Navegación – Mapa del sitio

InicioColecciónVol. 12 Nº 2RegistrosEl libro de notas de la Administr...

Registros

El libro de notas de la Administración de la Comisaría del Chubut (1880-1886. Tensiones entre colonos galeses y funcionarios del Estado

The note book of the Chubut Police Station Administration (1880-1886. Tensions between Welsh settlers and state officials
Mario Emanuel Larreburo

Resúmenes

Inaugurado el 4 de diciembre de 1995, el Museo y Archivo Histórico Policial de la provincia del Chubut se encuentra en Rawson, la ciudad capital, y contiene numerosos documentos sobre diferentes momentos de la historia policial de la provincia. En este artículo nos proponemos presentar el libro de notas de la Administración de la Comisaría del Chubut correspondiente a los años 1880-1886. Consideramos que constituye una de las fuentes representativas de los primeros años de la colonia galesa de Chubut, debido a que nos permite estudiar las primeras relaciones y conflictos que se dieron entre los colonos y las autoridades nacionales asignadas al territorio, vinculándolos con el debate parlamentario de 1863 en el que se discutió el proyecto para establecer la colonia en Patagonia. Haremos una breve referencia a los temas que se registraron en ese libro, para analizar luego un enfrentamiento entre el comisario Juan Finoquetto y uno de los líderes galeses, Lewis Jones.

Inicio de página

Notas de la redacción

Fecha de recepción del original: 15-06-2022

Fecha de aceptación para publicación:08-08-2022

Texto completo

Introducción

  • 1 El Archivo Histórico Policial se encuentra en un edificio aparte, al lado del museo.

1El libro de notas de la Administración de la Comisaría del Chubut correspondiente a los años 1880-1886, se encuentra en el Museo de la Policía del Chubut1 junto con otros seis libros sobre diferentes momentos históricos de las comisarías de la provincia. El interés en esta fuente radica en que nos permite observar algunas de las primeras tensiones expresadas entre los colonos galeses, asentados en el territorio desde 1865, y los funcionarios nacionales que —a partir de 1875— se hicieron presentes en el lugar para ejercer el control y la autoridad del Estado. Para el período en el que se centra nuestro análisis, la relación entre el Estado y la colonia galesa había cambiado, en el contexto de nuevas políticas del gobierno nacional con respecto al territorio patagónico en su conjunto (Bandieri, 2011).

  • 2 Nuestro artículo (Larreburo, 2022a) busca analizar algunas ideas acerca de la política inmigratoria (...)
  • 3 Esta investigación se enmarca en el Proyecto ANPCyT PICT 2017 0662 Construcción de identidades, mes (...)

2En este artículo nos proponemos presentar el contenido del libro, brindando una lista de temas que son mencionados con variado grado de detalle y sirven de disparadores para formular preguntas de investigación sobre temáticas muy diversas. Sin embargo, no es nuestra intención detenernos en ellas, y a modo de ejemplo, hemos seleccionado un caso que puede vincularse con nuestros trabajos previos en torno al debate del 27 de agosto de 1863 en el Senado de la Nación, cuando se discutió el proyecto para formar una colonia galesa en territorio patagónico.2 Nos detendremos en el enfrentamiento entre el comisario Juan Finoquetto y uno de los líderes galeses, Lewis Jones, dado que encontramos algunos ejes de relación con los discursos de los participantes de aquel debate. 3

El Museo de la Policía del Chubut

3El Museo y Archivo Histórico Policial de la Provincia del Chubut (MAPOCH) se encuentra en la ciudad de Rawson, capital provincial, sobre la Avenida Antártida Argentina. A partir de folletería distribuida por la institución podemos saber que el edificio que ocupa actualmente el Museo funcionó como comisaría, archivo, grupo de infantería, sanidad policial, división de tránsito y bomberos. La creación del Museo y Archivo estaba prevista en la Ley Orgánica Policial N° 815/70 y el 4 de diciembre de 1995 fue inaugurado formalmente. Además, desde 2013 la “Comisión de amigos del Museo Policial” es la encargada del edificio. Actualmente el Museo está a cargo del Suboficial Mayor de Policía Horacio Silguero.

4En la sala 1, además de los libros de notas y los partes diarios, encontramos los jefes que tuvo la policía de Chubut desde 1958, información sobre las primeras mujeres en la policía y el Código de Justicia Policial. En la sala 2 podemos hallar diversos cuadros con información y fotos sobre funcionarios policiales de la época del Territorio Nacional, la División de Investigaciones, el Cuerpo de Infantería, la Sección de Tránsito y la División Judicial.

5En el folleto proporcionado por el Museo se puede ver una imagen de San Juan Bosco, patrono de la Policía de la Provincia del Chubut, junto con la frase: “El pasado debe ser maestro del futuro”. En este sentido, apenas se atraviesa la puerta de entrada del Museo, uno de los objetos que encontramos exhibidos en la sala 3 es la primera bandera de ceremonias de la Policía de la Provincia del Chubut, confeccionada por las pupilas del Colegio María Auxiliadora y portada por primera vez en un desfile el 20 de junio de 1956. Además, en esta misma sala encontramos un cuadro conmemorativo sobre la creación e historia del Museo, información sobre el predio donde se encuentra el edificio, referencias a la primera promoción de agentes femeninas, insignias de jerarquía del personal superior, así como uniformes y escudos diversos. También en esa habitación hay un cuadro que recuerda al personal policial caído en el cumplimiento del deber a partir del año 1879, siendo el primero el colono galés Aaron Jenkins.

6En el pasillo que lleva a la sala 4 encontramos diferentes fotos sobre comisarías y dependencias policiales de la provincia. El principal atractivo de esa sala es una réplica de una comisaría antigua, del periodo del Territorio Nacional del Chubut (1884). Allí encontramos una copia del libro de actas de 1880-1886, así como referencias al bandolerismo y la creación de la Policía Fronteriza. A su vez, el espacio está dispuesto según las funciones de entonces, pudiéndose encontrar el despacho del jefe, la cuadra de descanso del cabo, las caballerizas y el calabozo.

7La sala 5 constituye la sala de armas y su espacio permanece cerrado mediante una reja. A continuación, se encuentra una biblioteca, señalada como la sala 6. Allí podemos encontrar numerosos libros sobre historia argentina, historia regional, biografías, literatura universal, tomos de leyes y códigos penales, enciclopedias, diarios y periódicos antiguos. A su vez, se exponen manuales de la policía y órdenes del día de décadas más contemporáneas. En esta misma habitación también hay cuadros que hacen referencia a la guerra de Malvinas y fotos actuales vinculadas a homenajes o actividades realizadas junto a la comunidad.

8En la sala 7 se presenta la División de Sanidad Policial, mediante maniquíes ataviados y botiquines e instrumentación antigua. También están presentes los bomberos, el jardín maternal policial, el Grupo Especial de Operaciones Policiales (GEOP) y el área de finanzas y administración. Por último, una vitrina de esa habitación recuerda la llegada de los galeses a Chubut y sobre ella se muestran imágenes de Diana Spencer junto con un recorte de diario que hace alusión a la entrega de un reconocimiento por parte de Scotland Yard a oficiales de la policía de la provincia.

9Finalmente, en la sala 8, se homenajea a la banda de música de la policía a través de imágenes de desfiles, partituras e instrumentos. A su vez está presente el Área de Comunicaciones con numerosas radios antiguas, teléfonos y grabadoras. En este mismo espacio también se recuerda la sastrería policial mediante máquinas de coser antiguas y una réplica del uniforme utilizado en el periodo del Territorio Nacional.

  • 4 Ante la consulta por la diferencia entre libro de notas y libro de partes diarios, el director del (...)

10Los libros que revisamos se encuentran expuestos en una vitrina en la sala 1. Se trata de siete libros de notas o de partes diarios,4 sobre distintos momentos y comisarías de la provincia. Están escritos a mano y se encuentran presentados con las siguientes carátulas: “Libro de notas, Administración de la comisaría de la colonia del Chubut, Año 1880-1886”; “Libro parte diario, Comisaría Rawson, Año 1897-1898”; “Libro parte diario, Jefatura de policía del Territorio Nacional del Chubut, Año 1900-1907”; “Libro parte diario, Comisaría Trelew-Rawson, Año 1900-1901”; “Libro de notas, Comisaría Rawson, Año 1900-1902”; “Libro parte diario, Comisaría Gaiman, Año 1928”; “Libro de notas, Comisaría Trelew, Año 1933”.

  • 5 Principalmente en torno al debate parlamentario del 27 de agosto de 1863, donde se discutió el proy (...)

11Para este trabajo en particular nos interesa el más antiguo de los libros, “Libro de notas, Administración de la comisaría de la colonia del Chubut, Año 1880-1886”, ya que presenta la información más cercana al período que venimos estudiando acerca de la colonia galesa.5 Parte de este libro de notas se encuentra transcripto en la obra de Dumrauf (2008), como explicaremos más adelante.

Tensiones entre colonos galeses y funcionarios del Estado

12Dumrauf (1996) afirma que, debido a la mejora de las condiciones existentes en la colonia a comienzos de la década de 1870, el rápido incremento de la población y la necesidad de mensurar nuevas tierras, el gobierno nacional advirtió la necesidad de contar con una autoridad propia en el territorio. De esta forma, en 1875 el presidente Avellaneda designó a Antonio Oneto como primer comisario de la colonia, quien arribó a la misma a comienzos de 1876. Según ese autor, las principales instrucciones que recibió apuntaban a que los colonos se naturalizaran como ciudadanos argentinos y sus niños aprendieran el idioma español. Esta preocupación por la ciudadanía ya se había expresado en el debate de 1863 (Larreburo, 2022b). Si bien existía entre sus participantes cierto conocimiento sobre la situación en Gran Bretaña y las diferentes naciones que la componían, en su mayoría utilizaban únicamente la denominación de “ingleses” para referirse a los posibles colonos. En este sentido, la mayoría de los senadores no confiaban en que los inmigrantes galeses abandonaran su ciudadanía británica o bien aceptaran la nueva ciudadanía argentina. Los factores que hacían de Inglaterra un país imperialista y el antecedente de la ocupación de las islas Malvinas en 1833, los convertían en un peligro para la soberanía del país sobre aquellos territorios. Con respecto a cómo percibían su pertenencia a la nación argentina los colonos galeses, en un informe de 1878, Oneto afirmaba que “aman su nueva patria” y que, si tuvieran que defenderla de una agresión extranjera, lo harían “con decisión y entusiasmo” (Dumrauf, 1996).

  • 6 La discusión en torno a la autonomía de la colonia es un tema que atraviesa toda la historia de la (...)
  • 7 Con respecto a estudios ligados a la institución policial en Chubut y los Territorios Nacionales pa (...)
  • 8 Diario Jornada, 16 de junio de 2015. Disponible en: https://www.diariojornada.com.ar/130889/socieda (...)

13Luego, con la ley N° 947 de octubre de 1878 se creó la Gobernación de la Patagonia con capital en Viedma, el gobierno nacional designó al coronel Álvaro Barros como gobernador y en enero de 1879 se estableció en Rawson la subdelegación marítima de Chubut. Todas estas medidas apuntaban a una mayor presencia y control del Estado en formación sobre esos territorios.6 Luego del alejamiento de Oneto de la comisaría ese mismo año, se sucedieron Alejandro Vivanco, Cándido Charneton y Rodolfo Petit de Murat en la conducción de la misma. Según David Williams (2008) en enero de 1868 se había creado el Cuerpo de Guardias Nacionales Voluntarios, con el fin de que la colonia tuviera una formación defensiva organizada. Aaron Jenkins era uno de los 37 integrantes de la misma que contaba con armamento y municiones provistos por el Ministerio del Interior. En junio de 1879 se visualiza en los alrededores de la colonia un desconocido sospechado de ser un prófugo del penal de Punta Arenas (Matthews, 2005[1893]) y Aaron Jenkins, quien estaba cumpliendo con el cargo de agente, fue enviado para escoltarlo hasta la comisaría. Williams destaca que como la autoridad de la colonia que designa a Aaron para la misión está cumpliendo un pedido de un funcionario nacional, la designación de Jenkins no es solo oficializada por el Consejo de la Colonia, sino también por la autoridad argentina. Esto es relevante, ya que a poco de llegar a destino y cumplir con el cometido, Aaron Jenkins será asesinado por su escoltado el 16 de junio de 1879, convirtiéndose en el primer policía caído en cumplimiento del deber en territorio chubutense.7 A partir de este episodio, ese día ha sido establecido en Chubut como “Día Institucional del Caído en Cumplimiento del Deber” mediante Resolución Nº 317/11.8

14Por otra parte, en octubre de 1880 se produce el nombramiento como comisario de uno de los colonos, Lewis Jones, medida adoptada con el objetivo de resolver los roces entre los colonos y los funcionarios enviados por el gobierno (Dumrauf, 1996). A partir de la administración de Jones, comienza el libro de notas más antiguo que podemos encontrar exhibido en el Museo de la Policía del Chubut.

El contenido general del libro de notas de 1880-1886

  • 9 En el desarrollo de este artículo respetaremos la numeración original que trae el libro de notas.
  • 10 Argentina, Chubut. Museo y Archivo Histórico Policial de la Provincia del Chubut, Libros de notas d (...)
  • 11 MAPOCH, Libro de notas, f. 26.

15El libro de notas mide 24 cm de ancho por 38 cm de alto, tiene tapas duras y es de color negro (Imagen 1). Los folios están numerados en los márgenes superiores, en ambos lados,9 y tienen renglones. El primer folio lleva el número 26, pero en el margen superior izquierdo está hecha la aclaración: “le falta las 25 hojas anteriores a la entrega”.10 A continuación, encontramos el encabezado: “Administración de la Comisaría del Chubut. Bajo la dirección de D. Luis Jones, Comisario. Nombrado el 7 de octubre de 1880 y [sic] instalado el 28 del mismo mes”11 (imagen 2). La numeración de los folios concluye en el 273, siendo la fecha de la última nota el 27 de diciembre de 1886.

Figura 1. MAPOCH, Libro de notas, portada. Fotografía del autor.

Figura 2. MAPOCH, Libro de notas, f. 26. Fotografía del autor.

  • 12 MAPOCH, Libro de notas, f. 28.

16El folio 27 está en blanco y el 28 comienza de la siguiente manera: “Llegó el día veinte cuatro de Octubre 1880 y ocupó los seis días siguientes en busca y preparación de una oficina propia en el pueblo, lo que me alquilado a razón de diez pesos fuertes mensual”12 (imagen 3). Por este tipo de comentarios, el libro de notas se transforma en una suerte de diario que no contiene solamente las novedades sobre la correspondencia o el servicio policial.

Figura 3. MAPOCH, Libro de notas, f. 28. Fotografía del autor.

17En ese sentido, hemos podido identificar como temáticas tratadas: relevamientos e inventarios de bienes de la comisaría que se reiteran en diversos momentos (por ejemplo folio 241), cambios de administración de la comisaría (f. 39, imagen 4), traslado de detenidos/presos (como por ejemplo, f. 255 y otros), actas por faltas o ilícitos, multas por venta de bebidas, pago de multas (f. 257), altercados entre colonos (f. 34), remate de bienes (f. 259), ataques de indios y solicitud de soldados al Ministerio de lnterior (f. 178), situación de las escuelas y la enseñanza pública (f. 122, imagen 5, 163 y 248), conflictos entre vecinos por tierras o animales (folio 254) y solicitud de títulos de propiedad para colonos (f. 156, imagen 6, 197 a 199 y 270).

Figura 4. MAPOCH, Libro de notas, f. 39. Fotografía del autor.

Figura 5. MAPOCH, Libro de notas, f. 122. Fotografía del autor.

Figura 6. MAPOCH, Libro de notas, f. 156. Fotografía del autor.

18Entre las notas más relevantes, encontramos una que parece responder a un pedido realizado por Lewis Jones y Daniel Lloyd Jones sobre la formación de una autoridad local compuesta por colonos, como una municipalidad y un juzgado de paz. Finoquetto dejó consignado que:

  • 13 MAPOCH, Libro de notas, f. 44.

El gobierno mientras no cree necesario establecer en las Colonias Nacionales autoridades locales, como ser Municipalidad, Juez de Paz y Policía, elegidas entre los Colonos. Ha encargado a las Comisarías, la administración interna de ellas en lo político y militar y para ellos las ha dotado de un personal policial que responda a este objeto13.

Figura 7. MAPOCH, Libro de notas, f. 44. Fotografía del autor.

19En este sentido, en varios apartados se da cuenta de la llegada de nuevos funcionarios o del nombramiento de cargos importantes, como por ejemplo el primero de junio de 1885, cuando Finoquetto saluda al flamante gobernador Luis Jorge Fontana. Estos asuntos derivan a su vez en repercusiones para la colonia. En este caso, comienza a hablarse de los pormenores de las elecciones municipales, se designan los delegados de las mesas y se los notifica con las instrucciones. La comunicación con autoridades superiores se presenta constantemente, como por ejemplo cuando se remite el resumen del censo fechado en enero de 1884 al general Lorenzo Vintter, gobernador de la Patagonia.

20En el folio 60, el 6 de septiembre de 1882, Finoquetto se dirige al Comisario General de Inmigración, Samuel Navarro, notificando la llegada de nuevas familias:

  • 14 MAPOCH, Libro de notas, f. 60.

La familia galense compuesta de David Griffiths, su señora y dos niños que Ud. envió a esta Colonia en el Vapor Nacional “Villarino” según su nota 453 de fecha julio 14 pasado, fueron desembarcados y abandonados por el comandante de dicho vapor en el solitario Puerto Roca a 16 leguas de esta Colonia quedando esta familia expuesta a ser víctima de los indios que por casualidad pasasen por ese puerto lo que suele acontecer cuando hacen la travesía para la Península Valdez.14

  • 15 MAPOCH, Libro de notas, f. 62.

21Luego de relatar las circunstancias por las que atravesó la familia y el propio viaje del comisario para ir a buscarlos agrega que el comandante del Villarino “les había hecho oferta para llevarlos al Río Negro en Patagones a una estancia, y que ellos lo habían rechazado porque venían desde su patria directamente a esta colonia donde tienen paisanos y amigos”.15

22Como pudimos observar, el libro de notas no se refiere estrictamente a cuestiones policiales, sino que provee pistas para rastrear diversos temas de organización de la colonia. Entre estos temas, los que han sido más atendidos por la historiografía tienen que ver con conflictos vinculados a grupos indígenas en el marco de la formación del Estado (Lenton, 1999, 2008; Delrio, 2002; Quijada, 2003) y, más específicamente, los conflictos entre colonos galeses e indígenas (Williams, 2004; Jones, 2009; Gavirati, 2014). Por otro lado, también se estudió la importancia de la inmigración y la formación del Estado (Halperin Donghi, 1976, 2005; Devoto, 2009; Oszlak, 2009; Bjerg, 2010), así como las problemáticas en torno a la educación de los inmigrantes (Massa y Barzini, 2004; Lublin, 2006) y el desarrollo de su identidad en el país receptor (Birt, 2004; Palermo, 2010). Para aspectos generales vinculados a la inmigración galesa en Chubut se pueden consultar Williams (1975 y 1991), Jones (2003), Gavirati, Jones y Coronato (2006) y Gavirati y Williams (2015).

Conflictos entre galeses y autoridades nacionales

  • 16 Con respecto a las relaciones históricas entre Argentina y Gran Bretaña y la presencia inglesa en M (...)

23Los inmigrantes galeses que arribaron a las costas de Puerto Madryn, provincia de Chubut, el 28 de julio de 1865, buscaban tierras disponibles para asentarse y formar una colonia autónoma. Williams (1975) y Jones (2003) sostienen que las razones del alejamiento de Gales tuvieron que ver tanto con cuestiones económicas como políticas y culturales, proyectando en la lejana Patagonia un lugar donde pudieran preservar su lengua y religión. En trabajos anteriores (Larreburo, 2022a y b), analizamos el debate parlamentario de agosto de 1863 en el cual se discutió el proyecto para formar una colonia galesa en territorio patagónico e identificamos cómo concebían los legisladores —representantes de la elite política— a los inmigrantes. Mediante el análisis del libro de notas de la Administración de la Comisaría del Chubut (1880-1886) hemos podido rastrear también en esta fuente algunas ideas que manifestaban los funcionarios del gobierno argentino sobre estos inmigrantes. En este sentido, el relato de Juan Finoquetto y sus opiniones sobre los galeses parecen basarse en su experiencia cotidiana como comisario de la colonia, aunque aquellas que pudimos identificar en el debate de 1863 (Larreburo, 2022b) repiten que tuvieron que ver con preconceptos o ideas condicionadas por la presencia inglesa en Malvinas,16 entre otros.

  • 17 MAPOCH, Libro de notas, f. 83.
  • 18 MAPOCH, Libro de notas, f. 84.
  • 19 MAPOCH, Libro de notas, f. 84.

24Entre las notas aparece el registro de uno de los primeros enfrentamientos entre algunos líderes galeses y las nuevas autoridades nacionales presentes en el territorio. La referencia se encuentra el 21 de diciembre de 1882, cuando Finoquetto le pide al Subprefecto del Puerto, Capitán Nicanor Igarzábal, lo siguiente: “…se sirva detener en calidad de preso al colono Don Lewis Jones que le remito teniéndolo incomunicado hasta nueva disposición de esta comisaría”.17 El día 23 le comunica que “con motivo de la prisión de un colono galense llamado Luis Jones se ha formado en el día de hoy un grupo de estos el cual permanece reunido en actitud hostil, como a una cuadra de la Comisaría disponiéndose algunos según me consta a libertar al preso Jones a viva fuerza”.18 Ante esta circunstancia le pide que lo auxilie con la fuerza que se encuentra bajo sus órdenes, ya que la comisaría no contaba con personal suficiente “para resistir esta agresión”.19 El 23 de diciembre Finoquetto le agradece en los siguientes términos:

En su auxilio y el de las demás reparticiones nacionales y buenos vecinos de la Colonia, esta Comisaría ha estado hasta este momento en una actitud imponente [sic] y estas medidas han impuesto a los galenses que en carácter sedicioso se disponían a atropellar la Comisaría Nacional para libertar [sic] al preso Jones y los ha obligado a abandonar su intento retirándose a sus respectivas casas por cuyas causas no es necesario que en esta Comisaría sigan acuarteladas las fuerzas a sus órdenes (MAPOCH, Libro de notas, f. 84-85).

25Por una comunicación, del día 29 de diciembre de 1882, de Finoquetto al jefe de Tierras y Colonias, nos enteramos que todo el altercado se había generado porque “Luis” Jones y “Hugo” Hughes Cadvan, el día 20, se habían negado a prestar información para un censo que el comisario y su ayudante estaban realizando, al mismo tiempo que habían incitado a otros colonos a negar también la información solicitada. Finoquetto dejó consignado en el libro de notas que, a partir de las averiguaciones que pudo realizar:

el colono Luis Jones hacía correr versiones insidiosas y falsas sobre el proceder del infrascrito, diciendo a los colonos que yo escribía a los diarios de la Capital que los colonos eran sucios y vivían hacinados en chozas y también que el censo que levanté el año pasado era falso y que [no] había anotado los datos que los colonos me dieron, sino otros fraguados con el fin de perjudicar a la Colonia (MAPOCH, Libro de notas, f. 87.)

  • 20 MAPOCH, Libro de notas, f. 87.
  • 21 MAPOCH, Libro de notas, f. 88.
  • 22 MAPOCH, Libro de notas, f. 88.

26A continuación, Finoquetto agrega que Lewis Jones, “a quien colmaba de beneficios y atenciones”, no obstante se encargaba de incitar a los colonos al desorden, basándose en la idea de que “el Gobierno se cansaría de estos barullos y los dejaría gobernarse a sí mismos como cuando se establecieron”.20 Ante estas circunstancias, el día 21 el comisario resolvió interrogar a Jones y posteriormente detenerlo. A las pocas horas de este hecho, un grupo de galeses se congregó cerca de la comisaría, liderados por Ricardo J. Berwyn, quien “los excitaba hablándoles en su idioma, cerrando los puños y señalando a esta comisaría”.21 Berwyn se habría aproximado a la comisaría y en los siguientes términos quedó expresado que “con aire insolente y atrevido y accionando con las manos me gritó más bien que habló lo siguiente, -vengo en nombre de los colonos a prevenirle ponga en libertad sin condiciones al preso Jones-”22 [subrayado en el original]

Figura 8. MAPOCH, Libro de notas, f. 88. Fotografía del autor.

  • 23 MAPOCH, Libro de notas, f. 88.
  • 24 MAPOCH, Libro de notas, f. 89.

27Finoquetto le solicitó que depusiera su actitud, que “en esos momentos era sediciosa”23 y que, junto con los demás, volvieran a sus casas. Al ver que el grupo permanecía, “convenciéndome que con la persuasión no conseguiría evitar un ataque a la Comisaría para libertar por la fuerza a Jones”,24 Finoquetto convoca en su auxilio al ya mencionado Nicanor Igarzábal, subprefecto del puerto. Posteriormente el grupo de colonos congregados fuera de la comisaría le entregó al comisario una solicitud escrita pidiendo por la liberación de Jones y preocupados por su salud. Finoquetto desestimó este pedido, pero lo transcribió en el libro de notas.

  • 25 MAPOCH, Libro de notas, f. 90.

28Su relato continúa con una notable diferenciación entre “extranjeros y argentinos” y su encuadre del conflicto como un intento de sedición. Manifiesta que “todos los empleados Nacionales de las distintas Reparticiones se presentaron espontáneamente en esta Comisaría a defenderla en caso de ataque”.25 Además, afirmaba que “todos los extranjeros y argentinos a excepción de galenses, se presentaron a ofrecer sus servicios y el que no vino mandó ofrecerlos”. No queda claro si, para el comisario, los galeses formaban parte del grupo de extranjeros o de argentinos. Su condición principal parece ser la de oponerse a ambos grupos, conservando cierta ambigüedad. A continuación dice:

29Debo hacer notar que muchos galenses también me manifestaron su simpatía hacia las autoridades argentinas, condenando a los autores de lo que pasaba, pero me pidieron que no lo hiciera público, porque serían victimas de venganzas, si por desgracia el Gobierno Argentino le entregaba la administración y gobierno de la Colonia a Jones o los suyos. (MAPOCH, Libro de notas, f. 90).

  • 26 MAPOCH, Libro de notas, f. 90.
  • 27 MAPOCH, Libro de notas, f. 91. Es posible que la nota haya estado escrita en galés.

30La mañana del 22 de diciembre Finoquetto citó a Ricardo J. Berwyn con la intención de meterlo en la cárcel junto con Jones, pero el colono no se presentó. Luego, el comisario destaca que: “Como a las 2 de la tarde se vio que el grupo sedicioso se ponía en movimiento hacia la Comisaría en actitud hostil y entonces ordené izar la Bandera Nacional, preparándome a la defensa”,26 pero la situación no pasó a mayores. El gesto de izar la bandera parece ser entendido por el comisario como un recurso para mostrar unión y fortaleza, aunque también podría ser entendido como señal de guerra. Ese mismo día por la noche, los galeses le presentaron otro escrito “en inglés”,27 cuya traducción Finoquetto incluye en el libro:

31El Meeting dice que en tanto que el informe oficial mostrado por el Señor Finoquetto hoy quita la causa que tenían los colonos en negarse a dar los datos para el censo rogamos que se empiece de nuevo perdonando a todos los que se negaron esta semana y poner en libertad al señor Jones (MAPOCH, Libro de notas, f. 91)

  • 28 MAPOCH, Libro de notas, f. 92.
  • 29 MAPOCH, Libro de notas, f. 92.

32El comisario volvió a desestimar la solicitud, informó que el censo solo estaba suspendido temporalmente, y reiteró el pedido para que se entregaran Berwyn y Cadvan. Al día siguiente, 23 de diciembre, se presentaron ambos colonos. Luego de tomarles declaración, Finoquetto resolvió liberar a Cadvan ya que “era simplemente un extraviado por los consejos de Jones”.28 Por su parte, Berwyn fue detenido por ser el “cabecilla y promovedor del grupo sedicioso”29

Figura 9. MAPOCH, Libro de notas, f. 92. Fotografía del autor.

  • 30 MAPOCH, Libro de notas, f. 93.

33Dos colonos que entraron a ver a Jones en su prisión, habrían recibido de manos de él un papel. Enterado del hecho, Finoquetto lo habría solicitado e incluido su traducción en el libro de notas. Además, al entender que Jones faltaba a la verdad en sus dichos, el comisario habría realizado algunas aclaraciones. Puntualmente estas aludían a que la prisión de Jones se debía a un delito que cometió y que esto nada tenía que ver con la conformación de una municipalidad para los colonos. El mismo 23 por la tarde, el grupo de colonos congregado fuera de la comisaría se disolvió, por lo cual Finoquetto hizo retirar la fuerza de la Subprefectura. A continuación destaca que “a fin de no ser confundidos con los culpables”30 varios colonos y comerciantes firmaron una declaración donde manifestaron respetar y acatar la autoridad nacional de la colonia. El comisario reitera la diferenciación entre “argentinos” y “galeses”, agregándoles a estos últimos el concepto de “independientes”:

En esta declaración figuran todos los extranjeros y argentinos sin excepción, que no son galenses y también muchos de éstos que son independientes, estando firmada esta declaración por ciento y tantos colonos figurando entre ellos la gente de más posición de la Colonia (MAPOCH, Libro de notas, f. 93).

34Luego de relatarle estos acontecimientos al Jefe de Tierras y Colonias, Finoquetto resuelve enviarle los detenidos y recuerda los motivos que décadas antes habían alentado la inmigración galesa:

El preso Luis Jones fundó esta Colonia hacen 18 años trayendo de Gales ciento y tantos individuos, diciéndoles según muchos de ellos exponen, que aquí vivirían solos y se gobernarían a sí mismos, pudiendo en este apartado valle conservar su idioma y costumbres, sin acatar a ningún gobierno (MAPOCH, Libro de notas, f. 93).

35El comisario hace referencia al liderazgo de Jones, interpretando su rol en relación a la ausencia de autoridades nacionales durante los primeros años de la colonia y manifestando conocer las ayudas brindadas por el gobierno nacional a los colonos galeses:

Como es natural este individuo fue su jefe y los gobernó por mucho tiempo, sin intervención directa de nuestro Gobierno que en esa época estaba ocupado con la guerra del Paraguay. Más tarde se tuvo conocimiento que estos individuos sufrían necesidades y nuestro Gobierno les pasó un subsidio, para alimentarse y progresar, debiéndose a eso el que la Colonia se sostuviera y adelantase. Con este motivo el Gobierno nombró entonces al Comisario Don Antonio Oneto y desde entonces data la hostilidad de esos viejos colonos encabezados por Jones hacia la autoridad Nacional (MAPOCH, Libro de notas, f. 94).

36A continuación, el comisario se refiere a la “condición inglesa” de los colonos y las tensiones con los “intereses argentinos” que se manifiestan en esta situación de conflicto. Este había sido uno de los puntos más importantes que se discutieron en el debate de 1863. Finoquetto relata:

En fin cansado el Gobierno con tantas quejas, y engañado con el fingido cariño de Jones hacia nuestro País y Gobierno, y cediendo a fuertes empeños que Jones tiene, lo nombró Comisario de la Colonia quedando Ricardo J. Berwyn en su puesto de ayudante. Al cabo de pocos meses el Superior Gobierno se apercibió del error de tal nombramiento pues Jones, lejos de servir los intereses argentinos, principió por chocar con las demás Reparticiones Nacionales del puerto e inició una administración exclusiva con las leyes inglesas y costumbres galenses como cuando recién se establecieron, nombrando jurados que eran su hechura y ventilando todos los asuntos de la Colonia sin siquiera dar cuenta a la Superioridad (MAPOCH, Libro de notas, f. 94).

  • 31 Al respecto de leyes y costumbres de la colonia consultar los trabajos de Glyn Williams y Fabio T. (...)

37Es interesante señalar la especificación que Finoquetto realiza acerca de las “leyes inglesas” y las “costumbres galesas”. El comisario parecía comprender que ambas normativas (una escrita, otra consuetudinaria) se sumarían para continuar asegurando los intereses de los colonos, que él percibía enfrentados a los intereses de la nación argentina.31

  • 32 MAPOCH, Libro de notas, f. 94. A pesar de que técnicamente nunca fue una colonia (debido a que lueg (...)
  • 33 MAPOCH, Libro de notas, f. 94.

38Otro de los puntos que se discutió en 1863, y que el ministro del Interior Guillermo Rawson ya había aclarado en sus negociaciones con los galeses, tuvo que ver con la asignación de tierras. Con el fin de que el territorio no fuera exclusivamente galés, las tierras se entregarían a las familias y no a la comisión que organizaba la migración, dejando lugar a que otras personas de diferentes procedencias también pudieran establecerse en la región (Larreburo, 2022b). Sin embargo, con respecto al reparto de las chacras, Finoquetto afirma que Jones “excluyó completamente a todo individuo que no fuera galense, declarando que las chacras solo se daban a los galenses pues para ello se había formado la Colonia”.32 Por estos “males que encerraban las pretensiones y procederes de Jones y Berwyn”, entre los cuales Finoquetto destaca “el empeño de quedarse solos para administrarse por sí”,33 el gobierno los habría destituido y nombrado la nueva administración para la comisaría.

  • 34 MAPOCH, Libro de notas, f. 95.
  • 35 MAPOCH, Libro de notas, f. 95.
  • 36 MAPOCH, Libro de notas, f. 96.

39Jones viajó a Buenos Aires para dejar sin efecto su destitución. Uno de sus recursos fue dirigirse al Hotel de Inmigrantes “donde se encontraban como cien galenses, a quienes les hizo firmar con engaño una imposición”34 según la cual no vendrían más inmigrantes de Gales hasta que no recuperara su puesto de comisario. Al retornar Jones a la colonia, Finoquetto afirma que “aceptó todo lo que fuera beneficios y emprendió una guerra sorda a fin de no perder su influencia que veía decaer día a día”.35 A su vez, dejó consignado en el libro de notas que recibió denuncias en contra de Jones, pero que no constan en una declaración oficial “porque le temen y creen que con las influencias poderosas con que les dice contar Jones, saldrá bien y si vuelve a la Colonia, ellos serán victimas de su venganza”.36

  • 37 MAPOCH, Libro de notas, f. 96.

40Por todo esto, Finoquetto consideraba a Jones “perjudicial a la buena marcha de la Colonia”37 ya que sus acciones incitaban a la desobediencia a las leyes del país. En este sentido, el comisario consideraba que castigando a Jones y Berwyn, los demás dejarían de seguir su prédica. Al cierre de su comunicado para el Jefe de Tierras y Colonias, Finoquetto le solicitaba que antes de resolver la causa se tuviera en cuenta la información que pudieran brindar la Prefectura Marítima, la Comisaría de Inmigración y los antecedentes de la propia comisaría. A su vez, le informaba que continuaba elaborando el censo y que se lo enviaría una vez concluido. Los resultados del censo aparecen expuestos a partir del folio 116 hasta el 128 y están datados el 15 de enero de 1883.

  • 38 Jones, L. ([1898] 1993). La colonia galesa. Historia de una nueva Gales en el territorio del Chubut (...)
  • 39 Jones, Lewis ([1898] 1993). La colonia galesa., p. 153.
  • 40 Jones, Lewis ([1898] 1993). La colonia galesa., p. 154.

41Por otro lado, tenemos la versión del propio Lewis Jones, expuesta en su crónica. En ella hace referencia a la citación del 20 de diciembre a la comisaría para que declarara y, según afirma, su reticencia a brindar información tuvo que ver con que los datos del año anterior referentes a la educación y la moral de la Colonia habían sido erróneos, por lo cual entendía que “una omisión sería la protesta más efectiva”.38 Además, Jones sostiene que el modo más adecuado de reunir estadísticas de un establecimiento como la colonia sería en base a la cooperación y la confianza y que el objetivo era “protestar por el régimen y su administración”.39 Luego se le comunicó que quedaba detenido hasta que se le tomara declaración a otros que también habían desafiado a las autoridades. Al conocerse la noticia y conmoverse los vecinos, Finoquetto también mandó a detener a Berwyn porque “incitaba a los colonos a atacar a la comisaría [y] a libertar a Lewis Jones”.40 En estas circunstancias, se conformó una comisión para decidir la forma de proceder. Esta comisión sostenía que:

el Gobierno observará que la gente ha procedido en forma decorosa y prudente, en circunstancias bastante perturbadoras. Se enorgullecen ahora de sus antiguos hábitos de ciudadanos libres, pudiendo comportarse tan distintamente de como se procede con ellos (Jones, 1993[1898], p. 154).

  • 41 Jones, Lewis ([1898] 1993). La colonia galesa., p. 156.
  • 42 Jones, Lewis ([1898] 1993). La colonia galesa., p. 157.

42A continuación, Lewis Jones relata que tanto él como Berwyn y Finoquetto se trasladaron a Buenos Aires. Luego de pasar por la Oficina de Tierras y Colonias, los dos colonos fueron llevados ante la policía y nuevamente detenidos sin mayor explicación. Así como Jones señala que la libertad la obtuvieron gracias a la intervención del irlandés Miguel Duggan, también destaca que “en los círculos británicos de toda la república la prisión causó gran agitación”41 —en este punto, la referencia a los británicos parece brindarle sustento a Jones y ser útil a la causa galesa—, refiriéndose puntualmente a una nota publicada en el “Buenos Aires Standard”. La resolución del Ministerio del Interior fue dejarlos en libertad, por recomendación del comisario y porque la autoridad nacional había sido respetada al dispersarse los colonos que aguardaban fuera de la comisaría. No obstante, inconforme por no poder expresar su perspectiva ante las autoridades, Jones dirigió una carta al ministro del interior Bernardo de Irigoyen, aclarándole que en ningún momento injurió a la autoridad y que el malentendido surgió “del modo torcido de dirigir los problemas de la colonia” y debido a la tendencia del comisario “a considerar a los colonos como extranjeros”.42 Este reclamo de pertenencia a la nación parece estar en tensión con la anterior referida al sostén de los británicos, a la vez que evoca las ideas del debate de 1863, donde algunos senadores ponían en duda la adopción de la ciudadanía argentina por parte de los futuros inmigrantes.

  • 43 Posiblemente se refiera a la ley N° 576 de octubre de 1872, a partir de la cual se creó el Territor (...)

43Con respecto a la interpretación de este hecho, Dumrauf (2008) sostiene que Finoquetto representó un cambio de orientación en el gobierno de la colonia, ya que “desconoció el Concejo de la Colonia, y no vaciló en adoptar medidas severas para hacer sentir a los colonos que él era la única autoridad” (Dumrauf, 2008, p. 47). En este sentido, relata que, ante una nota enviada por Lewis Jones y David Lloyd Jones, presidente de la municipalidad y juez de paz respectivamente, Finoquetto se las devolvió para que la presentaran “como simples colonos” (Dumrauf, 2008, p. 47). Con respecto al origen del conflicto en torno al censo, Dumrauf (2008) entiende que se remonta a un pedido de Lewis Jones al ministro del interior, para que se organizara el gobierno municipal de acuerdo con la ley del Chaco.43 En este contexto, el ministro Bernardo de Irigoyen decidió que se hiciera un empadronamiento general para poder aplicar la ley del Chaco y allí es donde surgió el censo impulsado por Finoquetto.

Consideraciones finales

44Mediante el libro de notas de la Administración de la Comisaría del Chubut, correspondiente a los años 1880-1886, consultado en el Museo y Archivo Histórico Policial de la Provincia del Chubut, hemos realizado una nueva lectura sobre la formación del establecimiento galés en territorio patagónico y sus primeros conflictos con las autoridades nacionales argentinas.

45El acontecimiento que elegimos analizar —el enfrentamiento entre el comisario Juan Finoquetto y uno de los líderes galeses, Lewis Jones— nos permitió dar cuenta de una modificación en la política estatal para este espacio patagónico, hasta entonces alejado de su órbita de poder, a la vez que identificamos la vigencia de algunos de los ejes del debate de 1863 sobre el asentamiento de colonos galeses en esa región. Ya con la designación del comisario Oneto (1876-1879), pero sobre todo con la de Finoquetto (1881-1886), la presencia de los funcionarios buscó marcar la autoridad argentina. Para los colonos que llevaban más de diez años adaptándose a las duras condiciones de la Patagonia, esta nueva situación pudo despertar recelo y desconfianza, sobre todo entre los líderes encargados de dialogar con las nuevas autoridades.

46Desde el debate mencionado, uno de los ejes discutidos fue la ciudadanía que tendrían los inmigrantes galeses en territorio argentino. Para quienes votaron en contra del proyecto presentado en el Congreso, la insistencia de países como Francia e Inglaterra por conservar la ciudadanía de los que nacían en territorios extranjeros y la perspectiva de que la colonia fuera “inglesa” resultaron motivos suficientes para oponerse. En este sentido, consideraron que consentir la llegada de población “inglesa” a esos territorios, era una imprudencia que podría derivar en la pérdida de los mismos. Por esta razón es destacable la distinción entre argentinos, galeses y extranjeros que, en algunos casos, se hace en el libro de notas. Suponemos que esos criterios formaban parte del sentido común de un funcionario policial, a la vez que nos preguntamos en qué medida las opiniones no sustentadas de los legisladores definieron aquel debate.

47Algunas de las leyes que los colonos aguardaban como un medio para organizar su gobierno municipal, seguramente comenzaron a establecerse a partir de 1885 con la designación del primer gobernador del territorio nacional del Chubut. Aunque ellas deben haber servido para consolidar las instituciones del Estado, contribuyendo a asentarlos como ciudadanos argentinos sujetos a las leyes nacionales. Esta discusión, como ya mencionamos, se puede rastrear por más de veinte años. En el debate de 1863, el ministro Guillermo Rawson afirmaba que naciones como Inglaterra o Francia no necesitaban pretextos para llevar adelante sus políticas agresivas o de conquista. Al contrario, entendía que la posibilidad de poblar un territorio “desierto” como era el valle del Chubut, alejaría el peligro de una ocupación o pérdida del territorio. Por otra parte, Rawson había hecho foco en que resultaría más probable que los colonos establecieran buenos vínculos con la autoridad nacional, en vez de establecer alianzas con su patria de origen para llevar a cabo alguna agresión. En este sentido, consideramos que el episodio del conflicto de un par de líderes galeses con la autoridad policial que llevaba a cabo un censo, es representativo de las preocupaciones manifestadas en el debate de 1863.

48Este último hecho fue el que elegimos puntualmente analizar, ya que guarda estrecha relación con nuestros trabajos previos. No obstante, el libro de notas de la Administración de la Comisaría del Chubut, correspondiente a los años 1880-1886, presenta un amplio espectro de temas que pueden seguir aportando al estudio y la comprensión de este periodo de la historia del Chubut.

Inicio de página

Bibliografía

Abreviaturas

MAPOCH: Museo y Archivo Histórico Policial de la Provincia del Chubut

Fuentes

Argentina, Chubut. Museo y Archivo Histórico Policial de la Provincia del Chubut, Libros de notas de la Administración de la Comisaría del Chubut (1880-1886).

Jones, L. ([1898] 1993). La colonia galesa. Historia de una nueva Gales en el territorio del Chubut en la república Argentina, Sudamérica. Esquel: El Regional.

Jones, R. “Glyn Du” (2013[1919-1920]). Del imperio al desamparo. Puerto Madryn: Asociación Punta Cuevas, traducción de Fernando Coronato.

Matthews, A. ([1893] 2005). Crónica de la Colonia Galesa de la Patagonia. Trelew: El Regional.

Berardi, P. y Fernández Marrón, M. (2021). Una vocación indicial: experticia policial en los modos de investigar, informar y vigilar en la Provincia de Buenos Aires y el Territorio Nacional de Río Negro (1930-1943). Aletheia, 11(22), e085.

Birt, P. (2004). La comunidad Galesa en la Argentina ¿Construcción o desconstrucción de la identidad? En Coronato, F., Gavirati, M. y Jones, N. (Comps.); Los galeses en la Patagonia: selección de conferencias y trabajos del primer foro sobre el tema realizado en Puerto Madryn en el año 2002. Chubut: Fundación Ameghino CEHYS Puerto Madryn.

Bjerg, M. (2010). Historias de la inmigración en la Argentina. Buenos Aires: Edhasa.

Delrio, W. (2002). Indios amigos, salvajes o argentinos. Procesos de construcción de categorías sociales en la incorporación de los pueblos originarios al Estado-nación 1870-1885. En L.R., Nacuzzi, (Comp.), Funcionarios, diplomáticos, guerreros. Miradas hacia el otro en las fronteras de Pampa y Patagonia (Siglos XVIII y XIX), (pp. 203-243). Buenos Aires: Sociedad Argentina de Antropología.

Devoto, F. (2009). Historia de la inmigración en la Argentina. Buenos Aires: Sudamericana.

Dumrauf, C. I. (1994). Historia de la Policía del Chubut. Tomo 1. Chubut: Editorial Universitaria de la Patagonia.

Dumrauf, C. I. (1996). Historia de Chubut. Buenos Aires: Editorial Plus Ultra.

Dumrauf, C. I. (2008). La colonia galesa del Chubut. Su lucha por el gobierno propio. Buenos Aires: Dunken.

Ferns, H. S. (1968). Gran Bretaña y Argentina en el siglo XIX. Buenos Aires: Ediciones Solar.

Gavirati, M. (2014). Las relaciones pacíficas entre galeses, pampas y tehuelches, en perspectiva historiográfica: balance y conclusiones. En AA.VV.; Los galeses en la Patagonia VI: selección de trabajos presentados en el VI Foro Internacional sobre el tema realizado en Puerto Madryn en el año 2012. Puerto Madryn: Asociación Punta Cuevas; CEHYS Puerto Madryn, Asociación Cultural Galesa de Puerto Madryn.

Gavirati, M., Jones N. y Coronato F. (2006). Los galeses en la Patagonia: una experiencia singular. En AA.VV.; Hecho en Patagonia. La historia en perspectiva regional. Neuquén: Universidad Nacional del Comahue.

Gavirati, M. y Williams, F. (Comps.) (2015). 150 años de Y Wladfa. Ensayos sobre la historia de la colonización galesa en la Patagonia. Rawson: Secretaría de Cultura de la Provincia de Chubut.

González, F. T. (2014). Las Constituciones de Y Wladva. En AA.VV.; Los galeses en la Patagonia VI: selección de trabajos presentados en el VI Foro Internacional sobre el tema realizado en Puerto Madryn en el año 2012. Puerto Madryn: Asociación Punta Cuevas; Centro de Estudios Históricos y Sociales de Puerto Madryn, Asociación Cultural Galesa de Puerto Madryn.

Graham-Yooll, A. (2007). La colonia olvidada. Buenos Aires, Emecé Editores.

Halperin Donghi, T. (1976). ¿Para qué la inmigración? Ideología y política inmigratoria y aceleración del proceso modernizador: el caso argentino (1810-1914). Anuario de Historia de América Latina, 13. Alemania: Hamburg University Press.

Halperin Donghi, T. (2005). Una nación para el desierto argentino. Buenos Aires, Prometeo.
Jones, B. (2003). Gales, la Patagonia y la emigración. En L. Priamo (Comp.), Una frontera lejana: la colonización galesa del Chubut, 1865-1935. Buenos Aires: Fundación Antorchas.

Jones, M. (2009). El modelo de convivencia pacífica: la necesidad de una revisión histórica, Actas del VIII Congreso de Historia Social y Política de la Patagonia Argentino-Chilena, Rawson: Secretaría de Cultura de la Provincia de Chubut, 143-149.

Larreburo, M. E. (2022a). Entre el “territorio vacío” y la “inmigración deseada”. Dilemas de la construcción del Estado nacional en un debate parlamentario de 1863. Revista TEFROS, 20 (1), 79-95.

Larreburo, M. E. (2022b). “Gentes civilizadas, laboriosas e inteligentes”. La inmigración galesa y el proceso de formación del Estado argentino. Tesis de licenciatura en historia inédita. Facultad de Filosofía y Letras. Universidad de Buenos Aires.

Lenton, D. (1999). Los dilemas de la ciudadanía y los indios argentinos. Publicar en Antropología y Ciencias Sociales, 7(8), 7-30.

Lenton, D. (2008). Guerra y frontera: la Argentina como `país sin indios´. En S. Villavicencio y M. I. Pacecca (Comps.), Perfilar la nación cívica en la Argentina. Figuraciones y marcas en los relatos inaugurales, (pp. 131- 152). Buenos Aires: Del Puerto/ Instituto Gino Germani.

López, S. (1997). Patagonia y la mirada de los colonos galeses del Chubut. Dos proyectos y una nación, Realidad y Palabra. Boletín de la Unidad de Docencia e Investigación en Historia Americana y Argentina, año IV, n° 3, Departamento de Historia, Universidad Nacional de la Patagonia, sede Trelew, 31-45.

López, S. (2003). Representaciones de la Patagonia. Colonos, científicos y políticos (1870-1914). La Plata: Ediciones Al Margen.

Lublin, G. (2006). Con la espada, con la pluma y la palabra: la política del Estado argentino a través de la visión del maestro Eduardo Thames Alderete. En AA.VV.; Los galeses en la Patagonia 2: selección de conferencias y trabajos presentados en el II Foro sobre el tema realizado en Puerto Madryn en el año 2004. Chubut: Fundación Ameghino CEHYS Puerto Madryn.

Massa A. y Barzini J. (2004). Nación, se escribió con tiza. En AA.VV.; Los galeses en la Patagonia: selección de conferencias y trabajos del primer foro sobre el tema realizado en Puerto Madryn en el año 2002. Chubut: Fundación Ameghino CEHYS Puerto Madryn.

Oszlak, O. (2009). La formación del Estado argentino. Orden, progreso y organización nacional. Buenos Aires: Emecé Editores.

Palermo, E. (2010). Procesos de identificación étnica y clasista entre un grupo de argentino-irlandeses de Buenos Aires. Cuadernos del IDES, 18, 3-31.

Pérez, P. (2019a). Epílogo. Estudios policiales patagónicos: un breve estado de la cuestión. En P. Pérez, ¿Quién mata a Lucas Muñoz? Versiones sobre la vida, desaparición y muerte de un policía rionegrino, (pp.119-127). Bariloche: Teseo Press.

Pérez, P. (2019b). Relatos policiales de Chubut: visita al Museo Comisario General Mariano H. Iralde. En M. Sirimarco (Coord.), Narrar el oficio: los museos de las fuerzas de seguridad como espacios de ficciones fundadoras, (pp. 63-88). Ciudad Autónoma de Buenos Aires: Biblos.

Quijada, M. (2003). ¿"Hijos de los barcos” o diversidad invisibilizada? La articulación de la población indígena en la construcción nacional argentina (siglo XIX). Historia Mexicana 2, 469-510.

Williams, D. (2008). El valle prometido. Gaiman: Del Cedro.

Williams, F. (2004). Los otros y nosotros: los Indígenas Patagónicos en las Crónicas Galesas. En AA.VV.; Los galeses en la Patagonia: selección de conferencias y trabajos del primer foro sobre el tema realizado en Puerto Madryn en el año 2002. Chubut: Fundación Ameghino CEHYS Puerto Madryn.

Williams, F. (2010). Entre el desierto y el jardín: viaje, literatura y paisaje en la colonia galesa de la Patagonia. Buenos Aires: Prometeo.

Williams, F. (2014). La Patagonia galesa entre el tablero estatal y la idealización naturalista. Población & Sociedad 21(2): 93-128.

Williams, G. (1975). The Desert and the Dream. A study of Welsh Colonization in Chubut 1865-1915. Wales: University of Wales Press.

Williams, G. (1991). The Welsh in Patagonia. The State and the Ethnic Community. Cardiff: University of Wales Press.

Inicio de página

Notas

1 El Archivo Histórico Policial se encuentra en un edificio aparte, al lado del museo.

2 Nuestro artículo (Larreburo, 2022a) busca analizar algunas ideas acerca de la política inmigratoria y los postulados sobre las fronteras y el desierto expresados en el debate parlamentario de 1863 donde se discutió el proyecto de la colonia galesa de Chubut, mientras que en nuestra tesis de grado (Larreburo, 2022b) identificamos cómo concebían los legisladores -representantes de la elite política- a los inmigrantes.

3 Esta investigación se enmarca en el Proyecto ANPCyT PICT 2017 0662 Construcción de identidades, mestizajes culturales y estrategias políticas en las fronteras coloniales del sur de América. Agradezco a los evaluadores por sus esmeradas devoluciones que me han permitido mejorar la elaboración de este artículo.

4 Ante la consulta por la diferencia entre libro de notas y libro de partes diarios, el director del Museo nos explicó que en el primero se registra la entrada y salida de correspondencia y tiene que ver con temas administrativos, mientras que los partes diarios registran las actividades del día a día de la guardia y tienen que ver con un trabajo de seguridad. En este sentido, registra las novedades policiales (no civiles) y es la vía a través de la cual se comunican estos eventos al superior inmediato.

5 Principalmente en torno al debate parlamentario del 27 de agosto de 1863, donde se discutió el proyecto para formar una colonia galesa a orillas del río Chubut, el cual fue finalmente rechazado (Larreburo, 2022a y b).

6 La discusión en torno a la autonomía de la colonia es un tema que atraviesa toda la historia de la misma, incluso desde antes de su fundación, ya que fue uno de los puntos del debate parlamentario de 1863, cuando se discutió en el Senado de la Nación un proyecto para aceptar el establecimiento de la colonia (Larreburo, 2022). A su vez, David Williams (2010) entiende que los primeros años de aislamiento, sin representantes del gobierno argentino en el territorio, afianzaron la experiencia de los galeses como una comprobación de fe y afirmaron la definición de un “nosotros” en su relación con el exterior. El tipo de relación establecida entre la colonia y el Estado la encontramos también en Williams (2014), así como en los trabajos de Susana López (1997 y 2003), que destacan el carácter aún no consolidado del Estado y la perspectiva de los colonos frente a la “tierra pródiga” que los recibía.

7 Con respecto a estudios ligados a la institución policial en Chubut y los Territorios Nacionales patagónicos, consultar Pérez (2019a y b) y Berardi y Fernández Marrón (2021).

8 Diario Jornada, 16 de junio de 2015. Disponible en: https://www.diariojornada.com.ar/130889/sociedad/La_Policia_del_Chubut_homenajeo_a_los_caidos_en_cumplimiento_del_deber. Consultado el 4 de febrero de 2022. En el Museo se recuerda este hecho mediante un cuadro que se encuentra apenas se atraviesa la puerta de ingreso, en el cual figura el personal policial caído en el cumplimiento del deber a partir del año 1879, es decir, desde el momento de lo ocurrido con Jenkins.

9 En el desarrollo de este artículo respetaremos la numeración original que trae el libro de notas.

10 Argentina, Chubut. Museo y Archivo Histórico Policial de la Provincia del Chubut, Libros de notas de la Administración de la Comisaría del Chubut (1880-1886), f. 26.

11 MAPOCH, Libro de notas, f. 26.

12 MAPOCH, Libro de notas, f. 28.

13 MAPOCH, Libro de notas, f. 44.

14 MAPOCH, Libro de notas, f. 60.

15 MAPOCH, Libro de notas, f. 62.

16 Con respecto a las relaciones históricas entre Argentina y Gran Bretaña y la presencia inglesa en Malvinas, consultar Ferns (1968) y Graham-Yooll (2007).

17 MAPOCH, Libro de notas, f. 83.

18 MAPOCH, Libro de notas, f. 84.

19 MAPOCH, Libro de notas, f. 84.

20 MAPOCH, Libro de notas, f. 87.

21 MAPOCH, Libro de notas, f. 88.

22 MAPOCH, Libro de notas, f. 88.

23 MAPOCH, Libro de notas, f. 88.

24 MAPOCH, Libro de notas, f. 89.

25 MAPOCH, Libro de notas, f. 90.

26 MAPOCH, Libro de notas, f. 90.

27 MAPOCH, Libro de notas, f. 91. Es posible que la nota haya estado escrita en galés.

28 MAPOCH, Libro de notas, f. 92.

29 MAPOCH, Libro de notas, f. 92.

30 MAPOCH, Libro de notas, f. 93.

31 Al respecto de leyes y costumbres de la colonia consultar los trabajos de Glyn Williams y Fabio T. González incluidos en Gavirati y Williams (2015), así como González (2014).

32 MAPOCH, Libro de notas, f. 94. A pesar de que técnicamente nunca fue una colonia (debido a que luego del rechazo del proyecto en el Senado en 1863, los galeses arribaron a la Patagonia en 1865 como inmigrantes comunes), los galeses la llamaron así y así perduró el nombre para ellos y para los estudiosos e historiadores.

33 MAPOCH, Libro de notas, f. 94.

34 MAPOCH, Libro de notas, f. 95.

35 MAPOCH, Libro de notas, f. 95.

36 MAPOCH, Libro de notas, f. 96.

37 MAPOCH, Libro de notas, f. 96.

38 Jones, L. ([1898] 1993). La colonia galesa. Historia de una nueva Gales en el territorio del Chubut en la república Argentina, Sudamérica. Esquel, El Regional, p. 153.

39 Jones, Lewis ([1898] 1993). La colonia galesa., p. 153.

40 Jones, Lewis ([1898] 1993). La colonia galesa., p. 154.

41 Jones, Lewis ([1898] 1993). La colonia galesa., p. 156.

42 Jones, Lewis ([1898] 1993). La colonia galesa., p. 157.

43 Posiblemente se refiera a la ley N° 576 de octubre de 1872, a partir de la cual se creó el Territorio Nacional del Gran Chaco.

Inicio de página

Índice de ilustraciones

Leyenda Figura 1. MAPOCH, Libro de notas, portada. Fotografía del autor.
URL http://journals.openedition.org/corpusarchivos/docannexe/image/5810/img-1.jpg
Ficheros image/jpeg, 248k
Leyenda Figura 2. MAPOCH, Libro de notas, f. 26. Fotografía del autor.
URL http://journals.openedition.org/corpusarchivos/docannexe/image/5810/img-2.jpg
Ficheros image/jpeg, 127k
Leyenda Figura 3. MAPOCH, Libro de notas, f. 28. Fotografía del autor.
URL http://journals.openedition.org/corpusarchivos/docannexe/image/5810/img-3.jpg
Ficheros image/jpeg, 212k
Leyenda Figura 4. MAPOCH, Libro de notas, f. 39. Fotografía del autor.
URL http://journals.openedition.org/corpusarchivos/docannexe/image/5810/img-4.jpg
Ficheros image/jpeg, 161k
Leyenda Figura 5. MAPOCH, Libro de notas, f. 122. Fotografía del autor.
URL http://journals.openedition.org/corpusarchivos/docannexe/image/5810/img-5.jpg
Ficheros image/jpeg, 252k
Leyenda Figura 6. MAPOCH, Libro de notas, f. 156. Fotografía del autor.
URL http://journals.openedition.org/corpusarchivos/docannexe/image/5810/img-6.jpg
Ficheros image/jpeg, 202k
Leyenda Figura 7. MAPOCH, Libro de notas, f. 44. Fotografía del autor.
URL http://journals.openedition.org/corpusarchivos/docannexe/image/5810/img-7.jpg
Ficheros image/jpeg, 263k
Leyenda Figura 8. MAPOCH, Libro de notas, f. 88. Fotografía del autor.
URL http://journals.openedition.org/corpusarchivos/docannexe/image/5810/img-8.jpg
Ficheros image/jpeg, 260k
Leyenda Figura 9. MAPOCH, Libro de notas, f. 92. Fotografía del autor.
URL http://journals.openedition.org/corpusarchivos/docannexe/image/5810/img-9.jpg
Ficheros image/jpeg, 249k
Inicio de página

Para citar este artículo

Referencia electrónica

Mario Emanuel Larreburo, «El libro de notas de la Administración de la Comisaría del Chubut (1880-1886. Tensiones entre colonos galeses y funcionarios del Estado»Corpus [En línea], Vol. 12 Nº 2 | 2022, Publicado el 21 diciembre 2022, consultado el 28 enero 2023. URL: http://journals.openedition.org/corpusarchivos/5810; DOI: https://doi.org/10.4000/corpusarchivos.5810

Inicio de página

Autor

Mario Emanuel Larreburo

Centro de Investigaciones Sociales, Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas, Instituto de Desarrollo Económico y Social, Argentina.

Correo electrónico: larreburomario@gmail.com

Inicio de página

Derechos de autor

CC-BY-NC-4.0

Creative Commons - Atribución-NoComercial 4.0 Internacional - CC BY-NC 4.0

https://creativecommons.org/licenses/by-nc/4.0/

Inicio de página
Buscar en OpenEdition Search

Se le redirigirá a OpenEdition Search