Navigation – Plan du site

AccueilRubriquesQuestions du temps présent2022Defender el liberalismo con piedr...

2022

Defender el liberalismo con piedras y tanques: Mario Vargas Llosa y la Fundación Internacional para la Libertad

Defending liberalism with stones and tanks: Mario Vargas Llosa and the International Freedom Foundation
Stéphane Boisard et María Julia Giménez

Résumés

Recientes reflexiones en torno a cómo es posible que el ideario liberal-conservador vuelva a ocupar un lugar central en la dirección de las agendas políticas de la región tras los estallidos populares que impugnaron el llamado consenso de Washington y el surgimiento de diversas experiencias de gobiernos progresistas, abrieron nuevas preguntas al interior del campo de estudios de las derechas alrededor de la novedad (o no) del fenómeno actual. Entendiendo que el término derecha(s) engloba amplios y diversos actores, este trabajo busca abordar la cuestión colocando la atención en los defensores del liberalismo, en particular Mario Vargas Llosa y la Fundación Internacional para la Libertad, la red de think tanks que preside desde 2002. Este trabajo parte del entendimiento de que si bien las derechas actuales son parte de un proceso histórico que tiene un hito clave durante la década de 1980, asociado al thatcherismo, al reaganismo y a las diversas formas en que el programa y filosofía neoliberal fue traducido al escenario latinoamericano, es a partir de los años 2000 que se produce un proceso de condensación de fuerzas e intercambio de recursos materiales y simbólicos que permitieron reactualizar los repertorios en la defensa del programa impugnado. A partir del análisis de las premiaciones y reconocimientos entregados al escritor peruano y del dialogo con los estudios de think tanks, buscamos demostrar que al iniciarse el nuevo milenio la trayectoria de Vargas Llosa inicia un proceso de ampliación de los campos de socialización y reconocimiento que se traduce en la consolidación como referente latinoamericano en la defensa del liberalismo. Entendemos que esta virada se produce luego de su acoplamiento como presidente de la Fundación Internacional para la Libertad al campo de los institutos, fundaciones y centros de pensamiento defensores del liberalismo, en tanto forma colectiva y organizada de disputar en la batalla cultural y de ideas. Este estudio nos induce a pensar que si por un lado no hay novedad orgánica del fenómeno que contornean la ofensiva neoliberal al iniciarse el nuevo milenio; por otro, el cruce entre la conflictividad e impugnación del programa de ‘modernización conservadora’ y el acoplamiento de fuerzas, recursos materiales y simbólicos y de repertorios permiten hablar de una condensación coyuntural que deja de manifiesto la plasticidad estratégica y resiliencia del neoliberalismo.

Haut de page

Texte intégral

Introducción

  • 1 Siguiendo la categorización realizada por Camila Rocha a partir de la propuesta de Michael Freeden (...)

1Transcurridos diez años del famoso “¡ALCA, ALCA, al carajo!” pronunciado por el entonces presidente venezolano Hugo Chávez Frías durante el acto político que precedió a la Cumbre de las Américas en Mar del Plata (Argentina) en noviembre del 2005 simbolizando el rechazo regional al proyecto del Área de Libre Comercio de las Américas impulsado desde 1994 por los Estados Unidos (EEUU), la región comenzó a asistir a la nítida recuperación de los sectores liberal-conservadores y su retorno a la conducción de los poderes ejecutivos nacionales, sea por la vía electoral o golpes de Estado. El golpe de Estado en Honduras en 2009, en Paraguay en 2012, en Brasil en 2016 y en Bolivia en 2019; y la elección presidencial de Sebastián Piñera en Chile en 2009 y 2017, de Mauricio Macri en Argentina 2015, de Iván Duque en Colombia y Jair Bolsonaro en Brasil en 2018 y Guillermo Lasso en Ecuador en 2021 son algunos de los hitos de la política institucional que señalizaron este cambio de rumbo o encauzamiento neoliberal1.

  • 2 Sobre las generaciones de derechas en América Latina, consúltese: Boisard, Stéphane, «La nueva der (...)

2Así como el llamado Consenso de Washington de finales de los años 1980 disparó amplios debates en torno a los impactos en el mundo del trabajo, en las reformas del Estado propiamente dicho, en los niveles de pobreza y exclusión en América Latina, los recientes acontecimientos y la pregunta en torno a cómo el neoliberalismo consiguió reposicionarse en la agenda regional tras el manifiesto fracaso de finales de los años 1990, redirigió las miradas sobre los actores de este proceso. Identificado como una contraofensiva o avance de una ‘nueva derecha’, caracterizado como el fin de un ciclo o crisis de hegemonía, el asunto ha motivado recientes reflexiones y contribuciones dentro y fuera del campo académico que buscan dar respuestas y ofrecer elementos parciales que ayuden a comprender el fenómeno como un todo. Si bien, por un lado, este proceso requiere analizar críticamente la ambivalencia de los diferentes gobiernos progresistas en sus relaciones con los intereses del capital nacional e internacional y la continuidad de los pilares del programa neoliberal que mantuvo a los países de la región en su condición de dependencia. Por otro, también debe ser destacado que la creciente politización de la desigualdad por parte de varios actores de izquierda que integraron los gobiernos progresistas puso en jaque las ideas y el proyecto de modernización conservadora victorioso durante los años 1980 y 1990. Ello activó la ofensiva de los sectores de derecha a partir de una serie de estrategias dentro y fuera del propio sistema político para adaptarse y disputar la conducción del Estado. Partiendo de este segundo asunto, aunque sin desentenderse del primero, una serie de investigaciones han venido abonando al campo de estudios de las derechas latinoamericanas en torno a una pregunta: ¿existe una ‘nueva’ derecha en América Latina en el siglo XXI, o estamos hablando de la misma ‘nueva’ derecha de las generaciones anteriores2?

3Este artículo busca explorar estas discusiones a partir del diálogo entre dos investigaciones en curso que tienen como punto en común a la figura del escritor peruano Mario Vargas Llosa y su compromiso como intelectual en la defensa de los valores y principios del liberalismo. En los últimos años, Mario Vargas Llosa, en tanto reconocido novelista inscripto en el boom de la literatura latinoamericana de los años 1960, se ha convertido en un público y mediatizado referente para los defensores de los valores y principios del liberalismo del siglo XXI. No ha ahorrado esfuerzos en apoyar a los candidatos de derecha en las elecciones presidenciales como Mauricio Macri en Argentina, Sebastián Piñera en Chile, Iván Duque en Colombia, Guillermo Lasso en Ecuador, Keiko Fujimori (hija de su histórico y execrado rival Alberto Fujimori) en Perú y al chileno José Antonio Kast, candidato abiertamente nostálgico de la dictadura del general Pinochet.

  • 3 El Grupo de Notables está compuesto exclusivamente por miembros que recibieron algún Premio Nobel. (...)

4Sin embargo, su militancia públicamente anticomunista y liberal es muy anterior al cambio de milenio: remonta a los tiempos en que retira su apoyo al proceso revolucionario cubano en los años 1970. Se hace pública con la candidatura a la presidencia en las elecciones peruanas en 1990, alcanza mayor difusión internacional a partir de las columnas en el diario español El País, pero se consolida y alcanza reconocimiento al transcurrir los años 2000 como presidente de la Fundación Internacional para la Libertad (FIL). Entonces, ¿es la FIL una novedad que encausó su trayectoria convirtiéndolo hoy en día en ser el único miembro latinoamericano dentro del Grupo de Notables de la Mont Pelerin Society3, cuna del pensamiento neoliberal a nivel internacional?

  • 4 Sobre el boom de think tanks en América Latina durante la primera década del siglo XXI, consúltese (...)
  • 5 España. Boletín Oficial del Estado, n° 60, 4408, 10 marzo de 2004. URL: https://www.boe.es/diario_ (...)

5Aunque la FIL se inscribe en la nueva generación de institutos liberales que llamaron la atención por el salto cuantitativo y la visibilidad que en la última década asumieron en el debate público, no lo es tanto por el tipo de actores que la componen, su trayectoria en la defensa de los valores y principios del liberalismo, y el espacio desde el cual actúan. Acoplada al boom de nuevos institutos y redes de think tanks del nuevo milenio4, la FIL surgió agrupando más de 30 organizaciones de América Latina, España y Estados Unidos, la mayoría creadas en los años ochenta y noventa, reuniendo y buscando articular una serie de empresarios, intelectuales, periodistas, académicos, institutos de pensamiento y políticos comprometidos con “la defensa y difusión de los principios de la libertad individual, la democracia, el gobierno limitado, el libre mercado y el imperio de la Ley”5, según su estatuto fundacional. Entonces, ¿no hay novedad?

6Recuperando las advertencias realizadas por Stuart Hall (1979) en torno al thatcherismo y contra el uso de generalizaciones, este trabajo parte del entendimiento de que si bien las derechas actuales son parte de un proceso histórico que tiene un hito clave durante la década de 1980 asociado al thatcherismo, al reaganismo y a las diversas formas en que el programa y filosofía neoliberal fue incorporado tanto por las elites políticas y económicas como por los sectores subalternos latinoamericanos. Y es a partir de los años 2000 que se produce un proceso de condensación de fuerzas e intercambio de recursos materiales y simbólicos que permitieron reactualizar los repertorios en la defensa del programa y filosofía impugnada.

7Colocando el foco en el novelista peruano Mario Vargas Llosa, buscamos demostrar que al iniciarse el nuevo milenio su trayectoria intelectual inicia un proceso de ampliación de los campos de socialización y reconocimientos que se traduce en la consolidación como referente latinoamericano en la defensa del liberalismo. En diálogo con los estudios de think tanks, entendemos que esta virada se produce luego de su acoplamiento como presidente de la FIL al campo de los institutos y centros de pensamiento, en tanto forma colectiva y organizada de disputar en la batalla cultural y de ideas.

8Para ello definimos dos estrategias analíticas que organizan la estructura de este artículo. La primera buscó analizar la trayectoria del escritor peruano a partir del examen comparativo de la lista de reconocimientos y premiaciones alojados en las cronologías oficiales presentes en el website oficial de Mario Vargas Llosa6, de la Real Academia Española7 y del Instituto Virtual Cervantes8. Con ello se trató de capturar la historicidad y superposición de campos (político, académico, literario, periodístico, etc.) que le han otorgado reconocimiento. En la segunda, buscamos historiar el proceso de acercamiento de Mario Vargas Llosa al campo de los think tanks a partir de su incorporación a la FIL hasta el año 2016. Para ello fueron analizados documentos internos de la FIL, publicaciones en su website y actividades promovidas entre los años 2002 y 2016.

9Adelantando algunos elementos conclusivos, este estudio nos induce a pensar que si, por un lado, no hay novedad orgánica del fenómeno que contornean la ofensiva neoliberal al iniciarse el nuevo milenio; por otro, el cruce entre la conflictividad e impugnación del programa neoliberal y el acoplamiento de fuerzas, recursos materiales y simbólicos, y de repertorios orientados a la batalla de las ideas ya maduros o reactivados, permiten hablar de una condensación coyuntural que pone de manifiesto la plasticidad estratégica y resiliencia del programa de vocación hegemónica que defiende.

Mario Vargas Llosa: el maestro de la illusio

  • 9 Köllmann, Sabine, Vargas Llosa's fiction & the demons of politics, Berlin, Peter Lang, 2002.

10La larga e intensa trayectoria del novelista peruano Mario Vargas Llosa ha sido objeto de numerosos análisis que buscan abordar las múltiples facetas del escritor peruano. Aunque no es posible mencionar aquí cada uno de estos estudios, las diversas perspectivas evidencian que la fama conquistada y relevancia como formador de opinión pública no se reduce al lugar conquistado como protagonista del boom latinoamericano de los años sesenta asociado al realismo mágico a partir de la publicación de La ciudad y los perros en 1963. Estudios en perspectiva histórica muestran que desde los años 1970 tras el desencanto y la ruptura con el proceso revolucionario cubano, a su incesante productividad literaria se fue acoplando la paulatina y pública defensa del liberalismo que acabó inscribiéndolo con fuerte presencia también en el campo político y mediático. La imbricación de todos estos campos conduce a una pregunta: ¿es Mario Vargas Llosa un escritor que se dedica a la política o un político que se dedica a la literatura? En otras palabras y parafraseando a Sabine Köllmann9, ¿qué relación entre creación y compromiso establece este autor habitado, tanto en su vida de artista como en su vida de ciudadano, por los “demonios de la política”?

  • 10 El Caso Padilla, es el nombre bajo el cual se hizo conocido el arresto del poeta cubano Heberto Pa (...)
  • 11 Boron, Atilio, El hechicero de la tribu. Vargas Llosa y el liberalismo en América Latina, Buenos A (...)
  • 12 Sobre este aspecto de la trayectoria de Mario Vargas Llosa, ampliamente repetido en sus manifestac (...)

11Los estudios que abordan los vínculos y compromisos del escritor peruano con la política señalan que el primer y breve involucramiento del autor a un grupo comunista clandestino peruano, Cahuide, tuvo lugar en la Universidad de San Marco a principios de la década de 1950. Al abandonar Cahuide, Vargas Llosa mostró cierta simpatía democratacristiana para luego, tras convertirse en un referente de la literatura latinoamericana, abrazar las teorías y posiciones políticas de su entonces referencia intelectual, el filósofo francés Jean-Paul Sartre. Según los registros históricos, la década de 1960 estuvo marcada por su intenso activismo a favor de la Revolución Cubana en consonancia con los debates promovidos por la intelectualidad progresista de la cual hacía parte. La crisis del llamado Caso Padilla10 en 1971 comenzó a apartarlo de aquellos núcleos de debate, lo que tampoco debe ser entendido como la total e inmediata ruptura con el ethos y las batallas de izquierda11. El progresivo alejamiento de las lecturas y perspectivas sartrianas a partir de la relectura de la obra de Albert Camus dio el puntapié de un ‘largo camino de Damasco’ que lo condujo a mediados de los años 1980 a asumir y defender con la fe de los nuevos conversos el liberal-conservadurismo thatcheriano y reaganiano12.

  • 13 De Soto, Hernando, Ghersi, Enrique y Ghibellini, Mario, El otro sendero. La révolución informal, L (...)
  • 14 Rojas, Mauricio, "Mario Vargas Llosa: el rebelde liberal", 14ymedio, 17 de Abril de 2016, consulté (...)
  • 15 Soto, Ángel (dir.), Borges, Paz, Vargas Llosa: literatura y libertad en Latinoamérica, Madrid, Uni (...)
  • 16 Vargas Llosa, Mario, La llamada de la tribu, Barcelona, Alfaguara, 2018.
  • 17 Vargas Llosa, Mario, El pez en el agua, Barcelona, Seix Barral, 1993.

12Si bien de regreso a Perú, en 1979, Vargas Llosa ya no hacía parte del campo de izquierda, fue hacia mediados de los años ochenta que se convirtió en la cara principal del activismo anti-estatista en Perú y América Latina. En este contexto, se colocó como referente de la oposición al proyecto de estatización de la banca presentado por el presidente peruano Alán García (1985-1990) y prologó el reconocido libro de su entonces amigo Hernando de Soto, The Other Path: The Invisible Revolution in the Third World13, que con frecuencia ha sido considerado un manifiesto neoliberal latinoamericano. Es a partir de entonces que el novelista comenzó a transitar el camino que lo consagrarían años después como un ‘contramodelo’ o ‘rebelde liberal’14 y al mismo tiempo, junto con Jorge Luis Borges y Octavio Paz15, un referente en la defensa de la democracia de mercado. Se abrazó a los principios teóricos promovidos por los economistas del Círculo de Viena (principalmente Ludwig von Mises y Friedrich von Hayek) y teniendo como horizonte ejemplar el programa desarrollado por la primer ministra británica Margaret Thatcher y el presidente norteamericano Ronald Reagan, como él mismo argumenta en un homenaje a sus mentores ideológicos publicado bajo el titulo La llamada de la tribu16. Sin embargo, según lo relatado en la autobiografía titulada El pez en el Agua17, aunque el primer y único intento de emular la experiencia inglesa y estadounidense al presentarse a las elecciones presidenciales peruanas de 1990 fracasó, al perder frente a Alberto Fujimori, esta experiencia tuvo dos consecuencias principales en la vida del escritor: la primera fue el autoexilio a Europa y la segunda fue el abandono de la vida política partidista abrazando la ‘batalla cultural’ como el horizonte de combate.

  • 18 Bourdieu, Pierre, Las reglas del arte: génesis y estructura del campo literario, Barcelona, Editor (...)

13Partiendo del análisis de las cronologías oficiales, es posible alegar que tras su fracaso electoral Mario Vargas Llosa comenzó una nueva etapa en su vida, primero en Berlín y luego en España. Pero su ‘autoexilio’ no fue sinónimo de aislamiento. Por el contrario fue el inicio de un periodo rebosante de reconocimientos públicos que se multiplicaron a partir de 1990. Aunque no es posible hacer una amalgama entre distinciones difíciles de comparar (entre el Premio Nobel de Literatura y la nominación de una calle de Vargas Llosa en un pequeño pueblo peruano, por ejemplo), creemos que las más de trescientas menciones a reconocimientos y premiaciones registradas por la Real Academia Española y el Instituto Virtual Cervantes permiten comprender cómo es (y desea ser) conocido y reconocido; o, recuperando las herramientas analíticas de Pierre Bourdieu18, cómo se produce la illusio. En palabras de Bourdieu:

  • 19 Pierre Bourdieu, op. cit., p. 337-341

Las luchas por el monopolio de la definición del modo de producción legitimo contribuyeron a reproducir continuamente la creencia en el juego, el interés por el juego y los envites, la illusio, de la que también son fruto […] Cada campo (religioso, artístico, científico, económico, etc.), a través de la forma particular de regulación de las prácticas y de las representaciones que impone, ofrece a los agentes una forma legítima de realización de sus deseos basada en una forma particular de illusio […] La creencia colectiva en el juego (illusio) y en el valor sagrado de sus envites es a la ve la condición y el producto del funcionamiento mismo del juego; está en el origen del poder de consagración que permite a los artistas consagrados construir determinados productos, mediante el milagro de la firma (o del sello), en objetos sagrados. Para dar una idea de la labor colectiva de la que es fruto, habría que reconstruir la circulación de los innumerables actos de crédito que se intercambian entre todos los agentes comprometidos en el campo artístico, evidentemente, con las exposiciones colectivas de grupo o los prefacios mediante los cuales los autores más consagrados consagran a los más jóvenes que a su vez los consagran como maestros o jefes de escuela19.

14Son muchos los ejemplos que ilustran este “principio del poder de consagración” de productos y productores que ejerce Mario Vargas Llosa para defender y difundir el pensamiento liberal en sus columnas de Toque de Piedra, la redacción de prólogos de libros y pequeños insertos publicitarios en las contraportadas. A fines de contribuir con este enfoque, proponemos el análisis de premiaciones y reconocimientos. Por razones heurísticas organizamos los datos levantados en diferentes categorías: premios literarios, premios culturales, premios de periodismo, reconocimiento político, títulos académicos, títulos honoríficos otorgados por estados e instituciones, distinciones otorgadas por ciudades y regiones, y cargos ocupados. La lista completa de los países que otorgaron a Mario Vargas Llosa una distinción -pública y/o privada- entre 1957 y 2018 incluye 15 países europeos, 15 países latinoamericanos, además de Estados Unidos, China, Japón, Filipinas, Egipto, Rusia e Israel.

Gráfico 1 – Distinciones recibidas por Mario Vargas Llosa según año y país

Gráfico 1 – Distinciones recibidas por Mario Vargas Llosa según año y país
  • 20 Según las cronologías, en 2005 su nombre figuró entre los cien intelectuales más destacados e infl (...)
  • 21 Comas, José, “Reacción crítica en Perú a la nacionalización de Vargas Llosa, El País, 5 de julio 1 (...)

15En cuanto al reconocimiento, Vargas Llosa recibió 176 premios de países europeos y 135 de países latinoamericanos, lo que evidencia que su autoexilio no lo apartó por completo de su tierra natal ni del continente donde creció. España aparece, con 106 títulos y distinciones, como el primer y principal país que homenajea a Mario Vargas Llosa, por delante del Perú que sólo tiene 79. Luego vienen los EEUU (41 distinciones) y Francia (20 distinciones) donde vivió durante algunos periodos de los años 1950 y 1960. No deja de extrañar la sub-representación de Inglaterra en términos de número de reconocimientos puesto que es otro país europeo, con España y Francia, donde se radicó Mario Vargas Llosa en algún momento de su vida. Según presentamos en este Gráfico 1, la distribución de estos premios y distinciones conoció picos que se corresponden con los lanzamientos de obras que marcaron la carrera del escritor. Después de la publicación en 1963 de La ciudad y los perros, el lanzamiento de la magistral Conversación en la catedral en 1969 explica el pico entre 1966 y 1976. La de principios de los años ochenta es concomitante con la publicación en 1981 de La guerra del fin del mundo. El de principios de 2000 se refiere a la publicación del libro La fiesta del chivo en el año 2000, que tuvo un gran éxito en las librerías y fue aclamado por la crítica como el regreso del gran escritor. Si bien entre 1957 y 1990 Mario Vargas Llosa ya había publicado más de la mitad de sus novelas y la mayoría de sus obras principales que le daban una sólida reputación internacional como literato, el número de premios, títulos y distinciones recibidos fue aumentando desde los años 1990, dando un salto cuantitativo y cualitativo a partir de los años 2000. Este aumento significativo de distinciones recibidas por Mario Vargas Llosa se puede observar también en el Gráfico 2 presentado abajo, alcanzando éste su un momento de máxima gloria cuando se le otorgó el Premio Nobel de Literatura en 2010. Estos dos saltos se explican, entre otras cosas, por la fama mediática alcanzada por el autor en España en la década del 90, que ha sido plasmada en su trabajo como editor de una columna bimensual titulada “Toque de piedra” en las páginas del periódico El País. Esta columna traducida en varios idiomas, que sigue hasta el día de hoy, nutrió muchos libros que son meros compilados de artículos. Esta colaboración con El País contribuyó grandemente a ubicar a Mario Vargas Llosa como uno de los pensadores más influyentes de lengua hispana, tanto en Europa como en América latina20. Su integración en España pasó por la adquisición de la nacionalidad de dicho país en 1993. El año siguiente fue el primer latinoamericano del Siglo XX en ocupar un sillón en la prestigiosa Real Academia Española. Ingresó en 1998 en la sección española de la Comisión Trilateral, organización que reúne a influyentes personalidades de la vida pública de Europa, Norteamérica y Japón. También tuvo la oportunidad ese mismo año de unirse al Instituto Cervantes, tras su nombramiento por el gobierno español como vocal del Patronato lo que le ofreció la posibilidad de viajar por el vasto mundo como representante de la lengua española. Entre otras distinciones significativas con las que le agasajaron los españoles, obtuvo el título de “hijo adoptivo de la ciudad de Madrid” en 2010, antes de ser ennoblecido por el rey Juan Carlos en 2011 y convertirse en el marqués de Vargas Llosa. Tan temprano como 1993, esta vida "española" se sintió en el Perú como una verdadera "nacionalización del escritor"21.

16Como lo muestra el Gráfico 2, la proporción de títulos y distinciones en la biografía oficial deja una parte muy importante al mundo académico y a la literatura: 93 doctorados honoris causa y 71 premios literarios, frente a 39 premios o distinciones directamente vinculados a una actividad o a un centro político. Mario Vargas Llosa recibió su primer doctorado honoris causa en 1990 en los Estados Unidos y a fines de la década el número había alcanzado 18 (en aquella década el mayor número provino de universidades de los EEUU, dentro de las más prestigiosas como las Universidades de Yale, Harvard y California Los Ángeles UCLA). Pero a partir de la década de 2000 el número lauros en los círculos académicos se multiplicaron considerablemente: entre 2000 y 2009 recibió 34 doctorados honorarios y distinciones académicas; y entre 2010 y 2018 sumó 39, alcanzando un máximo cuando fuera reconocido con el Premio Nobel de la Literatura en 2010.

Gráfico 2 – Tipo de distinció y año de entrega a MarioVargas Llosa

Gráfico 2 – Tipo de distinció y año de entrega a MarioVargas Llosa

17A partir de la década de 2000, una novedad aparece en las biografías oficiales: la multiplicación de referencias al campo político de la derecha y a los think tanks liberales. De hecho, los únicos títulos y premios "políticos" recibidos por Mario Vargas Llosa antes de esa fecha fueron el Premio de Derechos Humanos de la Asociación Judío Latinoamericana en 1977, luego el Premio de la Libertad otorgado por la Fundación Max Schmidheiny (Suiza) en 1988 y la Legión de la Libertad del Instituto Cultural Ludwig von Mises (México) en 1990. Estos dos últimos premios, otorgados por instituciones cuya meta es la difusión de la economía de mercado, coinciden con la candidatura de Vargas Llosa a la elección presidencial en Perú. Durante la década del 90, Mario Vargas Llosa se acercó a José María Aznar, entonces presidente de la República Española, y al think tank del Partido Popular español (PP), la Fundación FAES, pero no se tradujo este acercamiento por premios particulares. Es a inicios de la década del 2000 que el entusiasmo de los think tanks liberales comenzó a ponerse de manifiesto, aunque primero fuera de Europa. Sin que sea posible brindar una lista exhaustiva, puede mencionarse el Premio Cristal del Foro Económico Mundial en Davos en 2001 (Suiza). Ese mismo año, la Fundación de las Américas (Nueva York) le entregó el Premio Las Américas 2000-2001. Este último premio permitió a Mario Vargas Llosa darse a conocer y ser reconocido en los EEUU, más allá de los círculos universitarios que lo habían homenajeado con títulos en la década anterior22. Su introducción en la derecha norteamericana tuvo lugar cuando el think tank vinculado a la gran empresa transnacional estadounidense y al Partido Republicano, The American Enterprise Institute, le otorgó su famoso Premio Irving Kristol 2005. En esta ocasión, Vargas Llosa pronunció un discurso que lo impulsó en los medios de comunicación como uno de los principales representantes del liberalismo a escala mundial: “Confesiones de un liberal”23.

  • 24 A continuación usamos Atlas para referirnos a Atlas Economic Research Foundation.

18Como se muestra en el gráfico 2, las biografías oficiales destacan que la actividad política de Mario Vargas Llosa fue marcada por un constante ir y venir entre Europa y América, lo que se analizará de manera pormenorizada en la sección siguiente con el estudio de las redes de la FIL. Notemos que le tocó a la Fundación Friedrich Naumann, el think tank oficial del Partido Liberal Alemán, agasajarlo en 2008 con el Premio a la Libertad. En 2009, Vargas Llosa se convirtió en el presidente honorario de la Fundación Progreso y Democracia (España) antes de despertar el interés del Club Liberal de Cádiz (Premio "1812"). En 2010, Atlas Economic Research Foundation24 lo nombró Templeton Leadership Fellow, y la Fundación Internacional de Jóvenes Líderes en Buenos Aires (Premio Referente de la Humanidad). En 2011, el Hayek Institute le entregó el diploma que lo acreditó como miembro honorario del Instituto. Al año siguiente, The Independent Institute (San Francisco, EEUU), en el cual su hijo Álvaro es senior fellow, le otorgó el Premio Alexis de Tocqueville con Lech Walessa y Robert Higgs. Al año siguiente, recibió el reconocimiento de la Fundación española FAES (Premio Fundación FAES de la Libertad) y el Instituto español Juan de Mariana. Finalmente, 2014 fue el año de la consagración cuando su indefectible proselitismo le dio el derecho de entrar, junto a Milton Friedman y Friedrich Hayek, en el seno de los santos del liberalismo mundial: la Sociedad de Mont Pelerin. En el mismo año recibió también el Premio Bruno Leoni del Instituto Bruno Leoni (Milán), que lleva el nombre del ex presidente de la Mont Pelerin Society entre 1967 y 1968.

  • 25 Dentro de los países se puede mencionar: en 2009 en la Pinacoteca de la Municipalidad de Piura (Pe (...)
  • 26 Vargas Llosa, Mario, Elogio de la lectura y la ficción, Discurso realizado al recibir el Premio No (...)
  • 27 Sobre el manifiesto, consúltese: Fundación Internacional para la Libertad, Manifiesto FIL. Que la (...)

19Cabe señalar que cada premio literario o distinción honorífica, además de las premiaciones estrictamente políticas, se convirtieron también en un acto proselitista que evidencia la convicta batalla cultural liderada por Mario Vargas Llosa. Dentro de los acontecimientos mediáticos que usa para reafirmar su credo liberal con fuerza y convicción, se puede mencionar el caso de la exposición titulada "La vida por la libertad", creada en 2008 por la Pontificia Universidad Católica del Perú que se inauguró en muchos países con discursos del propio Vargas Llosa25. Otro caso fue su discurso de recepción del Premio Nobel de Literatura en el que rindió un vibrante homenaje a algunos héroes de su panteón intelectual liberal: Raymond Aron, Jean-François Revel, Isaiah Berlin y Karl Popper26. Y más recientemente, apenas iniciada la grave crisis sanitaria de Covid-19, encabezó un manifiesto27 divulgado por la FIL y firmados por más de 150 figuras públicas, ex mandatarios, agentes de la cultura, empresarios y académicos del mundo, en la que alertaba los peligros del avance del "ogro filantrópico", en referencia a las acciones de intervención estatal tomadas por algunos gobiernos para contener la pandemia, en detrimento de algunos derechos individuales.

20Este último ejemplo demuestra que para entender la incansable batalla cultural emprendida por Vargas Llosa se debe observar más allá de este protagonismo asumido y otorgado al escritor peruano. Por ello, a continuación se analizan los vínculos con las redes de think tanks defensoras del liberalismo y de actores que giran en torno a la FIL, creada a inicios de los años 2000 y presidida por el propio Mario Vargas Llosa.

Vargas Llosa en red: la Fundación Internacional para la Libertad

  • 28 Medvetz, Thomas, Think Tanks as an Emergent Field, New York, Social Research Council, 2008.

21La FIL es un think tank, un tipo de organización que, desde la segunda mitad del siglo XX, consiguió consolidarse alrededor del mundo como actor político orientados a la búsqueda de influencia a partir de la movilización de ideas. Asociadas a un tipo de saber experto, estas formas políticas se dirigen a incidir sobre los tomadores de decisiones dentro y fuera del sistema político propiamente dicho, sean policy-makers, parlamentarios, periodistas, empresarios, accionistas, votantes, cabezas de familia o consumidores, dependiendo de las circunstancias concretas y sus objetivos institucionales, a partir del cruce entre el campo académico, político, empresarial y comunicacional, como propone Thomas Medvetz28.

  • 29 Plehwe, Dieter and Walpen, Bernhard, “Between network and complex organization: The Making of Neol (...)

22Hecha su aparición en el escenario político latinoamericano a partir los años 1950, su consolidación como forma política se sitúa a comienzos de 1980, asociada al proceso de transición democrática, tecnificación del Estado y consolidación del modelo neoliberal. De la misma forma que en los países del Norte, las primeras generaciones presentaban un perfil más propio de centros de investigación vinculados o no al aparato estatal. Los de la etapa siguiente también tomaron un carácter ‘militante’ y de defensa de intereses de carácter privado. Y aunque adoptaron formatos diversos y movilizan ideas de campos ideológicos y tradiciones teóricas diferentes, los estudios de Dieter Plehwe y Bernhard Walpen evidencian que los defensores de la sociedad de libre mercado han sido eficientes en el desarrollo y consolidación de este tipo de aparatos de ideas, tanto en los países del Norte como del Sur29.

  • 30 Fischer, Karin y Plehwe, Dieter, “Redes de think tanks e intelectuales de derecha en América Latin (...)
  • 31 Bernaldo de Quirós, Lorenzo, “La amenaza neopopulista”, 17 de octubre de 2002 [en ligne]. Consulté (...)
  • 32 Ídem.

23La FIL se creó en octubre de 2002, al iniciarse lo que se entiende como el segundo boom de think tanks liberales en América Latina, que Karin Fischer y Dieter Plehwe consideraron una contraofensiva en el plano continental tras las sucesivas crisis de los años noventa30. Recientemente había sido superado el intento de golpe de estado en Venezuela contra el presidente Hugo Chávez, el líder del Partido de los Trabajadores, Luiz Inácio Lula da Silva, había ganado las elecciones en Brasil y la convulsión social en Argentina y Bolivia continuaban dando muestras de impugnación al modelo neoliberal. “Cuando se plantea la necesidad de defender algo es porque ese algo está en peligro”31, manifestó uno de sus miembros fundadores, el español Lorenzo Bernaldo de Quirós, en un artículo publicado en la página del instituto norteamericano El Cato a pocos días del lanzamiento de la FIL. Era, “un modesto y ambicioso esfuerzo para defender lo elemental frente a la irracionalidad que parece haberse apoderado de extensas capas de la opinión pública mundial”32 agregó el economista madrileño, en la clave popperiana inspiradora del emprendimiento.

  • 33 Giménez, María Julia Navegar el Atlántico a contramarea: la Fundación Internacional para la Liberta (...)

24Inscripta en el Registro de Fundaciones de España, con sede inicial en Madrid, la FIL se presentó como una organización que, en palabras de su presidente, el novelista peruano Mario Vargas Llosa, aspiraba a servir como sombrilla relacionando y coordinando las actividades en España, EEUU y América Latina de fundaciones, institutos y centros que promueven la defensa de los valores y principios del liberalismo33. En esta línea, además de Vargas Llosa, el patronato de la FIL incluía directivos de think tanks liberales latinoamericanos y norteamericanos, como la red de institutos de pensamiento liberal Atlas, dirigida por el economista argentino Alejandro Chafuén, y españoles, principalmente la Fundación Iberoamérica Europa, presidida por Pablo Izquierdo Juárez y estrechamente vinculada al PP de España. Sus demás consejos de dirección articularon periodistas, empresarios, políticos, intelectuales y referentes del campo cultural, todos unidos bajo la incondicional defensa de la libertad de mercado con un nítido recorte territorial trazado por el histórico –y desigual– vinculo atlántico entre España, EEUU y América Latina.

  • 34 Para María José Alvarez-Rivadulla, John Markoff y Verónica Montecinos, organizaciones de “segundo (...)

25Consecuente a los posicionamientos de su máximo representante, la FIL se declaró opositora al gobierno cubano y veía en el ‘Socialismo del siglo XXI’ del proceso bolivariano encabezado por el presidente Chávez, la renovación del peligro comunista en la región. Para ellos, la amenaza no era aparente, estaba viva y en un ambiente favorable a propagarse. Si atrás habían quedado los planes conspirativos y el apoyo material soviético, para ese entonces los recursos venidos del petróleo venezolano encendían las alertas frente al creciente poder material del emprendimiento enemigo y, vale también destacar, el fracaso de los propios. Así como Atlas, en tanto red u ‘organización de segundo orden’34, la FIL asumió como misión la defensa y difusión de los principios de la libertad individual, la democracia, el gobierno limitado, el libre mercado y el imperio de la Ley, a partir del patrocinio de organizaciones, foros y actividades, la concesión de becas y ayudas económicas, la organización de concursos, certámenes y premios para incentivar estudios, y la promoción de publicaciones de los trabajos, exposiciones y manifestaciones que desarrollen los fines fundacionales. Sin embargo, el mapeo de actividades realizadas entre 2002 y 2016, pone de manifiesto la priorización de acciones dirigidas a patrocinar y organizar grandes debates públicos en foros y seminarios.

  • 35 Sobre este asunto consúltese el capítulo 2 de María Julia Giménez, “Navegar el Atlántico a contram (...)

26Como mencionado arriba y exploramos mejor en un trabajo anterior35, de las instituciones representadas en el patronato de la FIL la mayoría habían sido creadas entre 1980 y 1995; intervalo éste que se amplía si se incluye a las entidades afiliadas. Entonces, ¿cuán novedosa era la articulación atlántica encabezada por el escritor peruano para defender el liberalismo en América Latina? El análisis realizado a partir del boletín Highlights perteneciente a Atlas muestra que el total de los institutos y centros de pensamiento latinoamericano articulados en la FIL ya participaban conjuntamente del espacio y actividades promovidas por la red estadounidense desde finales de los años ochenta.

  • 36 La primera, en 1994 en la participación de un Programa de Ecología en Venezuela junto al CEDICE; l (...)

27Sin embargo, y esto resultó llamativo, aunque durante los años 1990 el Perú contó con una presencia destacada en la constelación de Atlas (principalmente por la difusión del trabajo de Hernando de Soto y la participación del Centro para la Investigación y Estudios Legales de Perú /CITEL), el novelista Mario Vargas Llosa aparece como una figura marginal. Para el caso, apenas sumó cuatro menciones36, cifra que se duplicaría en los seis años subsiguientes. Aunque dicha información puede parecer insignificante si lo comparamos con el boom de visibilidad que alcanzó el autor peruano a partir del inicio del nuevo siglo, ello trasluce al menos tres elementos.

28En primer lugar, que es a partir de 2002 que Vargas Llosa se incorporó al campo de los think tanks liberales que de forma más o menos dispersa se mantuvo activa a lo largo de toda la década del noventa en América Latina; y que esta incorporación pareció tener un carácter más abrupto que progresivo. En segundo lugar, si parte de esta visibilidad se debió a la continuidad de su producción literaria y el aumento de sus premiaciones, a la publicitación de su vida personal y a polémicos artículos o manifestaciones mediáticas, desde entonces la prensa vulgar y los boletines institucionales lo comenzaron a referenciar tanto como escritor, posteriormente Premio Nobel de la Literatura, como por estar al frente de la FIL. Por último, si las invitaciones a eventos y viajes parecieron ser un hilo de continuidad (aunque intensificado por el ritmo de sus premiaciones, homenajes y su incorporación orgánica la constelación de think tanks liberales), a partir de entonces Vargas Llosa pasó a adoptar el manto de gran anfitrión de la familia liberal preocupada por articular la defensa en territorio latinoamericano.

29Del levantamiento de actividades expresas en la página web oficial www.fundacionfil.org a partir de las capturas alojadas en el proyecto The Internet Archive para los años 2002-2016, se contabilizó la organización de 18 eventos internacionales que podrían ser ordenados en dos tipos: el Seminario o Conferencia Internacional, generalmente organizado con otras instituciones de carácter nacional, como el caso de los seminarios celebrados desde 2013 en Perú, junto al CITEL, llamados también Foros de Lima; y el Foro Atlántico, celebrado en todas sus oportunidades en Madrid y que mantuvo una secuencia anual, con excepción del periodo 2009-2012 donde no existen menciones al evento -dato que sorprendente si tenemos en cuenta que en 2010 Vargas Llosa recibió el anhelado Nobel. En los dos casos siempre contó con el apoyo o la colaboración de la red norteamericana Atlas y de la Fundación Iberoamérica-Europa de España. Fuera de uno u otro tipo, los eventos mantuvieron una modalidad similar: transcurrieron a lo largo de una o dos jornadas con inscripción anticipada o invitación especial; y se desarrollaron en torno a exposiciones, conferencias, paneles y mesas redondas compuestas por miembros de la FIL e invitados/as.

30Si, como indica su nombre, la FIL se proyectó a nivel internacional, los asuntos abordados en la mayoría de las oportunidades tuvieron foco ineludible en América Latina (aunque vale señalar la existencia de dos eventos por la paz en Medio Oriente con personalidades de Israel y Palestina, en Madrid). Con una agenda afinada al acontecer regional, los más de 120 paneles relevados se organizaron en torno al tríptico ‘amenazas, desafíos y oportunidades’ que sintéticamente se pueden organizar como: los desafíos que interponen los populismos, los nacionalismos y el comunismo a la democracia liberal (apuntando prioritariamente contra el gobierno cubano y venezolano, pero también Evo Morales en Bolivia, Rafael Correa en Ecuador y los Kirchner en Argentina); los desafíos para garantizar la seguridad de los mercados y la guerra al narcotráfico; y las oportunidades de las democracias de mercado y del modelo que se consolidaba en el eje Chile, Perú y Colombia reactivando el proyecto de libre comercio en la región del Pacifico.

31Cabe hacer hincapié en la predominancia de actividades celebradas en España (12 de los 18 contabilizados), siendo Casa de América (Madrid) el escenario predilecto. En todos ellos, Mario Vargas Llosa participó con palabras de apertura o cierre, y casi siempre en conferencias o participaciones en paneles de diálogo con otras personalidades. En total, transitaron 230 expositores/as, conferencistas y panelistas, muchos de los cuales lo hicieron en sucesivas oportunidades, principalmente cuando se trataba de miembros de la FIL. Si bien participaron figuras de países como Francia, Suecia o Alemania, se destacaron personalidades españolas, seguidas por estadounidenses y por debajo argentinos, peruanos y cubanos.

32Manteniendo la mirada en la procedencia de las personas que se articularon en torno a estos eventos es posible notar que, en el caso estadounidense, la mayoría lo hizo como académicos o especialistas en asuntos económicos o de seguridad, miembros de una organización privada (fundaciones, think tanks, ONGs) o periodistas, como Ian Vásquez de Cato Institute y Alejandro Chafuén de Atlas, ambos miembros de la FIL, pero también Mary O´Grady, la editora de The Americas Wall Street Journal o el Profesor Robert Lieber, profesor en Georgetown University, Washington. En el caso español, se repetía aquella composición y se sumaban empresarios (como Lorenzo Bernaldo de Quirós, miembro de la FIL), ex mandatarios (como el propio José María Aznar, que participó en cuatro oportunidades), ministros y parlamentarios, principalmente vinculados al PP. Y para el caso de los latinoamericanos, además de la primera y la segunda tendencia reforzada por un staff más amplio de ex mandatarios (como Jorge Quiroga de Bolivia, Luis Alberto Lacalle de Uruguay, Felipe Calderón de México y Álvaro Uribe de Colombia), se agregaron candidatos a presidente (como el chileno Sebastián Piñera, el argentino Mauricio Macri o el ecuatoriano Eduardo Lasso) y referentes de la oposición a los gobiernos progresistas latinoamericanos de turno, como las venezolanas Mitzy Capriles y Lilian Tintori de López, o las Damas de Blanco de Cuba.

  • 37 Apuleyo Mendoza, Plinio; Montaner Carlos Alberto y Vargas Llosa, Álvaro, Manuel del perfecto idiot (...)

33Salvo el caso de la bloguera cubana Yoani Sánchez a partir del año 2013, la participación de los jóvenes ciberactivistas pro-mercado fue prácticamente nula en los eventos organizados por la FIL. Situación muy diferente si discurrimos los vínculos con los medios de comunicación hoy considerados tradicionales (tv, radio, revistas y periódicos). Por un lado, la FIL garantizaba a los eventos una tropa orgánica compuesta por una serie de periodistas y escritores con fuerte participación mediática. Sino todos, la mayoría de sus miembros oficiaba de comentaristas, columnistas o articulistas en vehículos de comunicación gráficos, radiofónicos o televisivos. Además del propio Mario, sobresalen su hijo Álvaro Vargas Llosa, el cubano Carlos A. Montaner y al colombiano Plinio Apuleyo Mendoza – los tres autores del bestseller Manual del Perfecto Idiota Latinoamericano37. A estos autores se añadieron el chileno Mauricio Rojas y el español Pablo Izquierdo Juárez. Éste último se desempeñó como asesor de prensa de José María Aznar durante su mandato presidencial, además de crear y dirigir el portal de noticias digital El Diario Exterior de España (dependiente de la Fundación Iberoamérica-Europa que él mismo presidía) y el peruano norteamericano Ian Vásquez, que además de tener una activa presencia en las redes de Cato Institute, se desempeñó como articulista en El Comercio de Perú y como comentarista en la CNBC, NBC, C-SPAN, CNN, Univisión, Canadian Television y Voice of America, del servicio de radio y televisión internacional del gobierno estadounidense.

34A los seminarios y foros, acudieron también periodistas como Hermann Tertsch del diario español El País, Carlos Pagni de La Nación de Argentina y Guy Sorman de Francia, y la ya mencionada norteamericana Mary A. O’Grady, además de representantes de la ONG Reporteros Sin Fronteras de España. En la mayoría, la cuestión de medios de comunicación fue encuadrada como una de las amenazas impuestas por los ‘populismos’ a la democracia en América Latina y al derecho a la libertad de expresión como valor esencial. Y en Julio de 2013, tras los escándalos que causaron las cancelaciones y no renovaciones de licencias de medios de comunicación en Venezuela y la puesta en marcha de nuevas leyes de regulación de los servicios de comunicación en Ecuador y Argentina, el asunto se impuso como el tema central durante la celebración del VI Foro Atlántico en 2013, titulado “Desafíos institucionales, políticos y económicos: el rol de los medios de comunicación”. En este sentido, si por la composición de los disertantes y por los contenidos abordados, los medios de comunicación ocupaban un lugar destacado en los foros y seminarios, su participación no se resumía al propio encuentro, sino que se hacía extensivo en la promoción y difusión del evento.

  • 38 Cabe mencionar que apenas en el último evento registrado para este análisis, realizado con motivo (...)
  • 39 Sobre estas denuncias e investigaciones consúltese el capítulo 4 de María Julia Giménez, op. cit.

35Aunque sorprende la práctica ausencia del campo literario en estos eventos38 – asunto que tal vez pueda responderse usando las hipótesis de ostracismo desarrolladas por el propio Vargas Llosa- resulta aún más relevante la ausencia de actividades emprendidas por la FIL en 2010 para repercutir la ansiada distinción de su líder al Nobel a la Literatura. Si como fue denunciado por algunos analistas, el Nobel de Vargas Llosa fue una estrategia para catapultar al escritor liberal en tiempos de crisis y confronto con los gobiernos progresistas, ¿por qué la organización que él mismo preside no hizo un uso inmediato del evento para promocionarse, ni repercutió el asunto? Aunque dicho silencio precisa ser mejor analizado (tal vez reconociendo factores vinculados a la grave crisis económica española y los recortes en la transferencia de recursos que afectó en las fundaciones y ONGs, o los casos de corrupción que vinculaban a sectores del PP y algunos de los miembros de la FIL durante esos años39), lo cierto es que la entrega del Nobel no lo aproximó ni distanció de la posición conquistada como el gran anfitrión de los defensores de libre mercado, consolidada al transcurrir la primera década del nuevo milenio como presidente de la Fundación Internacional para la Libertad.

Comentarios finales

36Como hemos señalado hasta aquí, al cerrarse el siglo XXI, Mario Vargas Llosa era más que una sólida referencia de la literatura latinoamericana. A pesar de su fracasado paso por la contienda electoral a la presidencia de Perú y tras el retiro voluntario en Europa, el escritor peruano había conseguido consolidar también su imagen de gran polemista y ferviente defensor del liberalismo. A su aparición pública tras el lanzamiento de cada uno de sus libros y premiaciones, se sumaba la participación quincenal como articulista del diario El País de España donde el escritor peruano conseguía despuntar su estilo contencioso abordando temas que excedían el campo meramente literario. La idea de un Vargas Llosa dicotómico, portador de una excelente pluma e ideas controvertidas, no era novedad y fue albo de numerosos estudios. Desde la década del setenta, cuando el escritor publicitó su oposición a la revolución cubana, eran frecuentes las críticas y advertencias de que ello lo condenaría a una suerte de ‘ostracismo cultural’. En 1998, durante una entrevista realizada para el programa de televisión boliviano De Cerca, Carlos D. Mesa lo indagaba sobre estos asuntos y la divulgada imagen mediática del novelista como “el más radical de los liberales, reaccionario”, decía el periodista con gestos de disculpa. Vargas Llosa respondió:

Bueno, por un lado yo defiendo aquellas cosas que creo con mucho entusiasmo, con mucha convicción, de una manera muy transparente, muy franca y eso provoca a veces reacciones muy hostiles. Por otra parte, la izquierda ha tenido por mucho tiempo y todavía tiene un control muy importante de lo que es la infraestructura cultural, entonces inmediatamente se pone en acción para descalificar moralmente a sus adversarios (…) Y también supongo que esa imagen tiene que ver con el hecho de que por mucho tiempo yo defendí cosas que eran muy impopulares. Yo defendí el mercado, por ejemplo, como un instrumento fundamental para conseguir el desarrollo en una época en que hablar de mercado era tabú. Ningún intelectual que se preciara se atrevía a defender el mercado. O si no, a atacar el comunismo. Decir claramente que el comunismo era una doctrina que creaba unas dictaduras que destruían la libertad humana, que atropellaban los derechos humanos. Bueno, eso durante mucho tiempo fue tabú en nuestros medios, porque la izquierda había conseguido una especie de terror sagrado frente a esas verdades.40

37A pesar de los discursos que sentenciaban el fin de la historia, tanto el escenario latinoamericano como el escenario mundial continuaron en transformación, así como también la propia trayectoria del novelista peruano. Al tiempo que los procesos de impugnación neoliberal e inicio del ciclo de gobiernos progresistas parecieron modificar la correlación de fuerzas en América Latina, Vargas Llosa no sólo alcanzó el tan celado Premio Nobel de la Literatura 2010, sino que también se transformó en una nítida referencia del campo de las derechas liberales tanto en América Latina como en el resto del mundo occidental. Según el análisis realizado, es posible decir que a lo largo del primer quindenio del siglo XXI, Vargas Llosa no sólo reafirmó su reputación como novelista, sino que también consolidó su imagen política como referente entre los defensores del liberalismo. Validando, con el correr de los años, las orientaciones a iniciar una campaña de cooptación de las élites intelectuales a partir de la “consideración y el reconocimiento”, plasmadas tempranamente en el Documento Santa Fe I41 que sirvieron de orientación para las políticas hemisféricas para América Latina del presidente Ronald Reagan.

  • 42 Bourdieu, Pierre, op. cit., p. 337.

38Si cada premiación se convirtió también en un acto proselitista, no por ello debemos entender la figura de Mario Vargas Llosa como un intelectual cosmopolita entusiasmado con la mera predicación del credo liberal. Por el contrario, tras la creación de la FIL y su incorporación orgánica a la constelación de think tanks liberales, el novelista peruano pasó a adoptar el manto de gran anfitrión de la familia liberal actuante en los asuntos latinoamericanos. Entonces, ¿fue la FIL parte de la anhelada infraestructura cultural que catapultó a Vargas Llosa al campo político liberal y, al mismo tiempo, le permitió acceder al aval para el Nobel, o al contrario fue una apropiación del campo de los think tanks que recargó combustible al circuito de tanques liberales? Tal vez, las dos cosas al mismo tiempo. Como señaló Pierre Bourdieu, “la illusio es la condición del funcionamiento de un juego del que también es, por lo menos parcialmente, el producto”42.

39En la primera sección de este trabajo enfocada en el análisis de las distinciones recibidas por Mario Vargas Llosa notamos que tras su fallido intento electoral en Perú, el inicio de la vida europea fue acompañado por una fuerte proyección internacional, dándose un salto exponencial tras abrirse el nuevo milenio. Y aunque los picos de distinciones siempre están asociados al lanzamiento de una nueva obra literaria (lo que evidencia que Vargas Llosa no abandona su prestigio como literato), el origen y tipo de premiación dan muestras de la apertura de nuevos campos por el que comenzó a ser fuertemente reconocido: el de los institutos de pensamiento / think tanks liberales y sus subcampos políticos, mediáticos, académicos y empresariales. En la segunda, al historiar la FIL, observamos que Vargas Llosa fue propulsado como gran ‘anfitrión’ de la organización-paraguas por la que transitaron cientos de personalidades públicas y no tan públicas unidas por la defensa del liberalismo en América Latina.

40A modo general, podría decirse que es bajo esta doble actitud que Mario Vargas Llosa, en tanto agente de la cultura consiguió, sin desprenderse de la imagen de intelectual tradicional, dar el paso a intelectual orgánico, articulando y dando cohesión a las derechas liberales latinoamericanas. Aunque vale resaltar, esto no dependió únicamente de la voluntad individual del escritor peruano. Notamos que es a partir de los años 2000, en un contexto de evidente fracaso de la modernización conservadora impulsada en tiempos del llamado consenso de Washington, que se dieron cambios de orden cuantitativo y cualitativo, los cuales indujeron un refuerzo de ciertas estrategias en defensa de la sociedad de libre mercado. De la misma forma que las declaraciones citadas dan muestra de los aires de renovación que el ya anciano Vargas Llosa acarreó al espacio de los think tanks liberales, también resulta importante advertir, como señalan De Castro y Birns, que la consolidación del escritor peruano dentro de este nuevo campo no deben ser leídos bajo la lente del gobierno o gobernanza, sino – en sentido foucaultiano – de la gubernamentalidad donde “la red de instituciones paragubernamentales que no ejercen formalmente la autoridad política pero que en sus operaciones cimientan y ramifican el dominio de las mentalidades reinantes”. En este sentido, proponen los autores:

  • 43 De Castro, Juan and Birns, Nicholas (dir.), Vargas Llosa and Latin American Politics, Nueva York, (...)

(...) tener la identidad intelectual propia [de Mario Vargas Llosa] anclada en la gubernamentalidad en lugar de en el gobierno o la gobernanza no sólo está en sintonía con el antiestatismo de la ideología del libre mercado, sino que también es la única manera de ser portátil, flexible e intelectualmente en movimiento".43

  • 44 Dosse, François, La Marche des idées. Histoire des intellectuels, histoire intellectuelle, Paris, (...)

41En síntesis, retomando la pregunta que disparó este articulo en torno a la novedad (o no) de las derechas actuales, si estamos de acuerdo en que la suma de A+B no significa el cambio en la composición ni de A ni de B, también hay que coincidir en que el resultado de dicha ecuación nunca será ó A ó B (más aún cuando nos referimos a procesos sociales). Pasados cuarenta años, nos reencontramos frente al desafió que Stuart Hall lanzaba al campo político de la izquierda británica cuando el thatcherismo apenas daba sus primeros pasos. Como adelantado en la introducción, este abordaje a partir de Mario Vargas Llosa y la FIL nos permite afirmar que aunque no hay novedad orgánica del fenómeno en torno a la ofensiva neoliberal, es posible señalar un el acoplamiento de fuerzas, recursos materiales y simbólicos y de repertorios orientados a la batalla de las ideas ya maduro o reactivados que pone manifiesto la plasticidad estratégica y resiliencia del programa de vocación hegemónica que defiende. Con ello, reafirmamos la necesidad de continuar indagando en torno a las novedades de las derechas en los momentos concretos, lo que no implicar salir a la búsqueda de nuevas definiciones o formas de categorización con pretensión absoluta. Como ya advirtió François Dosse, la historia intelectual y la historia de los intelectuales sólo se puede concebir como una compleja interacción de conceptos, discursos y prácticas que están sujetos al desgaste del tiempo y pueden desaparecer, enmendarse y mutar en el contexto de las dinámicas circulatorias, recomponiéndose según los contextos, los acontecimientos y las posibles alianzas en escenarios cambiantes44.

Haut de page

Bibliographie

Alvarez-Rivadulla, María José, Markoff and Montecinos, Verónica, “The  transamerican  market  advocacy  think  tank  movement”, in Garcé, Adolfo and Uña, Gerardo (eds.), Think Tanks and Public Policies in Latin América, Buenos Aires, Fundación CIPPEC, 2010.

Apuleyo Mendoza, Plinio, Montaner Carlos Alberto y Vargas Llosa, Álvaro, Manuel del perfecto idiota latinoamericano, Barcelona, Editorial Atlántida, 1996.

Bernaldo de Quirós, Lorenzo, “La amenaza neopopulista”, 17 de octubre de 2002. URL: https://www.elcato.org/la-amenaza-neopopulista.

Boisard, Stéphane, «La nueva derecha chilena y la impronta de los años 1960: ¿ruptura o continuidad?», In Nuevo Mundo Mundos Nuevos, Cuestión de tiempo presente, [en ligne], mis en ligne 11 junho 2015, URL: http://journals.openedition.org/nuevomundo/68009.

Boron, Atilio, El hechicero de la tribu. Vargas Llosa y el liberalismo en América Latina, Barcelona, Buenos Aires, Akal, 2019.

Bourdieu, Pierre, Las reglas del arte: génesis y estructura del campo literario, Barcelona, Editorial Anagrama, 1992.

Calloni, Stella y Ducrot, Víctor, Recolonización o independencia. América Latina en el siglo XXI, Buenos Aires, Tesis-Norma, 2004.

Comas, José, “Reacción crítica en Perú a la nacionalización de Vargas Llosa, El País, 5 de julio 1993. URL: https://elpais.com/diario/1993/07/03/cultura/741650401_850215.html.

Croce, Marcela (dir.), Polémicas intelectuales en América Latina. Del «meridiano intelectual» al caso Padilla (1927-1971), Buenos Aires, Ed. Simurg, 2006.

De Castro, Juan and Birns, Nicholas (dir.), Vargas Llosa and Latin American Politics, Nueva York, Palgrave Macmillan, 2010.

De Castro, Juan, Mario Vargas Llosa: Public Intellectual in Neoliberal Latin America. Tucson, University of Arizona Press. 2011

De Soto, Hernando, Ghersi, Enrique y Ghibellini, Mario, El otro sendero. La révolución informal, Lima, Instituto Libertad y Democracia, 1987.

Dosse, François, La Marche des idées. Histoire des intellectuels, histoire intellectuelle, Paris, La Découverte, 2003.

España. Boletín Oficial del Estado, n° 60, 4408, 10 marzo de 2004. URL: https://www.boe.es/diaro_boe/txt.php?id=BOE-A-2004-4409. Consultado el 15/02/2018.

Fischer, Karin y Plehwe, Dieter, “Redes de think tanks e intelectuales de derecha en América Latina”, Nueva Sociedad, nº 245, 2013, p. 70-86.

Fundación Internacional para la Libertad, Manifiesto FIL. Que la Pandemia no sea un pretexto para el autoritarismo. Abril 2020. URL: https://fundacionfil.org/manifiesto-fil/

Giménez, María Julia, Navegar el Atlántico a contramarea: la Fundación Internacional para la Libertad y la agenda liberal ofensiva en América Latina (2002-2016). Tesis de doctorado. Instituto de Filosofia e Ciências Humanas Universidade Estadual de Campinas, Campinas, 2021. URL: https://hdl.handle.net/20.500.12733/1642216.

Hall, Stuart, “The Great Moving Right Show”, in Marxism Today, January 1979.

Hall, Stuart; Davison, Sally; Featherstone, David; Rustin, Michael and Schwarz, Bill, Selected Political Writings: The Great Moving Right Show and Other Essays, Durham, Duke University Press, 2017.

Instituto Cervantes, URL: https://www.cervantes.es/bibliotecas_documentacion_espanol/biografias/berlin_mario_vargas_llosa.htm.

Köllmann, Sabine, Vargas Llosa's fiction & the demons of politics, Berlin, Peter Lang, 2002 

Medvetz, Thomas, Think Tanks as an Emergent Field, New York, Social Research Council, 2008.

Mirowski, Philip and Plehwe, Dieter. (eds.), The Road to Mont Pèlerin. The Making of the Neoliberal Thought Collective, Cambridge, Harvard University Press, 2009

Plehwe, Dieter and Walpen, Bernhard, “Between network and complex organization: The Making of Neoliberal Knowledge and Hegemony”, en Plehwe, Dieter; Walpen, Bernhard and Neunhöffer, Gisela (eds.), Neoliberal Hegemony: A Global Critique. London, Routledge, 2006, p. 27-50.

Real Academia Española, URL:https://www.rae.es/sites/default/files/Biografia_Mario_Vargas_Llosa.pdf.

Rocha, Camila, 'Menos Marx, mais Mises': uma gênese da nova direita brasileira (2006-2018). 2019. Tesis de doctorado, Faculdade de Filosofia, Letras e Ciências Humanas, Universidade de São Paulo, São Paulo, 2019.

Rojas, Mauricio, "Mario Vargas Llosa: el rebelde liberal", 14ymedio, 17 de Abril de 2016, consulté le 10 août 2018. URL: https://www.14ymedio.com/cultura/Mario-Vargas-Llosa-rebelde-liberal_0_1982201763.html.

Santa Fe. Documento de Santa Fe I. Santa Fe, 1980. URL: http://www.desaparecidos.org/nuncamas/web/document/docstfe1_00.htm. Consultado el 30/01/2020.

Soto, Ángel (dir.), Borges, Paz, Vargas Llosa: literatura y libertad en Latinoamérica, Madrid, Unión Editorial, 2015.

Vargas Llosa, Mario, Programa de TV De Cerca, 1998, Disponible en: https://www.youtube.com/watch?v=UQppji2hJbU.

Vargas Llosa, Mario, Elogio de la lectura y la ficción, Discurso realizado al recibir el Premio Nobel de la Literatura, el 7 de diciembre de 2010. URL: https://www.nobelprize.org/prizes/literature/2010/vargas_llosa/25185-mario-vargas-llosa-discurso-nobel/

Vargas Llosa, Mario, Confessions of a liberal, https://www.aei.org/research-products/speech/confessions-of-a-liberal/

Vargas Llosa, Mario, La llamada de la tribu, Barcelona, Alfaguara, 2018.

Vargas Llosa, Mario, La llamada de la tribu, Barcelona, Alfaguara, 2018.

Vargas Llosa, Mario, biografía, URL:http://www.mvargasllosa.com/biograf.htm

Haut de page

Notes

1 Siguiendo la categorización realizada por Camila Rocha a partir de la propuesta de Michael Freeden, en torno a las macro-ideologías e ideologías modulares, entenderemos al liberalismo como una macro-ideología política, y el neoliberalismo como una ideología-modular que eventualmente choca con otras ideologías políticas que también se vinculan a la tradición liberal. Así, cuando se adjetive un actor (individual o colectivo) como neoliberal, se lo hace considerando a los adeptos de la obra de Hayek, la Escuela de Chicago y la Escuela de Virginia; ultra liberalismo y ultra liberal en referencia a ideologías políticas pro-mercado más radicales en relación al entendimiento de Estado, como el objetivismo, el minarquismo, el libertario y el anarco-capitalismo; y, se usará "pro-mercado", cuando se haga referencia más genérica a los actores que hace o hicieron parte del gran abanico internacional de organizaciones que defienden el capitalismo de libre mercado, y que congrega diversas ideologías modulares. Rocha, Camila, 'Menos Marx, mais Mises': uma gênese da nova direita brasileira (2006-2018). Tesis de doctorado, São Paulo, Universidade de São Paulo, 2019, p. 48-49.

2 Sobre las generaciones de derechas en América Latina, consúltese: Boisard, Stéphane, «La nueva derecha chilena y la impronta de los años 1960: ¿ruptura o continuidad?», In Nuevo Mundo Mundos Nuevos, Cuestión de tiempo presente, [en ligne], mis en ligne 11 junho 2015, URL: http://journals.openedition.org/nuevomundo/68009. Consulté le 25 janvier 2022.

3 El Grupo de Notables está compuesto exclusivamente por miembros que recibieron algún Premio Nobel. Desde mediados de 1950 la Mont Pelerin Society cuanta con participación latinoamericana. Entre los miembros pioneros cabe mencionar a Paulo Ayres Filho de Brasil, Manuel F. Ayau de Guatemala, Alberto Benegas Lynch de Argentina y Carlos Cáceres de Chile. Sobre la Mont Pelerin Society consúltese: Mirowski, Philip and Plehwe, Dieter. (eds.), The Road to Mont Pèlerin. The Making of the Neoliberal Thought Collective, Cambridge, Harvard University Press, 2009.

4 Sobre el boom de think tanks en América Latina durante la primera década del siglo XXI, consúltese Plehwe, Dieter; Walpen, Bernhard and Neunhöffer, Gisela (dir.), Neoliberal Hegemony: A Global Critique. Londres, Routledge, 2006.

5 España. Boletín Oficial del Estado, n° 60, 4408, 10 marzo de 2004. URL: https://www.boe.es/diario_boe/txt.php?id=BOE-A-2004-4409. Consulté le 15 février 2018.

6 URL:http://www.mvargasllosa.com/biograf.htm. Consulté le 10 mars 2020.

7 URL:https://www.rae.es/sites/default/files/Biografia_Mario_Vargas_Llosa.pdf. Consulté le 10 mars 2020.

8 URL: https://www.cervantes.es/bibliotecas_documentacion_espanol/biografias/berlin_mario_vargas_llosa.htm. Consulté le 10 mars 2020.

9 Köllmann, Sabine, Vargas Llosa's fiction & the demons of politics, Berlin, Peter Lang, 2002.

10 El Caso Padilla, es el nombre bajo el cual se hizo conocido el arresto del poeta cubano Heberto Padilla, en 1971, acusado de perpetrar actividades subversivas contra el gobierno cubano. El episodio provocó la crítica de figuras de la cultura a nivel internacional, como Julio Cortázar, Susan Sontag, Octavio Paz, Jean-Paul Sartre; y en algunos casos quebró definitivamente la relación de intelectuales con la revolución cubana, como aconteció con Mario Vargas Llosa. Sobre el caso consúltese Croce, Marcela (dir.), Polémicas intelectuales en América Latina. Del «meridiano intelectual» al caso Padilla (1927-1971), Buenos Aires, Ed. Simurg, 2006.

11 Boron, Atilio, El hechicero de la tribu. Vargas Llosa y el liberalismo en América Latina, Buenos Aires, Akal, 2019, p. 35-40.

12 Sobre este aspecto de la trayectoria de Mario Vargas Llosa, ampliamente repetido en sus manifestaciones públicas, consúltese: Mario Vargas Llosa, “Bajo el cielo de Jerusalén”, Toque de Piedra, El País, 27 de marzo de 1995, consulté le 10 juin 2018.

13 De Soto, Hernando, Ghersi, Enrique y Ghibellini, Mario, El otro sendero. La révolución informal, Lima, Instituto Libertad y Democracia, 1987.

14 Rojas, Mauricio, "Mario Vargas Llosa: el rebelde liberal", 14ymedio, 17 de Abril de 2016, consulté le 10 août 2018. URL: https://www.14ymedio.com/cultura/Mario-Vargas-Llosa-rebelde-liberal_0_1982201763.html.

15 Soto, Ángel (dir.), Borges, Paz, Vargas Llosa: literatura y libertad en Latinoamérica, Madrid, Unión Editorial, 2015.

16 Vargas Llosa, Mario, La llamada de la tribu, Barcelona, Alfaguara, 2018.

17 Vargas Llosa, Mario, El pez en el agua, Barcelona, Seix Barral, 1993.

18 Bourdieu, Pierre, Las reglas del arte: génesis y estructura del campo literario, Barcelona, Editorial Anagrama, 1992.

19 Pierre Bourdieu, op. cit., p. 337-341

20 Según las cronologías, en 2005 su nombre figuró entre los cien intelectuales más destacados e influyentes del planeta, seleccionados por las revistas Foreign Policy (Estados Unidos) y Prospect (Gran Bretaña). Las mismas revistas lo consideraron, en 2008 en el vigésimo lugar entre los 100 intelectuales más influyentes del mundo. Y la revista Foreign Policy volvió a colocarlo en el tercer lugar de los intelectuales iberoamericanos más influyentes de 2012. Otros tres reconocimientos llegaron en este periodo que correspondió a la obtención del premio Nobel de literatura en 2010, el premio Personaje del Año otorgado por la revista Vanity Fair; en 2014, fue considerado entre los 100 pensadores más influyentes por el ranking anual de Gottlieb Duttweiler Institute (Suiza) y entre los 50 intelectuales iberoamericanos más influyentes en 2014 por la revista Esglobal, Madrid (España).

21 Comas, José, “Reacción crítica en Perú a la nacionalización de Vargas Llosa, El País, 5 de julio 1993. Consulté le 10 de mars 2020. URL: https://elpais.com/diario/1993/07/03/cultura/741650401_850215.html.

22 Sobre este asunto, consúltese el capítulo “Mr. Vargas Llosa goes to Washington”, in De Castro, Juan, Mario Vargas Llosa: Public Intellectual in Neoliberal Latin America. Tucson, University of Arizona Press. 2011, p. 46-59.

23 El discurso completo puede consultarse en URL: https://www.aei.org/research-products/speech/confessions-of-a-liberal/

24 A continuación usamos Atlas para referirnos a Atlas Economic Research Foundation.

25 Dentro de los países se puede mencionar: en 2009 en la Pinacoteca de la Municipalidad de Piura (Perú), en Cajamarca (Perú), en la V Feria Internacional del Libro de Panamá y en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara (México). En 2010, se estrenó en el Palacio de Iturbide (Mexico), en la Casa de América Latina (París), en el Instituto Cervantes de Estocolmo y en el Museo de la Nación de Lima. En 2011, se inauguró en la Feria del Libro de Bogotá (Colombia), en la sala de exposiciones El Águila de Madrid y en la Feria del Libro de Santo Domingo (República Dominicana).

26 Vargas Llosa, Mario, Elogio de la lectura y la ficción, Discurso realizado al recibir el Premio Nobel de la Literatura, el 7 de diciembre de 2010. URL: https://www.nobelprize.org/prizes/literature/2010/vargas_llosa/25185-mario-vargas-llosa-discurso-nobel/

27 Sobre el manifiesto, consúltese: Fundación Internacional para la Libertad, Manifiesto FIL. Que la Pandemia no sea un pretexto para el autoritarismo. Abril 2020. URL: https://fundacionfil.org/manifiesto-fil/

28 Medvetz, Thomas, Think Tanks as an Emergent Field, New York, Social Research Council, 2008.

29 Plehwe, Dieter and Walpen, Bernhard, “Between network and complex organization: The Making of Neoliberal Knowledge and Hegemony”, en Plehwe, Dieter; Walpen, Bernhard and Neunhöffer, Gisela, op. cit., p. 27-50.

30 Fischer, Karin y Plehwe, Dieter, “Redes de think tanks e intelectuales de derecha en América Latina”, Nueva Sociedad, nº 245, 2013, p. 70-86.

31 Bernaldo de Quirós, Lorenzo, “La amenaza neopopulista”, 17 de octubre de 2002 [en ligne]. Consulté le 07/05/2018. URL: https://www.elcato.org/la-amenaza-neopopulista.

32 Ídem.

33 Giménez, María Julia Navegar el Atlántico a contramarea: la Fundación Internacional para la Libertad y la agenda liberal ofensiva en América Latina (2002-2016), Tesis de doctorado, Instituto de Filosofia e Ciências Humanas Universidade Estadual de Campinas, Campinas, 2021. URL: https://hdl.handle.net/20.500.12733/1642216, p. 166

34 Para María José Alvarez-Rivadulla, John Markoff y Verónica Montecinos, organizaciones de “segundo orden” son aquellas dedicadas a patrocinar otras entidades en la red y cuyo objetivo no es simplemente participar en el movimiento de defensa del mercado, sino fomentarlo. Alvarez-Rivadulla, María José; Markoff, John and Montecinos, Verónica, “The  transamerican  market  advocacy  think  tank  movement”, in Garcé, Adolfo and Uña, Gerardo (eds.), Think Tanks and Public Policies in Latin América, Buenos Aires, Fundación CIPPEC, 2010.

35 Sobre este asunto consúltese el capítulo 2 de María Julia Giménez, “Navegar el Atlántico a contramarea: la Fundación Internacional para la Libertad y la agenda liberal ofensiva en América Latina (2002-2016). Tesis de doctorado. Instituto de Filosofia e Ciências Humanas Universidade Estadual de Campinas, Campinas, 2021. URL: https://hdl.handle.net/20.500.12733/1642216.

36 La primera, en 1994 en la participación de un Programa de Ecología en Venezuela junto al CEDICE; la segunda en verano de 1996 asociado a una publicación de la Fundación para el Análisis y Estudios Sociales de España; la tercera en 1998, por su participación en la celebración de los diez años de la Fundación Libertad, en Rosario; y la cuarta, en la conferencia con motivo del decimoquinto aniversario del CEDICE, en 1999 en Caracas.

37 Apuleyo Mendoza, Plinio; Montaner Carlos Alberto y Vargas Llosa, Álvaro, Manuel del perfecto idiota latinoamericano, Barcelona, Editorial Atlántida, 1996.

38 Cabe mencionar que apenas en el último evento registrado para este análisis, realizado con motivo de las celebraciones de los 80 años de Mario Vargas Llosa en marzo de 2016, fue conformado un panel dedicado a la “Ética y la literatura” con la presencia del escritor español Fernando Savater (que ya había discursado en la abertura del IV Foro Atlántico, en 2007), la escritora y miembro de la Real Academia Española Carmen Riera y el crítico cultural de El País Manuel Rodríguez Rivero; y otro dedicado a un diálogo entre el novelista peruano, el escritor turco Orhan Pamuk, ganador del Premio Nobel de Literatura 2006, y Pilar Reyes, directora Editorial de Alfaguara.

39 Sobre estas denuncias e investigaciones consúltese el capítulo 4 de María Julia Giménez, op. cit.

40 Vargas Llosa, Mario, Programa de TV De Cerca, 1998, Disponible en: https://www.youtube.com/watch?v=UQppji2hJbU. Consulté le 10 décembre 2019

41 Documento de Santa Fe I. Santa Fe, 1980. URL: http://www.desaparecidos.org/nuncamas/web/document/docstfe1_00.htm . Consulté le 30 janvier 2020. Sobre los Documentos de Santa Fe y la construcción de una estrategia hemisférica estadounidense liberal ofensiva para América Latina y el Caribe, consúltese Calloni, Stella y Ducrot, Víctor, Recolonización o independencia. América Latina en el siglo XXI, Buenos Aires, Tesis-Norma, 2004.

42 Bourdieu, Pierre, op. cit., p. 337.

43 De Castro, Juan and Birns, Nicholas (dir.), Vargas Llosa and Latin American Politics, Nueva York, Palgrave Macmillan, 2010, p. 7 (Traducción propia).

44 Dosse, François, La Marche des idées. Histoire des intellectuels, histoire intellectuelle, Paris, La Découverte, 2003.

Haut de page

Table des illustrations

Titre Gráfico 1 – Distinciones recibidas por Mario Vargas Llosa según año y país
URL http://journals.openedition.org/nuevomundo/docannexe/image/87306/img-1.jpg
Fichier image/jpeg, 237k
Titre Gráfico 2 – Tipo de distinció y año de entrega a MarioVargas Llosa
URL http://journals.openedition.org/nuevomundo/docannexe/image/87306/img-2.jpg
Fichier image/jpeg, 182k
Haut de page

Pour citer cet article

Référence électronique

Stéphane Boisard et María Julia Giménez, « Defender el liberalismo con piedras y tanques: Mario Vargas Llosa y la Fundación Internacional para la Libertad »Nuevo Mundo Mundos Nuevos [En ligne], Questions du temps présent, mis en ligne le 21 février 2022, consulté le 02 juillet 2022. URL : http://journals.openedition.org/nuevomundo/87306 ; DOI : https://doi.org/10.4000/nuevomundo.87306

Haut de page

Auteurs

Stéphane Boisard

Maître de Conférences à l’Institut National Universitaire Jean-François Champollion et membre titulaire du laboratoire CNRS FRAMESPA / UMR 5136

Articles du même auteur

María Julia Giménez

Doctora en Ciencia Política, Universidade Estadual de Campinas, Brasil

Haut de page

Droits d’auteur

Licence Creative Commons
Nuevo mundo mundos nuevos est mis à disposition selon les termes de la licence Creative Commons Attribution - Pas d'Utilisation Commerciale - Pas de Modification 4.0 International.

Haut de page
Rechercher dans OpenEdition Search

Vous allez être redirigé vers OpenEdition Search