmes como lugar de resignificación de identidades indígenas locales pero también de identidades profesionales que se ven transformadas a través de la participación en diversas líneas de confrontación y cooperación que redefinen los límites, siempre cambiantes, del “nosotros y los otros”. Como dicen Korstanje et al siguiendo a García Canclini3, el objetivo final de los especialistas en estudios culturales no es representar las voces de los silenciados sino más bien entender y nombrar los lugares en los cuales sus demandas o su vida cotidiana entran en conflicto con la de otros, incluyendo éstos a los propios investigadores.

  • 4 David Harvey, Justice, Nature, and the Geography of Difference. Wiley-Blackwell, 1996. ISBN-10 1557 (...)

6Es posible considerar que todos los artículos aquí publicados exploran la hipótesis propuesta hace años por Harvey4 acerca de que la capacidad de adquirir poder político, o de resistirlo, está íntimamente ligada con la construcción exitosa de lugares significativos. Pero a su vez, todos estos casos superan este análisis al considerar los aspectos vivenciales y relacionales que los constituyen como tales, aspectos que exceden al combate político a su vez que lo nutren de sentido. En particular, el trabajo de Williams investiga las conexiones espaciales y semánticas detrás de los procesos de patrimonialización. Más allá de las coyunturas políticas y legales que hace posibles a las identidades “re-emergentes” (en el sentido de su irrupción en búsqueda de reconocimiento como tales en el espacio público), Williams explora cómo el concepto de paisaje (en el sentido de espacio habitado, vivido e imaginado) permite entender estos procesos, ilustrando la conexión entre este concepto y los de tiempo y memoria social tanto en el pasado como en el presente de la región.

7Para cerrar este dossier se incorporará próximamente el trabajo de Rodríguez y Boullosa Joly, quienes examinan la tradición de viajes y movilidad de los líderes indígenas de Amaicha del Valle en busca de reconocimiento y legitimación de los reclamos territoriales y culturales de sus respectivas comunidades, dentro de una perspectiva de larga duración (pero dentro de los límites del registro documental). En este trabajo se ve como el pasado-presente no está solamente atado a espacios físicos definidos, sino que se constituye de trayectorias individuales y colectivas desde y hacia esos lugares, los cuales adquieren creciente carácter inalienable precisamente por esos mismos recorridos que los incorporan. En este sentido, se logra una importante mirada complementaria a la de aquellos trabajos que desde la arqueología (Korstanje et al, Williams) están intentando entender la noción de espacio, tiempo y memoria social que viene manifestándose—con variaciones y transformaciones—en este particular sector del territorio andino desde el pasado más antiguo. En conjunto, los trabajos de este dossier que se centran en el área de Quilmes y Amaicha (incluyendo a Becerra et al) ofrecen un muy buen acercamiento inicial a lo que sería un verdadero análisis de larga duración de estos procesos de territorialidad, materialidad, e identidad.

8En definitiva, todos los trabajos del dossier nos muestran la trayectoria a seguir en el intento de comprender y vincularnos en estos nuevos espacios: las movilidades personales y colectivas, a través de diversas fronteras físicas, disciplinarias, temporales, nos permiten no sólo entender sino también generar nuevas formas de habitar e imaginar estas antiguas geografías vividas, añoradas y combatidas.

Haut de page

Notes

1 Para perspectivas críticas sobre la interdisciplinariedad, ver entre otros John Evans, Ideational border crossings: rethinking the politics of knowledge within and across disciplines, Discourse: Studies in the Cultural Politics of Education 2012, 1-16. ISSN 0159-6306 (Print),1469-3739 (Online).

Karl Maton, Languages of legitimation, Languages of legitimation: the structuring significance for intellectual fields of strategic knowledge claims, British Journal of Sociology of Education 21 (2), 2000, 147-167. ISSN 0142–5692 (Print), 1465-3346 (Online).

2 Thomas Csordas, Embodiment and Experience: The Existential Ground of Culture and Self. Cambridge University Press, 1994. ISBN-10:0521458900

3 Néstor García Canclini, Diferentes, Desiguales y Desconectados. Mapas de Interculturalidad, Barcelona, Gedisa Editorial, 2004. ISBN84-9784-044-5

4 David Harvey, Justice, Nature, and the Geography of Difference. Wiley-Blackwell, 1996. ISBN-10 1557866813

Haut de page

Pour citer cet article

Référence électronique

Marisa Lazzari, « El pasado-presente como espacio social vivido: identidades y materialidades en Sudamérica y más allá », Nuevo Mundo Mundos Nuevos [En ligne], Questions du temps présent, mis en ligne le 16 octobre 2013, consulté le 21 janvier 2018. URL : http://journals.openedition.org/nuevomundo/66012

Haut de page

Auteur

Marisa Lazzari

Departamento de Arqueología, Universidad de Exeter

Articles du même auteur

Haut de page

Droits d’auteur

Licence Creative Commons
Nuevo mundo mundos nuevos est mis à disposition selon les termes de la licence Creative Commons Attribution - Pas d'Utilisation Commerciale - Pas de Modification 4.0 International.

Haut de page