Navigation – Plan du site
Livraison juin : Prensa hispanoamericana anterior a las Independencias

La Gazeta de literatura de México (1788-1795). Tránsitos entre periódicos novohispanos y de la metrópoli

Dalia  Valdez Garza

Résumés

Dans les journaux du monde hispanique et aussi, dans d’autres exemplaires de la presse espagnole péninsulaire du XVIIIe siècle, on trouve des liens qui établissent le parcours des textes et des débats de la Nouvelle Espagne vers la métropole. Dans cet article, on se réfère à ces connexions comme à des « stratégies éditoriales », avec des modalités, telles que les résumés, qui traversent l’Atlantique et sont accompagnés de commentaires critiques publiés en notes, ou les annonces de la parution de nouveaux périodiques ou de découvertes scientifiques Ce n’est pas par hasard que l’on trouve ce tissu de relations, et l’on peut envisager que les responsables de ces stratégies partageaient, plus ou moins, les mêmes intérêts et les mêmes idées.

Haut de page

Texte intégral

  • 1 José Antonio Alzate, fue un polígrafo criollo, miembro del clero secular, hombre de letras y editor (...)
  • 2 Así define Urzainqui al tipo de prensa española de esa misma época «destinada a informar de la vida (...)

1La Gazeta de literatura de México es la cuarta y última obra periódica de José Antonio Alzate1, y el más representativo ejemplo de la prensa literaria, cultural o erudita2 que surgió en la Nueva España. Al ser también la de más larga duración de este periodo, es en la que se puede identificar un mayor número de ejemplos de las estrategias periodísticas que su editor implementó, en miras de trascender la esfera literaria novohispana. Entre otros muchos aspectos es de destacar el interés de su editor por ofrecer las páginas de su gaceta literaria como muro en el que se pudieran publicar lícitamente escritos sujetos a discusión y, por lo tanto, las respectivas críticas que detonaran, algunas, de su propia autoría. Pero esta dinámica no se estableció en un circuito cerrado a la misma gaceta literaria, sino que en ocasiones se abría a la gaceta política (Gazeta de México) y a periódicos de la metrópoli española. Esto quiere decir que, para un escrito cuyo origen era la Gazeta de Alzate, puede rastrearse su respuesta crítica en otro periódico. O bien puede encontrarse publicado un texto en la Gazeta de literatura y ver que apareció posteriormente en otra, a extramuros mexicanos, para darle mayor publicidad.

  • 3 La Gazeta de México, surgida en 1784, ya se publicaba, por lo tanto, cuando surgió la Gazeta de lit (...)
  • 4 Criollo como Alzate, Manuel Antonio Valdés (1742-1814) se distingue como un estratega del negocio e (...)

2En la Ciudad de México, las dos gacetas novohispanas operaron en sincronía temporal3 y micrométricamente espacial a decir de las prensas de la que salían ambas: las del taller de Don Felipe Zúñiga y Ontiveros. Esto conecta de manera singular a sus editores, Manuel Antonio Valdés4 y José Antonio Alzate, en sus quehaceres periodístico y tipográfico. Antes de sacar a la luz su gaceta literaria, Alzate ya era colaborador en la gaceta política, lo que habla de una relación previa con Valdés, de autor a editor, y presumiblemente de amistad o como contertulios, pero, con toda seguridad, de conveniencia. Alzate no pudo iniciar su último proyecto de obra periódica imprimiendo en el taller de Zúñiga, pero en cuanto le fue posible se trasladó a éste. Suponiendo que Alzate supervisara personalmente las labores de imprenta de su gaceta, sería entonces muy probable que este tiempo lo compartiera con Valdés, al ser éste el encargado del taller de Zúñiga en su calidad de administrador. Fuera, en el taller, o en otros espacios, estos dos periodistas ilustrados debían llegar a acuerdos de negocios y de cooperación, como editores, para que sus periódicos se vieran beneficiados con más lectores y suscriptores; y no sólo esto, sino muy probablemente para evitar verse afectados por la censura, principalmente la obra periódica de Alzate, quien se caracterizó por llevar una ríspida relación con algunas autoridades virreinales, a diferencia de Valdés que incluso obtuvo la licencia y privilegio del rey para la impresión de la Gazeta de México.

  • 5 « Desde mediado del pasado enero se está imprimiendo un papel periódico en la Imprenta de las Escal (...)
  • 6 Es de destacarse en el sentido de que hasta hoy se había puesto una mayor atención a la influencia (...)
  • 7 In Memorial literario..., julio 1788, parte primera (n° LXV), tomo XIV, pp. 419-425.
  • 8 In Gazeta de literatura de México, 15 enero 1788 (n° 1), tomo I, pp. 1-6. Todas las consultas hecha (...)
  • 9 LARRIBA, Elisabel, « La última salida del ruedo del Memorial literario (10 de octubre-20 de noviemb (...)

3Valdés no sólo publicó textos de Alzate en su gaceta política, sino que hizo anuncios relativos a la gaceta literaria a manera de anuncios y publicidad, sobre cuestiones prácticas como el modo de suscripción, pero también sobre sus contenidos. En su Gazeta de México anunció la existencia de la Gazeta de literatura de México5, aun cuando no se imprimía todavía en el taller que administraba, pues un hombre con su perfil no sólo de negocios, sino como ilustrado, sin duda reconocería este suceso como algo digno de celebrarse en aquel páramo de obras periódicas de literatura que era la Nueva España. Notorio es también que se diera a conocer fuera del ámbito novohispano la Gazeta de literatura de México, por lo menos en un caso, con su prólogo entero, y en otros con escritos de Alzate o de otros autores, aparecidos en dicha publicación6. Es en el Memorial literario de julio de 1788 donde aparece con el título « Prospecto de la Gazeta de literatura de México empezada a publicar en 15 de enero de 1788 »,7 el texto que en dicha gaceta novohispana aparece originalmente como « Prólogo », inaugurando el primer número8. El Memorial literario, instructivo y curioso de la corte de Madrid surgió en enero de 1784 y destaca por su capacidad de supervivencia y resurgimiento (pues padeció suspensiones), así como por su longevidad (1784 a 1808). Lo fundaron Pedro Pablo Trullenc y Joaquín Ezquerra, y en 1801 se unió Pedro María Olive9.

  • 10 En la Gazeta de literatura de México se dice lo siguiente: « si una crítica juiciosa, se juzga en E (...)

4Al compararse las páginas de uno y otro periódico puede apreciarse, por cierto, que las del Memorial superan en belleza tipográfica a las de la Gazeta, pero no sólo eso, sino que los responsables de la primera publicación corrigieron una errata que se detecta en la segunda10. Alzate pudo haber hecho presunción de que sus palabras lucían en forma, es decir, en dignos caracteres tipográficos de papeles europeos, y de que fueron además cuidadosamente transferidas (“editadas”, en el sentido de corregidas) para su cabal comprensión. De hecho, no dejaría ir la oportunidad de decir que fue publicado en páginas de periódicos españoles, como se verá más adelante para el caso de otro texto.

  • 11 In Mercurio de España, agosto 1788, p. 335.
  • 12 Se tendría que ir más allá del tipo de evidencia que brindan los mismos periódicos, y revisar en ar (...)

5A su vez, en un anuncio del Mercurio de España, de 1788, se hace referencia al Memorial literario de julio que « se hallará en las librerías acostumbradas », y como sólo es posible mencionar parte de sus contenidos, los editores seleccionan entre ellos el prospecto de la Gazeta de literatura de Alzate11, asumimos que con el criterio de lo que más pudiera llamar la atención del público12. La publicación del prospecto de la Gazeta de literatura de México hace pensar que el lanzamiento de una obra periódica de literatura en una de las colonias americanas del reino de España, era un tipo de noticia que interesaba a los lectores peninsulares. Años después, en 1792, en el Diario de Madrid, sección de « Literatura », se afirma lo siguiente:

  • 13 In Diario de Madrid, 16 mayo 1792 (n° 137), p. 579.

« La obligación que reconocemos de comunicar al público cuanto puede contribuir á la gloria de la Nación, nos precisa hoy a hacer el elogio debido a un español que distante muchas leguas de nosotros, ilustra a sus compatriotas con producciones verdaderamente dignas de la atención pública. Hablamos de D. Joseph Antonio Alzate y Ramírez, miembro de la Real Academia de Ciencias de París, de la Sociedad Bascongada y del Real Jardín Botánico de Madrid, autor y redactor de la Gazeta de literatura que se publica en México. Esta obra periódica, tan recomendada en Nueva España, como por las personas instruidas de Europa a cuya noticia ha llegado, es una recopilación de las cosas más notables que va diariamente ofreciendo la investigación de los sabios en el importante estudio de la naturaleza y de varios puntos de literatura en general, y en particular de nuestras Américas [...]. Ojalá que este espíritu de investigación fuera más general en todas las partes de nuestras vastas colonias. Y nunca será bastantemente alabado el sujeto que ocupa su tiempo en ilustrar a sus contemporáneos de cualquier modo que sea »13.

  • 14 In Diario de Madrid, 16 mayo 1792 (n° 137), pp. 579-580.
  • 15 Menciona en la dedicatoria del tercer tomo de su gaceta al arzobispo de México, que su obra periódi (...)
  • 16 RUIZ, VÍCTOR PERALTA, « Prensa y redes de comunicación en el Virreinato del Perú, 1790-1821 », Tiem (...)
  • 17 LÓPEZ-VIDRIERO, María Luisa, « La imprenta en el siglo XVIII », in Historia ilustrada del libro esp (...)
  • 18 LARRIBA, Elisabel, El público de la prensa en España a finales del siglo XVIII (1781-1808), Prensas (...)

6Gran elogio recibe Alzate de los redactores del Diario de Madrid y es interesante destacar que expresen su obligación de publicar lo que contribuya a la gloria de la nación española: el resultado de las acciones de quien se ocupa de ilustrar a sus compatriotas. Luego agregan lo siguiente: « Entretanto que podemos tener en poder nuestro todos los números de este precioso periódico [la gaceta de Alzate], extractaremos algunas noticias del suplemento a la misma Gazeta de literatura sobre algunas antigüedades de Xochicalco »14. Esto abre a la pregunta de cómo los conseguirían, pues a pesar de que el mismo Alzate presume de que su Gazeta de literatura llegaba hasta Europa15, no menciona el modo en que esto se conseguía, y tampoco se han hallado listas de suscriptores en que pudiera corroborarse dicho modo de adquisición por parte de europeos; lo anterior a diferencia, por ejemplo, de lo que puede verificarse en el caso de periódicos como el Mercurio peruano (1790-1795), en el que se identifican 11 suscriptores extranjeros, entre ellos, Alejandro Malaspina (Italia), el Barón de Nordenflicht y Alejandro de Humboldt (Alemania)16. De todos modos, dada la falta de evidencia más plausible que son las listas de suscriptores, no es posible afirmar que Alzate ofreciera suscripciones en el extranjero en sus periódicos; y en el caso de Valdés, no consigna en su Gazeta de México suscriptores extranjeros. De este modo, lo que queda es inclinarnos a pensar que quizá eran viajeros quienes por un interés particular adquirían estos papeles en la Nueva España y los llevaban luego a Europa. En cuanto a la llegada de periódicos españoles a América, se sabe, por ejemplo, que en el caso del Memorial literario sus editores lo remitían franco de portes a estos territorios17; igualmente que tanto los editores de éste como de otros periódicos españoles establecieron explícitamente el sistema de suscripción para América, y que incluso para uno de ellos, el Correo mercantil de España y sus Indias, se fijó en 1794 la librería de Mariano Zúñiga y Ontiveros como su punto de venta y suscripción en la Nueva España18. Se puede pensar entonces que los lectores americanos podían hacerse de los periódicos españoles con más facilidad que los españoles de los periódicos americanos; asimismo, sugerir que al mostrarse como interesados facilitadores de la venta de un periódico español, los Zúñiga pudieron haber facilitado a su vez la distribución de las gacetas novohispanas en la Península.

7En la sección de « Noticias de América », los editores de lo que ya en ese momento lleva el título de Continuación del Memorial literario, vierten unas palabras reveladoras de su percepción sobre la utilidad que pueden tener las gacetas literarias para el mismo público de las colonias en que se producen:

  • 19 In Memorial literario, septiembre 1797 (parte primera), p. 337.

« Son muy útiles semejantes establecimientos, y principalmente en América, en donde también tenemos la Gazeta de literatura de México &c. Sirven para animar a los ingenios, y para que puedan comunicarse los progresos de la literatura y de las artes, no solo de aquellos países, sino de la Europa, cuyas relaciones pueden sin duda serles muy ventajosas »19.

  • 20 In Memorial literario, septiembre 1797 (parte primera), p. 337.
  • 21 In Memorial literario, septiembre 1797 (parte primera), pp. 348-349.

8Se decía esto a propósito de la aparición de una gaceta literaria en Guatemala, en un momento (1797) en que la de México había cesado de publicarse (1795). Notifican los editores que de la primera recibieron los números del 13 al 17; de igual modo, que entre sus contenidos están particularmente los referentes a una « crítica de las investigaciones filosóficas sobre los americanos, escritas desde su gabinete de Berlín por Paw » y unas reflexiones al respecto20, tema en el que coincide con los que trata la gaceta literaria mexicana, de la que parece haber recibido influencia. Mencionan finalmente que por el mismo correo por el que recibieron las gacetas de Guatemala, llegó una carta satírica de un tal Pedro Juan, acompañada de otra en que se les rogaba insertarla en su Memorial, todo esto a propósito de una de las críticas que « ha padecido » dicha gaceta, y que esta misma publicación insertó en su número 1521. En realidad esta no fue explícitamente literaria, pues su título es sólo Gazeta de Guatemala, pero los editores del Memorial literario la considerarían dentro de esta categoría muy probablemente por su tipo de contenidos, semejantes a los de la gaceta de Alzate con la cual la comparan.

  • 22 In Memorial literario, septiembre 1797 (parte primera), p. 349.

9Este es un ejemplo más de la articulación de redes entre estos periódicos, y digno de reflexión en cuanto al modo en que los editores del periódico español mencionan que llegaron las gacetas de Guatemala, pues seguramente no fue casualidad que las acompañara la carta-respuesta a un lector que la criticaba. Finalmente los editores españoles deciden, aparentemente, no condescender a la petición por la falta de seriedad del escrito y sus « chistes demasiado salados para ponerlos a la letra », no obstante, advierten que darán « la idea de toda ella » y que copiarán « un trozo algo serio »22. Y digo ‘aparentemente’, pues terminan por darle un espacio de poco más de tres páginas, con lo cual el supuesto rechazo a publicarla puede interpretarse como una estrategia para llamar la atención de los lectores en el asunto, despertar su curiosidad.

10A propósito del tipo de contenidos de estos periódicos interrelacionados, una cuestión más que liga a Alzate con el Memorial literario es su declarada afinidad con la línea de esta publicación de optar por una variada temática. Esto lo hace en ocasión de una disputa que dirime con Bruno Francisco Larrañaga:

  • 23 in Gazeta de literatura de México, 9 diciembre 1789 (n° 7-b), tomo I, p. 50.

« si vm. [vuestra merced] hubiera leído el Memorial literario que nos cita tan a boca llena, siquiera por el índice, no hubiera salido seguramente con aquella panarra: “en la Gazeta de literatura es lícito hacinar volcanes, golondrinas &c.”, pues hubiera visto inmediatamente, para tomar el que tengo más a mano, la siguiente lista: jurisprudencia... filosofía... meteorología... medicina &c. Lea vm. el Diario de física de Rossier, y otras obras de esta clase, y verá que tan pronto hablan de un elefante como de un escarabajo. Es Gazeta, señor D. Bruno, la de literatura, y esta debe hablar de todo para no faltar a su fin principal »23.

I - Sobre el Viajero francés: edición (modificación y eliminación)

  • 24 In Gazeta de México, 26 febrero 1788 (n° 4), tomo III, p. 32.
  • 25 In Gazeta de literatura México, 15 enero 1788 (n° 1), tomo I, p. 7.
  • 26 In Gazeta de literatura México, 31 enero 1788 (n° 2), tomo I, pp. 9-20.

11Como parte de la estrategia de difusión del lanzamiento de la Gazeta de literatura de México de Alzate, Valdés, como se ha dicho, anunció en su Gazeta de México este acontecimiento, y da detalle de los contenidos de los primeros tres números de la literaria, entre ellos el que contiene « Refutación de las siniestras noticias que de la N. E. [Nueva España] imprimió el Viajero Francés, o abate de la Porte »24, en ese tono efectista que transfiere del mismo anuncio que hace Alzate al final del primer número de su gaceta literaria del 15 de enero de 1788: « En el próximo, se refutarán las noticias siniestras, que acerca de la Nueva España tiene impresas el abate de la Porte »25 que finalmente apareció en el siguiente número como « Historia de la Nueva España, por el Viajero Francés, alias el abate de la Porte »26.

12En el número de 18 de julio de 1789, es decir, casi un año y medio después, aparece en la gaceta de Alzate la « Respuesta del autor de la Gazeta de literatura a la Carta impresa por un pseudo regnícola » en la que se dice:

  • 27 In Gazeta de literatura de México, 18 julio 1789 (n° 22[23]), tomo I, pp. 108-109.

« Advierte vm. [vuestra merced] que en el número 2 hago una asperísima é inútil declamación contra el Viajero Francés. […] Y aquí de Dios: vm. tan erudito, tan aprovechado, ¿cómo ignora que esta repulsa al Viajero Francés se reimprimió por los autores del Memorial literario? Ya veo que vm. está muy lejos de la literatura, pues de otro modo sabría que mi crítica al pretendido mentirosísimo Viajero se reimprimió en el Memorial literario, aumentado con expresiones muy fuertes. Esto y mucho mas merecen los que calumnian a las naciones con noticias, a mas de falsas, ridículas »27.

  • 28 Abarcó las páginas 87 a 98.
  • 29 El anterior fue el referido « Prólogo » publicado en el número 1.

13Efectivamente, en el Memorial literario de mayo de 1788 se encuentra la « Refutación de la Historia de la Nueva España que escribió el viajero Francés, alias el abate de la Porte, publicada en la Gazeta de literatura de México el 31 de enero de 1788, por don Joseph Antonio de Alzate Ramírez, correspondiente de la Real Academia de Ciencias de París, y del Real Jardín Botánico de Madrid »28, con lo que se pueden contar ya los dos primeros números de la gaceta literaria novohispana29 como transferidos a la prensa española de su momento. Y es que el relato de viaje fue un género muy difundido en la prensa española de ese momento, por lo que para los editores del Memorial literario la crítica de Alzate podía representar un atractivo comentario para los lectores.

  • 30 No es propósito de este artículo ofrecer los resultados de un análisis comparativo de contenidos, d (...)

14De los analizados aquí, este es el único caso en que el mismo Alzate anunció que su texto se modificaría en la prensa española (« aumentado con expresiones muy fuertes ») en relación con su versión en la gaceta literaria. No obstante, lo que se encuentra al compararlos son numerosos cambios en la redacción y, en todo caso, eliminaciones (paradójicamente, en muchos casos, de las expresiones más fuertes en la primera versión)30. No se cuenta con elementos para saber si las variaciones corresponden al autor del texto, lo que en caso de ser así habría implicado que Alzate enviara una nueva versión manuscrita del texto a los editores del Memorial literario con dichas « expresiones muy fuertes » añadidas, y no es eso lo que finalmente se halla en la publicación española. Cualquiera que fuera la base textual (la de la gaceta literaria o un nuevo manuscrito), de lo que no cabe duda es de que los memorialistas aplicaron sus propios criterios para ofrecer el texto en el ámbito español, y de que en caso de que Alzate hubiera conocido la “reimpresión” de su texto en la prensa española, sólo quiso provocar al “pseudo regnícola” con el comentario citado, y de paso, encender el celo patriótico de los lectores.

II - Sobre el karabe y Buffon: extracto, edición (ideológica y eliminación) y notación crítica

15Otro asunto más que ocupa a Alzate y que desarrolla en su gaceta del 22 de octubre de 1788 es el siguiente:

  • 31 In Gazeta de literatura México, 22 octubre 1788 (n° 12), tomo I, p. 1. Concluye en página 10 e incl (...)

« Memoria acerca del ámbar amarillo (karabe o succino), y de la goma lacca (resina). Trátase de su verdadero origen, y se exponen las utilidades que la nación española puede conseguir estableciendo comercio activo de materias tan útiles, y que muy abundantes en Nueva España, están casi abandonadas. Por don Joseph de Alzate, autor de esta Gazeta »31.

16Pasó al Memorial literario de abril de 1790 con mínimos cambios en el título, como la adición de la palabra « extracto » al principio, dos omisiones (« y de la goma lacca (resina) » y « autor de esta Gazeta »), y un cambio en la redacción de la idea sobre su abundancia en la Nueva España, lo que se puede constatar mediante la reproducción del título a continuación:

  • 32 In Memorial literario..., abril 1790, parte segunda (n° CVIII), p. 581.

« Extracto de una memoria acerca del ámbar amarillo (karabe o succino). Trátase de su verdadero origen, y se exponen las utilidades que la nación española puede conseguir estableciendo comercio activo de materias tan útiles, las cuales siendo tan abundantes en Nueva España, están casi abandonadas. Por D. Joseph de Alzate »32.

  • 33 In Gazeta de literatura México, 9 diciembre 1789 (n° 7-b), tomo I, p. 53
  • 34 In Memorial literario..., diciembre 1785 (n° XXIV), pp. 432-434.

17En este caso los memorialistas intervienen el texto original de un modo más drástico no sólo por la cantidad eliminada, sino porque por alguna razón se borra toda alusión a Buffon en una operación que puede parecer de censura, es decir, en la que puede estar implicado el aspecto ideológico. Louis Leclerc, conde de Buffon (1707-1788) fue un naturalista francés a quien Alzate, en otra ocasión, pone como ejemplo de entre varios autores extranjeros que en vez de basarse en « observaciones inconcusas », lo hacen en sistemas y « paradojas revestidas con un estilo encantador »33. Mientras que para Alzate impugnar las ideas de Buffon se convierte en un asunto patriótico, los autores del Memorial literario parecen no estar comprometidos del mismo modo con la crítica al francés, ni tener el tratamiento de este tema la misma connotación que para el criollo y religioso novohispano, porque justo lo que más podría haberle indignado a este último sobre el autor de Histoire naturelle (París, 1749-1767) es su tratamiento de cuestiones relacionadas con lo americano y aquello que entraba en contradicción con las Sagradas Escrituras y el dogma católico. Por cierto, Buffon, cuya obra puede considerarse un éxito editorial por sus numerosas reediciones y traducciones que se hicieron de ella a distintas lenguas, ya no estaría vivo para conocer lo que Alzate pensaba, pues murió precisamente el año en que dio inicio la gaceta literaria novohispana. Es también útil saber en este contexto que en el Memorial literario se publica la reseña de la traducción de la obra de Buffon al español34 con el título siguiente:

  • 35 In Memorial literario..., diciembre 1785 (n° XXIV), p. 432.

« Historia natural, general y particular, escrita en francés por el conde de Buffon. Intendente del Real Gabinete, y del Jardín Botánico del rey cristianísimo, traducida por don Josep Clavijo y Faxardo. Tomo I, por Ibarra. Madrid 1785. 4.º En la Librería de Baylo a 25 rs. En papel, 26 a la rústica sin iluminar las láminas y 32 iluminadas »35.

  • 36 In Memorial literario..., diciembre 1785 (n° XXIV), p. 433.

18Los memorialistas comentan en la reseña que la edición es primorosa y que en la obra el traductor hace un elogio del autor y « de su apreciable obra »36. La referida memoria de Alzate sobre el karabe, abre de hecho con una cita de Buffon y dos de Bomare.

  • 37 In Gazeta de literatura México, 22 octubre 1788 (n° 12), tomo I, p. 1. Las citas de Bomare son las (...)

« Mas algún observador no expresa haber visto (al karabe) en estado de liquidez. Historia natural de los minerales por el conde Buffon. Tomo 3, pág. 6. Es necesario confesar que hasta el día ningún observador de la naturaleza ha registrado karabe en estado de fluidez. Ibídem, p. 35 »37.

19Se eliminan también secciones a lo largo de todo el texto originalmente publicado en la gaceta literaria, lo que es natural tratándose de un extracto, pero hacia el final, muy concretamente las que hacen referencia a Buffon. Una es la siguiente:

  • 38 In Gazeta de literatura México, 22 octubre 1788 (n° 12), tomo I, pp. 9-10.

« ¿Después de todo lo expresado, aún se disputará sobre el origen del karabe? ¿Se dará crédito a lo que recientemente tiene escrito sobre el particular el conde Buffon? Es necesario que su continuador en una reimpresión o en un suplemento corrija lo que se escribió sobre el karabe: así creo lo ejecutará su fecundo útil traductor cuando llegue el tiempo en que se ocupe en la parte mineralógica »38.

  • 39 In Gazeta de literatura México, 22 octubre 1788 (n° 12), tomo I, p. 10.

20La otra parte que se elimina es el cuestionamiento que hace Alzate y que califica de solución muy superficial por parte de Buffon, para explicar cómo de especies animales (da el ejemplo del elefante) que hoy tienen presencia en lugares cálidos, se encuentran vestigios de que existieron en algún momento en lugares que actualmente son fríos. Lo que quiere el novohispano es plantear que, dado que el cuapinole, de donde proviene el karabe de Petapa, es un árbol de tierra caliente, el origen del karabe de Prusia (tierra fría) está en los árboles correspondientes a « restos de los antiguos cupinoles que allí vegetaron »39. Tampoco se incluye el grabado que aparece al final del texto en la gaceta literaria, y en su lugar los memorialistas añaden una nota en la que cuestionan ciertas afirmaciones de Alzate.

  • 40 In Memorial literario..., diciembre 1785 (n° XXIV), p. 590.

« Nota. Aunque el descubrimiento del pretendido succino de petapa es sumamente apreciable, y digno de la infatigable aplicación y celo patriótico de D. Josef Antonio de Alzate, la [el] análisis que se ha hecho de las muestras remitidas por él mismo a los Reales Laboratorios Químicos de Madrid, y de Segovia, ha demostrado que sin embargo de poseer, como otras resinas, algunas apariencias del karabe, no es propiamente hablando sino una variedad, o cuando más una especie de la que llaman goma copal, tan usada por los antiguos mexicanos en vez de incienso para el culto de sus dioses, y por tanto viene a ser respecto de la goma copal más común, lo que la termentina de alerce, de abeto, o de terebinto, respecto de la del pino. La corta porción de ácido que produjo el succino de Petapa en la destilación, no es comparable con la abundancia y la naturaleza del verdadero áccido succínico; ni en el primero se observó el menor átomo de sal cristalizada. Otra prueba más fácil, aunque no tan convincente se puede hacer, poniendo al fuego un badil, hasta que casi se haga ascua, y echando encima un pedazo de succino propiamente tal, y otro del de Petapa; por entonces se advertirá, que este último apenas se altera en sus configuraciones, siendo así que aquel se reblandece, se derrite y despide humo. Las razones de congruencia están de más, donde media la demostración del análisis; como por ejemplo, la de que los cuapinoles no se crían en Europa, donde se encuentra tanta abundancia de succino &c. Sin embargo merecen tenerse presentes, y algún día tendrán su debido lugar en una disertación hecha de intento sobre las indisputables utilidades del nuevo descubrimiento, y su distinción del succino o karabe »40.

21La realidad entonces es que los memorialistas tenían que omitir los comentarios de Alzate sobre Buffon pues, dado lo que se afirma en la nota, no habrían estado de acuerdo con el novohispano en cuanto a que el continuador y traductor de la obra del francés tuviera que enmendar la apreciación hecha en la Historia natural sobre este tema. Para colmo (desde la posición de Alzate), los autores del Memorial literario introdujeron una nota a pie de página en la que dicen lo siguiente:

  • 41 In Memorial literario..., diciembre 1785 (n° XXIV), p. 584.

« Este árbol llamado en el país cuapirote, ha sido examinado por el director de la Expedición Botánica de Nueva España D. Martín de Sessé, y sus asociados que la han descrito metódicamente lo han hecho dibujar con exactitud, y lo han determinado por una nueva especie de cynometra de Linneo »41.

22Esto último debió ser un golpe duro para el editor de la Gazeta de literatura de México, para quien el sistema de Carlos Linneo representaba el error en términos de su inadecuación para la clasificación de las plantas americanas, tanto como el sistema de Buffon en otros rubros. A ambos combatió con ahínco, celo patriótico, y argumentos que los historiadores de la ciencia han analizado y colocado en su justo valor con el fin de apreciar la labor intelectual y aportaciones de los ilustrados novohispanos. Años después lograría ceder en su posición en cuanto a la propuesta Linneo, pero no parece haber llegado a una conciliación similar en relación con las ideas de Buffon.

III - Sobre la aurora boreal: extracto y notación crítica

  • 42 Véanse LUNA, A.; BIRO, S., « La ciencia en la cultura novohispana: el debate sobre la aurora boreal (...)

23El tema de las auroras boreales dio origen a varias comunicaciones interconectadas entre las gacetas novohispanas y al menos una con el Memorial literario, en la que estuvieron involucrados, además de Alzate, Antonio León y Gama y Francisco Rangel, otros dos personajes novohispanos dedicados al estudio de la astronomía. León y Gama fue colaborador, como Alzate, en la Gazeta de México, y como este último también, presumiblemente amigo de Valdés y participantes comunes en tertulias; Rangel, por su parte, fue dueño del taller tipográfico del que saliera el periódico de Alzate precedente a su gaceta: Observaciones sobre la física, historia natural, y artes útiles (en la Oficina de Don José Francisco Rangel, en el Puente de Palacio, 1787). El debate suscitado por un suceso que cimbró a los habitantes de la Ciudad de México, y que no fue un terremoto, sino el avistamiento de la aurora boreal la noche del 14 de noviembre de 1789, ha sido muy apreciado como fuente de estudio para los estudiosos de la historia de la ciencia novohispana. Se distingue, a grandes rasgos, la postura de Alzate y Rangel que se decantan hacia los planteamientos de Lavoisier y Mussembroek, mientras que León y Gama se inclina hacia los de Newton42.

  • 43 In Gazeta de literatura México, 19 noviembre 1789 (n° 6), tomo I, pp. 41-48.
  • 44 In Gazeta de México, 1 diciembre 1789 (n° 44), tomo III, pp. 432-435; y su continuación en Gazeta d (...)

24Destacaré aquí solamente los textos que surgen en las gacetas novohispanas que al final tienen una relación con su abordaje en el Memorial literario, y las partes del texto que sirven como detonantes en estos intercambios. Apareció primero en la Gazeta de literatura de México del 19 de noviembre de 1789, el texto de Alzate con el título « Noticia del meteoro observado en esta ciudad en la noche del día 14 del corriente »43. Dicha noticia dio pie a una respuesta por parte de Antonio León y Gama en dos números de diciembre de la Gazeta de México con el título « Discurso sobre la luz septentrional que se vio en esta ciudad el día 14 de noviembre de 1789 entre 8 y 9 de la noche »44 que termina de este modo:

  • 45 Gazeta de México, 22 diciembre 1789 (n° 45), tomo III, p. 447.

« Entretanto esperamos que el autor de las gacetas de literatura llene algunas de ellas con este asunto propio de su título, dándonos, bajo de las mismas demostraciones, un nuevo descubrimiento que nos satisfaga y convenza de la naturaleza admirable de este fenómeno »45.

  • 46 En un texto sin título. In Gazeta de literatura México, 11 enero 1791 (n° 10), tomo I, pp. 75-77.
  • 47 In Gazeta de literatura México, 11 enero 1791 (n° 10), tomo I, p. 75.

25Por supuesto, ante esta solicitud, o bien, provocación, como era característico de los debates de la época, aparece en la gaceta literaria del 11 de enero de 179146 la indicación de Alzate de que León y Gama, « satisfecho con aquella su sublime astronomía tan aplaudida en Europa »,47 se equivocó en una de sus ideas planteadas y para refutarla, afirma que en el Memorial literario se da la prueba de ello:

  • 48 In Gazeta de literatura México, 11 enero 1791 (n° 10), tomo I, p. 75.

« ¿Se enmendará el señor de Gama para que no se precipite otra vez su profunda astronomía? Pocas veces se consigue triunfo tan complejo como el que acabo de experimentar; porque los autores del Memorial literario de Madrid, en el mes de abril de 1790, en la parte segunda, páginas 606 y 607, después de reimprimir la noticia del señor Gama, dicen en la nota… »48.

  • 49 In Memorial literario..., abril 1790, parte segunda (n° CVIII), pp. 601-607.
  • 50 In Gazeta de México, 22 diciembre 1789 (n° 45), tomo III, pp. 445-446.

26Y transcribe Alzate el contenido de dicha nota, efectivamente ubicada al final del texto aparecido en el Memorial literario con el título « Gaceta de México de 1 y 22 de diciembre de [17]89. Extracto de la descripción de la aurora boreal observada en México, y otras ciudades cercanas en 14 de noviembre del mismo año »49. El asunto es que León y Gama afirmó en la Gazeta de México que, dado que « las auroras pacíficas aparecen solamente en los lugares inmediatos, situados casi en un mismo meridiano », no sabría por lo tanto « cómo podría observarse en Europa el día 15 a la madrugada » la que vieron en la Ciudad de México la noche del 1450. Lo que Alzate celebra desde su gaceta literaria es que justo después de esta afirmación en el extracto del comentario de León y Gama que se publica en el Memorial literario de diciembre de 1789, sus autores hacen una llamada a nota (que es la que transcribe Alzate) en la que plantean lo siguiente para satisfacción del periodista novohispano:

« y bien notoria es la gran distancia de los meridianos, pues las situaciones de Barcelona y México se diferencian en latitud sobre 20 grados, y en longitud casi 200.

[…]

  • 51 In Memorial literario..., abril 1790, parte segunda (n° CVIII), p. 607.

¿Pudiérase dudar si era la misma la que se vio en México que la de Barcelona? »51

27Completa Alzate en su gaceta literaria retando a León y Gama con un tono irónico y triunfal, y echándole en cara su error:

  • 52 In Gazeta de literatura México, 11 enero 1791 (n° 10), tomo I, p. 76.

« Señor de Gama, ¿se vio la aurora boreal en Europa a la madrugada del 15 de noviembre, según lo anuncié y v. m. [vuestra merced] lo impugnó? ¿Al tono de desprecio con que v. m. trató mi anuncio, no pudiera rechazarlo con marcial, y decirle ¿ride si sapis? [¿ríe si sabes?] Pudiera copiar otra nota de los memorialistas, con las que en buen castellano enseñan al Sr. Gama que entienda los textos y no los vicie o los interprete; pero esto lo verá quien acuda a leer dicho Memorial literario »52.

IV - Sobre la grana cochinilla: traslado parcial

  • 53 « Memoria sobre la naturaleza, cultivo y beneficio de la grana » de 1777, obra considerada dentro d (...)
  • 54 « de la rigueur scientifique et de la clarté de l’exposition », in LARRIBA, Elisabel, « De l’usage (...)

28Existen varias versiones del texto de Alzate sobre la grana cochinilla que incluyen una manuscrita53 y tres impresas, hasta donde tengo conocimiento. De estas últimas, una reproducida como libro y otras dos en la prensa, novohispana y peninsular respectivamente. Cada una corresponde a momentos, demandas y motivaciones específicos, y de ello depende también las características de los materiales con que fueron reproducidos los textos y las imágenes. La presencia de imágenes en un tipo de escrito como este (o el anterior del karabe) está acorde con la demanda « de rigor científico y de la claridad de exposición »54 que implica por sus propósitos de difundir el conocimiento sobre los recursos de la naturaleza novohispana y de convencer sobre la utilidad de este insecto para el comercio. De ahí que su primer destinatario fuera el rey, a quien está dedicada, en el caso del manuscrito, y que sus destinatarios en el caso de los impresos, abarquen tanto lectores avezados como inexpertos curiosos, esto por lo menos en cuanto al horizonte de expectativas de su autor.

  • 55 « Memoria en que se trata del insecto grana o cochinilla, de su naturaleza y serie de su vida, como (...)
  • 56 « Memoria en que se trata del insecto grana o cochinilla, de su naturaleza y serie de su vida, como (...)
  • 57 ALZATE Y RAMÍREZ, Josef Antonio, Memoria en que se trata del insecto grana o cochinilla, de su natu (...)
  • 58 En su gaceta literaria Alzate da a conocer lo que el impresor español le escribió acerca del asunto (...)

29Nuevamente es de interés resaltar que un texto aparecido antes en la Gazeta de literatura de México de Alzate55 llegó a la prensa española56, aunque en este caso con una parada previa en la imprenta madrileña de Antonio Sancha57. Cabe destacar que este texto sobre la grana cochinilla se publica en el Memorial literario en un momento en que la gaceta literaria novohispana ya había dejado de publicarse; asimismo, que la existencia de varias versiones hace pensar que se trata de un tema que le interesaba enormemente difundir a Alzate, pues ocupó su tiempo muy tempranamente en su etapa de activismo intelectual como autor, y no lo abandonó ni en los últimos años de su vida, pues si bien no puede saberse si él intervino directamente para que el texto lograra difundirse en la prensa española, no cabe duda de que sí lo hizo en el caso de la edición de Sancha con quien se presume mantenía correspondencia58; y es difícil dudar de un intercambio de comunicaciones entre el autor novohispano y el impresor español, cuyo fruto fuera la edición de este texto con pie de imprenta en Madrid, en la imprenta de Sancha, año de MDCCXCV.

30A diferencia de los textos anteriores presentados en este artículo, el relacionado con la grana cochinilla parece haberse trasladado de forma intacta al Memorial literario de la versión aparecida en la Gazeta de literatura de México, es decir, que no se hicieron cambios de adaptación como se ha visto que era la práctica común de los memorialistas. Esto se ve, por ejemplo, en las leyendas que dejan de « Continuará » que en la gaceta literaria tienen sentido porque aparecen como indicación al final de cada número que abarcó la memoria, mas no en el Memorial literario que se publica de continuo, con todo y que dejarlas no tiene afectación en el sentido del texto. Haber dejado incluso en el Memorial las « Notas » del editor (no a pie de página, sino como sección) refleja en sus responsables una falta de adaptación del texto al público del periódico español, sin contar el desperdicio del espacio de una página, pues se relacionan con avisos de Alzate que es claro que sólo tienen sentido para los lectores del texto en su emisión de la Gazeta. La primera nota dice lo siguiente:

  • 59 In Memorial literario…, febrero 1797 (parte I), p. 176

« En el número siguiente se publicarán dos estampas que sirvan para aclarar lo que se dice en la Memoria, y que los lectores se hagan cargo de la constitución orgánica de la grana »59.

  • 60 In Memorial literario…, febrero 1797 (parte I), pp. 176-177.
  • 61 « El sistema que actualmente campea en Europa del sabio conde Buffon acerca de la formación de las (...)
  • 62 Omitieron los contenidos que continuaron en las del 24 de marzo de 1794 (n° 28), 12 de abril de 179 (...)

31Luego, el tratamiento de los temas de la segunda nota tienen una lógica solamente en el contexto de la gaceta novohispana, pues Alzate, en su papel de editor, se dirige a los suscriptores para avisarles que ya están impresos los índices de los tomos primero y segundo, su costo e instrucciones para su envío; de igual forma, explica a qué se ha debido el retraso en la salida de la publicación, dando como razones las ocupaciones personales del aprobante y el autor, « como por otros motivos que no incumbe al lector el indagarlos », dicho en un tono que los lectores del Memorial literario no tenían por qué « padecer »60. En la Gazeta de literatura de México estas notas aparecen en la página 206 del número 26 (5 de febrero de 1794), tomo tercero. En el extremo, se encuentra que incluso se deja un comentario en el que el novohispano critica a Buffon61, lo que no concuerda con la línea que los editores mantuvieron en el texto de Alzate sobre el karabe, por ejemplo. Y finalmente, hay que indicar que los memorialistas sólo reprodujeron lo que apareció en las gacetas del 5 de febrero de 1794 (n° 26) y del 28 de febrero de 1794 (n° 27), páginas 199 a 21462.

32Difícil de comprender esta que puede considerarse como una relajación en el cuidado de la edición por parte de los autores del Memorial literario. De todos modos, también es válido pensar que en este caso quisieron reflejar el testimonio fidedigno de la versión de la Gazeta de literatura de México, o que la tensión de ver próxima una crisis (por lo que sería su suspensión) los hizo caer en este descuido.

  • 63 Cf. LARRIBA, Elisabel, « De l’usage de la gravure dans le Memorial literario (1784-1808) », El Argo (...)

33Debe agregarse que a pesar de que se señala la explicación de unas figuras en las páginas 190 y 191 (« Explicación de la lámina primera ») del Memorial, los editores no sacaron posteriormente a la luz la estampa que las incluía (aparecida en la gaceta literaria de Alzate como “lámina I”). Se sabe que los memorialistas carecieron de recursos para incluir elementos iconográficos a partir de 1790, y que estaban próximos a sufrir otra interrupción de la publicación para diciembre de ese año (1797)63. El económico pudo ser el factor de incumplimiento de la promesa que se hacía en el texto de publicar las estampas que lo ilustraban. En realidad no es que los periodistas españoles carecieran de la intención de sacar posteriormente las estampas, pues como se ha dicho el texto se publicó íntegramente y al hacerlo así llevaba consigo la parte en que se hacía explícito dicho compromiso. No obstante debe entenderse que la promesa de Alzate no implicaba necesariamente la de los memorialistas.

  • 64 Se encuentran por lo menos estos grabados a color en el ejemplar de la Gazeta de literatura de Méxi (...)

34Finalmente, como comentario acerca de las distintas versiones de este texto, vale la pena mencionar que no cabe duda de que su máxima fortuna tipográfica corresponde a la edición de Sancha, en la que, además, a diferencia de la versión de los memorialistas, no se encuentran rastros de su proveniencia correspondiente a un material periódico, ni de que estuviera dirigido en principio a los lectores de la gaceta literaria de Alzate. Sin embargo, la fortuna de hallar grabados con color quedará reservada a las versiones manuscritas y de la prensa novohispana64.

V - Sobre la Xochicalco: edición (supresión) y adaptación

  • 65 Diario de Madrid, 16 mayo 1792 (n° 137), p. 580.

35El Diario de Madrid ofrece un tipo de trabajo distinto al de los memorialistas en cuanto al estilo de lo que puede considerarse también como extracto, porque aunque no lo intitulen de esa manera, sí refieren dicha acción: « extractaremos algunas noticias del suplemento a la misma Gazeta de literatura sobre algunas antigüedades de Xochicalco »65. Se trata de la implementación de un estilo con marcas a lo largo del discurso que dejan ver la intervención del periodista como extractador que se dirige desde este rol al lector:

  • 66 Id.

« Con este motivo hace el Sr. Alzate varias observaciones críticas […] »66.

  • 67 Diario de Madrid, 18 mayo 1792 (n° 139), p. 588.

« El Sr. Alzate quedó con muchos deseos de examinar otro subterráneo […] »67.

  • 68 Id.

« […] vio el Sr. Alzate un fragmento que conserva una porción del muslo del Indio »68.

  • 69 Diario de Madrid, 19 mayo 1792 (n° 140), p. 591.

« De todo esto, y de otras cosas que omitimos, y que más latamente refiere el señor Alzate en su suplemento a la Gazeta literaria de México, adornado de cuatro láminas que representan todos estos fragmentos de antigüedad mexicana […] »69.

36La mayor parte del texto el extractador recurre a la paráfrasis o cita indirecta, por la cual retoma las ideas del texto original, las sintetiza y explica a su modo, en una estrategia que parece ser sensible a los lectores pues se nota por el tono persuasivo y diligente que quiere mantener su interés. Asimismo, por el tipo de contenido prevalece el recurso a la descripción de un lugar que para muchos lectores podría resultar enigmático, y esto se ve que lo aprovecha el extractador. Recurre también, aunque menos, a la cita textual o directa, y no deja pasar la oportunidad de colocar dos, una de ellas, de las más polémicas del texto original, en la que aparece el refutado naturalista de Alzate junto con, el también francés, Jacques-Christophe Valmont de Bomare, y en la otra cita « Le Français de la Lande », astrónomo.

  • 70 Diario de Madrid, 19 mayo 1792 (n° 140), p. 592.

« El paradójico conde Buffon y el sueco Mr. Bomare, que tratan a la antigua nación mexicana de poco numerosa, de ignorante y poco culta, deben mudar de dictamen puesto que se les presenta documento (en el castillo de Xochicalco) que en su patria no pueden manifestar igual, construido por los galos o germanos. Que los extranjeros hablen de los mexicanos con desprecio, es muy notable, porque tienen traducidos a sus idiomas autores sinceros que trataron de su magnificencia, y policía. Por hechos que refieren autores contemporáneos a la Conquista de México consta que en el mercado de Tlatilulco [Tlatelolco], se juntaban en cada día más de veinte mil personas, y en el día del mercado grande, o feria, que se verificaba de cinco en cinco días, más de cincuenta mil. Hoy apenas se ve por un raro accidente que atraviese aquel espacioso sitio algún viviente. Así pasa la gloria; la capital del reino de Tlatilulco, al presente reputada por un barrio, es un gran despoblado en que no se ven más que cúmulos de piedras, capillas arruinadas, uno u otro resto de arquitectura muy particular, y muchos abrojos »70.

  • 71 Diario de Madrid, 19 mayo 1792 (n° 140), p. 591.

« Si este célebre astrónomo [de la Lande], continúa el Sr. Alzate, observase este castillo, o da ascenso a mis observaciones, será necesario que en una nueva edición enmiende este artículo, en que niega a los mexicanos toda instrucción en la astronomía, y confiese los profundos conocimientos que en esta ciencia tenían »71.

Ideas finales

37A partir de este tipo de hallazgos se puede pensar que detrás de estas estrategias de los editores está no sólo la búsqueda de otros periódicos existentes en su momento con el interés de extraer de ellos material con potencial de atracción para los lectores, sino un ideario periodístico común, en mayor o menor medida. Muchos de sus productores fueron eruditos, participantes de una internacional República de las letras, y todos, de una República periodística, territorio idóneo para una circulación de ideas y de ideologías transnacional, y en lenguas vernáculas, lo que daría posibilidades de ampliar el potencial de público lector (o escucha) más allá de las minorías letradas.

  • 72 Sin duda este puede ser el punto de partida para la búsqueda de evidencia de archivo como correspon (...)
  • 73 Para una exposición y análisis de este debate, véase FERNÁNDEZ PÉREZ (Joaquín), JIMÉNEZ ARTACHO (Cr (...)

38Se ha presentado aquí las evidencias halladas en las mismas publicaciones periódicas que pretende mostrar el modo en que la implementación de estas estrategias por parte de los editores podía responder a motivos de índole económica, política o personal (entre otros)72. Evidentemente hay más, como el debate que involucró a importantes personajes como Vicente Cervantes y José Longinos Martínez Garrido sobre la denominación del árbol del hule que el primero llamaría Castilla elástica, y al que se sumó Joseph Dionisio Larreategui en defensa de Cervantes; dicha polémica abarcaría varias páginas en las dos gacetas novohispanas con reimpresiones en el Memorial literario, entre 1794 y 1797.73 Los mostrados aquí son además ejemplos que por la información que proporcionan ha podido rastrearse su origen en los periódicos españoles, pero dadas las prácticas comunes del momento en cuanto a préstamo de textos, es muy probable que pudieran hallarse más de estas reimpresiones en la prensa de uno u otro lado que carezcan de indicación de su procedencia.

  • 74 Como criollos, por ejemplo, en el caso de las gacetas novohispanas, servidores de la Corona español (...)
  • 75 ALTAMIRANO, Carlos, « Introducción general », in ALTAMIRANO, Carlos (dir.), Historia intelectual, B (...)

39Las motivaciones de los agentes que intervenían en la elaboración de estos periódicos podían tener una fuente compartida de intereses y, por tanto, una paleta afín de mecanismos de acción para su supervivencia, pero también, para su incidencia y posicionamiento en la sociedad y ante las autoridades que supervisaban ideológicamente sus contenidos. Por ejemplo, en cuanto a lo económico, lo más lógico es que sus directores intelectuales intentaran responder a los gustos, solicitudes e inquietudes de los lectores. En el caso de una motivación política (e indirectamente en términos de eludir la censura), intentarían dirigirse hacia la consecución de los fines ilustrados de expandir el nuevo conocimiento y sus modos de generarlo en método (experimental) y exposición (crítica). Y en cuanto a los intereses personales, y concebidos estos agentes como grupo, es interesante introducir aquí el planteamiento que pone en contraste la idea de las élites culturales « como representantes, más o menos disimuladas, de clases definidas en términos socioeconómicos»74, con la que contrapone Rama de su « autonomía », al destacar que es posible que no sean simples cooperadoras de los poderes institucionales y de clase, sino dueñas de otro poder que les otorga el monopolio de la escritura, ya que como productores sus integrantes « elaboran mensaje » y son « diseñadores de modelos culturales destinados a la conformación de ideologías públicas »75.

40Con sus publicaciones, dichos agentes generaban la oportunidad de hacer extensivas y públicas posturas personales (como autores, periodistas y editores) y las de otros con las que eran afines, e incluso otras, contrarias a las de las autoridades. Dichas posturas (como en el rechazo o apoyo de ciertas teorías), con las ideologías que las subyacen (como la de contribuir a la gloria de la nación ya fuera la española, hispanoamericana o mexicana, según el caso) se traducen en una filosofía editorial trazada implícita o explícitamente, con frecuencia desde los prospectos y prólogos, y justamente en estrategias como la de ofrecer un espacio para el debate. Todos ellos finalmente dejaron, con estos rastros, huellas de afinidades y un impulso por trascender con sus nombres en su tiempo y hasta hoy, a través de su trabajo autoral, periodístico y editorial.

Haut de page

Notes

1 José Antonio Alzate, fue un polígrafo criollo, miembro del clero secular, hombre de letras y editor de publicaciones periódicas eruditas que nació en Ozumba, Estado de México, en 1737, y falleció en la Ciudad de México, en 1799.

2 Así define Urzainqui al tipo de prensa española de esa misma época «destinada a informar de la vida cultural, científica y literaria del momento, como producto y consecuencia del progresivo interés que la Edad Moderna sintió por el intercambio y comunicación de la ciencia», y con la que encuentro coincidencia en dichos términos con la prensa de Alzate. URZAINQUI, Inmaculada, « Un instrumento cultural: la prensa periódica », in ÁLVAREZ BARRIENTOS (Joaquín), LOPEZ (François), URZAINQUI (Inmaculada), La República de las letras en la España del siglo XVIII, Madrid, Consejo Superior de Investigaciones Científicas, 1995, p. 149.

3 La Gazeta de México, surgida en 1784, ya se publicaba, por lo tanto, cuando surgió la Gazeta de literatura de México en 1788, y una vez que dejó de salir esta última en 1799, la primera continuó con dicho título hasta 1809. Posteriormente continúa hasta 1821 con el título de Gazeta del Gobierno de México.

4 Criollo como Alzate, Manuel Antonio Valdés (1742-1814) se distingue como un estratega del negocio editorial en su época. Entre sus más grandes logros estuvo obtener la licencia y privilegio real para imprimir unos papeles (la inicialmente Gazeta de México) que llevaran noticias del reino a todo el reino de la Nueva España, y que obtuvo de Carlos IV en febrero de 1785.

5 « Desde mediado del pasado enero se está imprimiendo un papel periódico en la Imprenta de las Escalerillas titulado Gazeta literaria: se han publicado ya tres… Se admite a la suscripción en los mismos términos que a nuestra Gazeta en dicha Imprenta. Su Autor D. Joseph Antonio Alzate ». In Gazeta de México, 26 febrero 1788 (n° 4), tomo III, p. 32. Para las citas de fuentes antiguas se ha aplicado el criterio de modernización ortográfica, pero se ha respetado el tipográfico (cursivas, redondas, etc.). Las consultas de la Gazeta de México, compendio de noticias de Nueva España de Manuel Antonio Valdés, para este trabajo, se han hecho en los ejemplares digitalizados que ofrecen la Hemeroteca Nacional Digital de México y la Hemeroteca Digital de la Biblioteca Nacional de España. In VALDÉS, Manuel Antonio, Gazeta de México, compendio de noticias de Nueva España de Manuel Antonio Valdés (12 vol.: n° 1, 14 enero 1784 al n° 59, 28 diciembre 1805), México, Imprenta de Don Mariano Zúñiga y Ontiveros/Imprenta de los Herederos de Don Felipe de Zúñiga y Ontiveros, por D. Felipe de Zúñiga y Ontiveros, 1784-1805.

6 Es de destacarse en el sentido de que hasta hoy se había puesto una mayor atención a la influencia de periódicos extranjeros en las obras periódicas de Alzate, considerando las provenientes de países como Francia o Inglaterra, y en menor medida, las españolas. Quizá sea que dicha influencia opere de manera distinta, y se espera que estas reflexiones ayuden a ahondar en ello.

7 In Memorial literario..., julio 1788, parte primera (n° LXV), tomo XIV, pp. 419-425.

8 In Gazeta de literatura de México, 15 enero 1788 (n° 1), tomo I, pp. 1-6. Todas las consultas hechas para este artículo de la Gazeta de literatura de México de José Antonio Alzate, se han hecho del ejemplar de la Biblioteca Cervantina del Tecnológico de Monterrey. In ALZATE, José Antonio, Gazeta de literatura de México (3 vol.), México, Don Felipe de Zúñiga y Ontiveros, 1788-1795.

9 LARRIBA, Elisabel, « La última salida del ruedo del Memorial literario (10 de octubre-20 de noviembre de 1808) », Cuadernos de la Ilustración y Romanticismo. Revista Digital del Grupo de Estudios del Siglo XVIII, n° 16 (2010), p. 2. http://revistas.uca.es/index.php/cir/article/view/183.

Para más detalle sobre esta publicación y sus editores véase URZAINQUI, Inmaculada, « Los redactores del Memorial literario (1784-1808) », Estudios de Historia Social. Periodismo e Ilustración en España, Madrid, Centro de Publicaciones del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social, n° 52/53, pp. 501-516.

10 En la Gazeta de literatura de México se dice lo siguiente: « si una crítica juiciosa, se juzga en Europa utilísima para contener obras útiles », lo que es un claro error, pues debe decir « inútiles » en vez de « útiles », y esto es lo que corrigen los revisores del Memorial literario....

11 In Mercurio de España, agosto 1788, p. 335.

12 Se tendría que ir más allá del tipo de evidencia que brindan los mismos periódicos, y revisar en archivos personales y editoriales, para saber si, motu proprio, los responsables de estos periódicos publicaron textos de Alzate y su gaceta por considerarlos de interés, o si esto respondía, a su vez, a una relación epistolar entre sus editores en la que se hacían solicitudes y recomendaciones para la publicación de escritos.

13 In Diario de Madrid, 16 mayo 1792 (n° 137), p. 579.

14 In Diario de Madrid, 16 mayo 1792 (n° 137), pp. 579-580.

15 Menciona en la dedicatoria del tercer tomo de su gaceta al arzobispo de México, que su obra periódica ha logrado estimación en su propio país y que « en Europa no ha incurrido en el desprecio de los Eruditos », Gazeta de literatura de México, 20 octubre 1792 (dedicatoria), tomo III, p. [2]. Más adelante refiere que se encuentra animado por la estimación que su gaceta por parte de extranjeros, y afirma que entre sus suscriptores hay cuatro literatos de Alemania, in Gazeta de literatura de México, 27 octubre 1792 (n° 1), tomo III, p. 1.

16 RUIZ, VÍCTOR PERALTA, « Prensa y redes de comunicación en el Virreinato del Perú, 1790-1821 », Tiempos de América: Revista de historia, cultura y territorio, nº 12 (2005), p. 117. Peralta refiere los clásicos estudios de Jean-Pierre Clément sobre el Mercurio Peruano.

17 LÓPEZ-VIDRIERO, María Luisa, « La imprenta en el siglo XVIII », in Historia ilustrada del libro español. De los incunables al siglo XVIII, Madrid, Fundación Germán Sánchez Ruipérez, Ediciones Pirámide, 1994, pp. 217-219.

18 LARRIBA, Elisabel, El público de la prensa en España a finales del siglo XVIII (1781-1808), Prensas de la Universidad de Zaragoza, 2013, pp. 184-185.

19 In Memorial literario, septiembre 1797 (parte primera), p. 337.

20 In Memorial literario, septiembre 1797 (parte primera), p. 337.

21 In Memorial literario, septiembre 1797 (parte primera), pp. 348-349.

22 In Memorial literario, septiembre 1797 (parte primera), p. 349.

23 in Gazeta de literatura de México, 9 diciembre 1789 (n° 7-b), tomo I, p. 50.

24 In Gazeta de México, 26 febrero 1788 (n° 4), tomo III, p. 32.

25 In Gazeta de literatura México, 15 enero 1788 (n° 1), tomo I, p. 7.

26 In Gazeta de literatura México, 31 enero 1788 (n° 2), tomo I, pp. 9-20.

27 In Gazeta de literatura de México, 18 julio 1789 (n° 22[23]), tomo I, pp. 108-109.

28 Abarcó las páginas 87 a 98.

29 El anterior fue el referido « Prólogo » publicado en el número 1.

30 No es propósito de este artículo ofrecer los resultados de un análisis comparativo de contenidos, de manera detallada, como podría hacerse por la vía filológica o de crítica textual, sino destacar aquello que se ha considerado relevante para la comprensión de estrategias editoriales específicas como las que aquí se tratan, en el traslado de los textos de un medio de publicación a otro, y aquello que oriente en la deducción de posibles motivaciones de los editores para la realización o no de cambios .

31 In Gazeta de literatura México, 22 octubre 1788 (n° 12), tomo I, p. 1. Concluye en página 10 e incluye un grabado con el epígrafe de « Lacca de Nueva España ».

32 In Memorial literario..., abril 1790, parte segunda (n° CVIII), p. 581.

33 In Gazeta de literatura México, 9 diciembre 1789 (n° 7-b), tomo I, p. 53

34 In Memorial literario..., diciembre 1785 (n° XXIV), pp. 432-434.

35 In Memorial literario..., diciembre 1785 (n° XXIV), p. 432.

36 In Memorial literario..., diciembre 1785 (n° XXIV), p. 433.

37 In Gazeta de literatura México, 22 octubre 1788 (n° 12), tomo I, p. 1. Las citas de Bomare son las siguientes: « En la naturaleza se verifican pocas substancias como el karabe, cuyo origen haya motivado tantas disputas así entre los autores antiguos como entre los modernos. Bomare. Mineralogía. Tomo 2, pág. 439 » y « Los dictámenes acerca del origen, naturaleza y formación del ámbar no son menos diversos que los promovidos acerca del karabe. Ibídem, p. 447 ».

38 In Gazeta de literatura México, 22 octubre 1788 (n° 12), tomo I, pp. 9-10.

39 In Gazeta de literatura México, 22 octubre 1788 (n° 12), tomo I, p. 10.

40 In Memorial literario..., diciembre 1785 (n° XXIV), p. 590.

41 In Memorial literario..., diciembre 1785 (n° XXIV), p. 584.

42 Véanse LUNA, A.; BIRO, S., « La ciencia en la cultura novohispana: el debate sobre la aurora boreal de 1789 », Revista Mexicana de Física E, julio-diciembre 2017 (n° 63), pp. 87–94, consultado el 10 agosto 2017. URL : https://rmf.smf.mx; y TÉLLEZ NIETO, Heréndira; ESPINOSA SÁNCHEZ, Juan Manuel, « La astronomía teórica novohispana: Francisco Dimas Rangel y la aurora boreal de 1789 », Relaciones, 2009 (n° 117), vol. XXX, pp. 183-210.

43 In Gazeta de literatura México, 19 noviembre 1789 (n° 6), tomo I, pp. 41-48.

44 In Gazeta de México, 1 diciembre 1789 (n° 44), tomo III, pp. 432-435; y su continuación en Gazeta de literatura México, 22 diciembre 1789 (n° 45), tomo III, pp. 444-447.

45 Gazeta de México, 22 diciembre 1789 (n° 45), tomo III, p. 447.

46 En un texto sin título. In Gazeta de literatura México, 11 enero 1791 (n° 10), tomo I, pp. 75-77.

47 In Gazeta de literatura México, 11 enero 1791 (n° 10), tomo I, p. 75.

48 In Gazeta de literatura México, 11 enero 1791 (n° 10), tomo I, p. 75.

49 In Memorial literario..., abril 1790, parte segunda (n° CVIII), pp. 601-607.

50 In Gazeta de México, 22 diciembre 1789 (n° 45), tomo III, pp. 445-446.

51 In Memorial literario..., abril 1790, parte segunda (n° CVIII), p. 607.

52 In Gazeta de literatura México, 11 enero 1791 (n° 10), tomo I, p. 76.

53 « Memoria sobre la naturaleza, cultivo y beneficio de la grana » de 1777, obra considerada dentro de la categoría de « manuscritos científicos iluminados » y de la que existen cinco copias manuscritas con diez láminas a color. In TRABULSE, Elías, Arte y ciencia en la historia de México, México, Fomento Cultural Banamex, A.C., 1995, p. 94. Los grabados se pueden observar, en su versión digitalizada, en el sitio web del Archivo General de la Nación de México.

54 « de la rigueur scientifique et de la clarté de l’exposition », in LARRIBA, Elisabel, « De l’usage de la gravure dans le Memorial literario (1784-1808) », El Argonauta español [En ligne], 5 | 2008, mis en ligne le 15 janvier 2008, consulté le 15 juin 2017. URL : http://journals.openedition.org/argonauta/954; DOI : 10.4000/argonauta.954

55 « Memoria en que se trata del insecto grana o cochinilla, de su naturaleza y serie de su vida, como también del método para propagarla, y reducirla al estado en que forma uno de los ramos más útiles del comercio, escrita en 1777 por el Autor de esta Gazeta », Gazeta de literatura de México del 5 febrero 1794 (n° 26), pp. 199-206; 28 febrero 1794 (n° 27), pp. 207-214, más una hoja suelta con la lámina I; 24 marzo 1794 (n° 28), pp. 215-222; 12 abril 1794 (n° 29), pp. 223-230; 12 mayo 1794 (n° 30), pp. 231-238, más una hoja desplegable con la lámina II; 21 junio 1794 (n° 31), pp. 239-246; 9 agosto 1794 (n° 32), pp. 247-254, más una hoja desplegable con la lámina III y 26 septiembre 1794 (n° 33), pp. 255-259.

56 « Memoria en que se trata del insecto grana o cochinilla, de su naturaleza y serie de su vida, como también del método para propagarla, y reducirla al estado en que forma uno de los ramos más útiles del comercio, escrita en 1777 por el Autor de la Gazeta literaria de México », Memorial literario…, febrero 1797 (parte I), pp. 157-195.

57 ALZATE Y RAMÍREZ, Josef Antonio, Memoria en que se trata del insecto grana o cochinilla, de su naturaleza, y serie de su vida, como también del método para propagarla, y reducirla al estado en que forma uno de los ramos más útiles del comercio, escrita en México en 1777 por D. Josef Antonio de Alzate, Madrid, Imprenta de Sancha, 1795.

58 En su gaceta literaria Alzate da a conocer lo que el impresor español le escribió acerca del asunto de la supuesta prohibición de la obra de Francisco Xavier CLAVIJERO, Storia Antica del Messico. In Gazeta de literatura México, 25 junio 1789 (n° 21 [22]), tomo I, p. 104.

59 In Memorial literario…, febrero 1797 (parte I), p. 176

60 In Memorial literario…, febrero 1797 (parte I), pp. 176-177.

61 « El sistema que actualmente campea en Europa del sabio conde Buffon acerca de la formación de las montañas, está expuesto a contradicciones positivas, si se registran con atención las inmediaciones de esta ciudad: no es la ocasión proporcionada para tratar de ello ». In Memorial literario…, febrero 1797 (parte I), pp. 162-163.

62 Omitieron los contenidos que continuaron en las del 24 de marzo de 1794 (n° 28), 12 de abril de 1794 (n° 29), 12 de mayo de 1794 (n° 30), 21 de junio de 1794 (n° 31), 9 de agosto de 1794 (n° 32) y 26 de septiembre de 1794 (n° 33), páginas de la 215 a la 259, y las tres láminas.

63 Cf. LARRIBA, Elisabel, « De l’usage de la gravure dans le Memorial literario (1784-1808) », El Argonauta español [En ligne], 5 | 2008, mis en ligne le 15 janvier 2008, consulté le 15 juin 2017. URL : http://journals.openedition.org/argonauta/954 ; DOI : 10.4000/argonauta.954

64 Se encuentran por lo menos estos grabados a color en el ejemplar de la Gazeta de literatura de México de la Biblioteca Cervantina del Tecnológico de Monterrey; también en los del manuscrito digitalizado del sitio web del Archivo General de la Nación de México. No es aquí el espacio para desarrollar este tema, pero basta recordar que la tecnología de imprenta del momento (en su etapa manual), impedía la reproducción conjunta de texto e imagen producida mediante grabado calcográfico, como es este el caso, a diferencia de la técnica xilográfica o grabado en madera; asimismo, que era imposible que las imágenes se reprodujeran con color, por lo que se trata de grabados que se iluminaron a mano, uno por uno.

65 Diario de Madrid, 16 mayo 1792 (n° 137), p. 580.

66 Id.

67 Diario de Madrid, 18 mayo 1792 (n° 139), p. 588.

68 Id.

69 Diario de Madrid, 19 mayo 1792 (n° 140), p. 591.

70 Diario de Madrid, 19 mayo 1792 (n° 140), p. 592.

71 Diario de Madrid, 19 mayo 1792 (n° 140), p. 591.

72 Sin duda este puede ser el punto de partida para la búsqueda de evidencia de archivo como correspondencia entre estos personajes. En el Archivo General de la Nación de México hay documentos que muestran la relación entre Alzate y Valdés, no obstante, podría hacerse una revisión más exhaustiva con el fin de rastrear evidencia de vínculos entre ellos y editores de los diarios españoles. De igual modo, hacer una búsqueda con este mismo propósito en archivos ubicados en España.

73 Para una exposición y análisis de este debate, véase FERNÁNDEZ PÉREZ (Joaquín), JIMÉNEZ ARTACHO (Cristina), FONFRÍA DÍAZ (José), « El árbol de las manitas ¿ejemplar único? », Revista Fuentes Humanísticas, vol. 20, n° 36 (2008): La mirada del otro (enero-julio), pp. 25-30.

74 Como criollos, por ejemplo, en el caso de las gacetas novohispanas, servidores de la Corona española.

75 ALTAMIRANO, Carlos, « Introducción general », in ALTAMIRANO, Carlos (dir.), Historia intelectual, Buenos Aires, Katz Editores, 2008, pp. 19-20.

Haut de page

Pour citer cet article

Référence électronique

Dalia  Valdez Garza, « La Gazeta de literatura de México (1788-1795). Tránsitos entre periódicos novohispanos y de la metrópoli », El Argonauta español [En ligne], 14 | 2017, mis en ligne le 30 juin 2017, consulté le 18 juin 2018. URL : http://journals.openedition.org/argonauta/2684 ; DOI : 10.4000/argonauta.2684

Haut de page

Auteur

Dalia  Valdez Garza

Instituto de Investigaciones Bibliográficas - Universidad Nacional Autónoma de México

Haut de page

Droits d’auteur

Licence Creative Commons
El Argonauta español est mis à disposition selon les termes de la licence Creative Commons Attribution - Pas d'Utilisation Commerciale - Pas de Modification 4.0 International

Haut de page
  • Logo TELEMME - Temps, Espaces, Langages, Europe Méridionale - Méditerranée
  • Logo Université d’Aix-Marseille
  • Logo Centre national de la recherche scientifique
  • OpenEdition Journals